ESPAÑA

Un ministro español le pidió a Kerry que cantara un tango de Gardel

A su llegada ayer a Madrid, el ministro de Relaciones Exteriores José ManuelGarcía-Margallo regaló al secretario de estado de Estados Unidos una guitarra española. Ante la prensa bromearon y le pidió que cantara "Volver" de Carlos Gardel.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
José Manuel García-Margallo con John Kerry. Foto: EFE

El ministro español de Exteriores, José Manuel García-Margallo, bromeó hoy con el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, sobre su imagen tocando la guitarra que publica la prensa y aseguró que le pidió que cantara, pero "Volver", el tango de Carlos Gardel que dice "20 años no es nada".

"No sé si has visto la prensa. Estabas en todas las portadas, yo en un papel secundario", comentó García-Margallo a Kerry al inicio de la rueda de prensa conjunta y en alusión a la foto en la que el secretario de Estado de Estados Unidos aparece tocando la guitarra y él está sentado.

"Tú estabas tocando la guitarra. Los periódicos dijeron que te pedí cantar, cosa que es absolutamente cierta. Lo que no saben es que yo quería que cantases un tango de Carlos Gardel: Veinte años no es nada", dijo el ministro español.

La letra de este tango sirvió a García-Margallo para introducir en su intervención el acuerdo sobre la limpieza del suelo contaminado de la localidad Palomares (Sureste) que acababa de firmar con Kerry.

"Veinte años no es nada, pero cincuenta son muchos años", dijo el ministro español al referirse al acuerdo para descontaminar el entorno de Palomares donde ocurrió un accidente radiactivo hace casi 50 años.

A su llegada ayer a Madrid, García-Margallo regaló a Kerry una guitarra española que el secretario estadounidense recibió con agrado: "Es un regalo precioso", expresó segundos antes de que el ministro le preguntara si deseaba cantar.

Entre risas, el secretario de Estado de Estados Unidos respondió que no y regaló a su vez al ministro de Exteriores un reloj de sobremesa que, según sus palabras, es una "pieza especial" que posee "poca gente en el mundo", entre ellos lo tuvo John F. Kennedy.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados