REINO UNIDO

En Londres se preguntan cuándo se va Theresa May

Una derrota en las elecciones europeas en proceso puede darle el golpe final a su débil gobierno.

Theresa May. Foto: Reuters
Theresa May en campaña por las elecciones en la UE que se abrieron ayer en Reino Unido. Foto: Reuters

Theresa May se aferró al poder ayer jueves tras el fracaso de su última maniobra para sellar el Brexit, eclipsando una elección europea que mostró que el Reino Unido aún está dividido sobre cómo procesar su salida del bloque, si es que alguna vez la concreta.

Reino Unido enfrenta una serie de opciones, que incluyen una salida ordenada con un acuerdo, un divorcio no pactado o un segundo referéndum que podría revertir la decisión tomada por los británicos en 2016, cuando el 52% votó por abandonar la UE.

May, quien llegó al 10 de Downing Street -la sede del gobierno en Londres- en medio de la agitación generada por el resultado de ese primer referéndum, ha fracasado ya tres veces en lograr que el Parlamento le apruebe su acuerdo del Brexit negociado durante dos años con la UE.

Su última jugada, en la que ofreció un potencial segundo referéndum y acuerdos comerciales más estrechos con la UE, desencadenaron la revuelta de algunos ministros que apoyan el Brexit, provocando la renuncia de la líder de la Cámara de los Comunes, Andrea Leadsom.

Ayer jueves -cuando los británicos votaban en las elecciones europeas, donde según encuestas los conservadores de May serán duramente golpeados por el Partido del Brexit liderado por el nacionalista Nigel Farage- la primera ministra seguía atrincherada.

Protestas por el Brexit. Foto: EFE
Protestas por el Brexit. Foto: EFE

Pero los periódicos británicos aseguraron que su tiempo se ha acabado. La portada del diario The Sun decía “May organiza su salida tras el fiasco del Brexit”, mientras que The Times tituló: “May se prepara para renunciar después del motín del gabinete”.

“¿Cuánto más puede aguantar?”, se preguntaba en portada el Daily Express junto a una fotografía de Theresa May dentro de su coche oficial y aparentemente con lágrimas en los ojos que también aparecía en la primera página del Daily Mail.

El gobierno informará sobre la tramitación del proyecto de ley para la salida de la UE en la semana del 3 de junio, con la esperanza de que se vote el 7.

La primera ministra había ligado su futuro a la votación de la ley del Brexit. Hoy viernes se reunirá con sus diputados, que le exigen que deje el cargo antes del 10 de junio o de lo contrario podrían cambiar la normativa interna para forzar su salida con una nueva moción.

Su odisea recuerda a la sufrida por Margaret Thatcher (1925-2013), la primera mujer que gobernó en el Reino Unido (1979-90) y en Europa, que al final de su mandato fue también arrinconada por su partido.

La prensa británica especula con que May podría dimitir tras conocerse el lunes los resultados de las elecciones comunitarias o después de la visita del presidente Donald Trump, programada del 3 al 5 de junio. Las autoridades británicos confirmaron que esta visita se mantiene en pie, sea ella la jefa del gobierno o solo primera ministra en funciones. El ministro de Relaciones Exteriores, Jeremy Hunt, dijo que May aún será la primera ministra cuando Trump llegue a Londres.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados