LA CRISIS DIPLOMÁTICA LONDRES-MOSCÚ

Londres echa a diplomáticos rusos por espía envenenado

Son 23 y tienen una semana para irse; Moscú también anuncia represalia

Personal militar británico retira un vehículo contaminado. Foto: AFP
Personal militar británico retira un vehículo contaminado. Foto: AFP

Reino Unido expulsó a 23 diplomáticos rusos, la más dura medida de este tipo desde la Guerra Fría, en respuesta al ataque químico contra un ex agente doble ruso en Inglaterra del que el gobierno británico culpa a Moscú.

Ayer miércoles, la primera ministra Theresa May apuntó firmemente su dedo acusador contra el presidente ruso, Vladímir Putin, mientras detallaba las represalias en el Parlamento.

Rusia niega cualquier implicación en el ataque contra el exespía Sergei Skripal y su hija Yulia, que están hospitalizados en estado crítico desde que fueron hallados inconscientes el 4 de marzo en un banco de Salisbury, en el sur de Inglaterra.

May anunció que podría congelar activos estatales rusos que representen una amenaza a la seguridad, nuevas leyes para enfrentar la actividad de Estados hostiles, y una reducción de la presencia oficial británica en el Mundial de Fútbol de Rusia.

El gobierno británico le había dado plazo hasta la medianoche del martes a Rusia para que hiciera sus descargos antes de anunciar las medidas. "Su respuesta demostró un completo desprecio por la gravedad de estos hechos", comentó May en su discurso ante el Parlamento. "Trataron el uso de un agente neurotóxico de grado militar en Europa con sarcasmo, desdén y desafío", agregó.

La única conclusión posible es que el Estado ruso estuvo detrás del intento de asesinato de los Skripal y del daño que sufrió Nick Bailey, un oficial de policía que está grave tras haber sido expuesto al agente neurotóxico, declaró May. "Esto representa un uso ilegal de la fuerza por parte del Estado ruso contra Reino Unido", indicó.

El Ministerio de Relaciones Exteriores ruso señaló que Moscú responderá con rapidez a las medidas británicas, que fueron adoptadas con "fines políticos cortos de miras. El gobierno británico ha escogido la confrontación con Rusia".

Los dos gobiernos se culparon mutuamente por la crisis. "Muchos miramos con esperanza a la Rusia postsoviética. Queríamos una mejor relación y es trágico que el presidente Putin haya elegido actuar de esta manera", dijo May.

Reino Unido, que recibió muestras de apoyo de Estados Unidos, la Unión Europea y la OTAN, indicó que intentará coordinar una respuesta internacional al ataque.

Los 23 diplomáticos rusos, identificados como agentes de inteligencia no declarados, tienen una semana para irse.

Reino Unido revocará una invitación al ministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergei Lavrov, para que visite el país y suspenderá los contactos bilaterales de alto nivel planeados entre Londres y Moscú.

A diferencia de las sanciones que impusieron Estados Unidos y la Unión Europea sobre Rusia en respuesta a su anexión de Crimea, May no apuntó a individuos ni a compañías rusas como objetivo específico de penalizaciones. "Congelaremos los activos del Estado ruso donde tengamos la prueba de que pueden ser utilizados para amenazar la vida o la propiedad de nacionales o residentes del Reino Unido", destacó.

Además anunció un aumento de los registros de los vuelos privados, aduanas y cargamentos para vigilar mejor a las personas que viajen a Reino Unido y puedan representar una amenaza a la seguridad. También amenazó a personas descritas como "criminales peligrosos y élites corruptas", agregando que "no hay lugar para esa gente, o su dinero, en nuestro país".

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, dijo que el uso de gas nervioso en el atentado es "inaceptable".

"El uso de gas nervioso como arma bajo cualquier circunstancia es inaceptable y su uso por parte de un Estado constituiría una seria violación a la ley internacional", dijo el portavoz de la ONU, Farhan Haq, citando a Guterres.

Rusia debe proporcionar explicaciones "inequívocas" sobre el ataque, exigió el presidente estadounidense Donald Trump tras hablar con May. En particular, Moscú debe explicar "cómo esta arma química", conocida como Novichok, "desarrollada en Rusia, fue utilizada en Reino Unido".

La crisis entre Moscú y Londres podría agravarse tras la muerte de otro exiliado, Nikolái Glushkov, de 69 años, que fue hallado muerto el lunes en su domicilio en New Malden, un suburbio de Londres, según la prensa británica.

Glushkov, cuya muerte aún no fue confirmada oficialmente, era cercano al millonario Boris Berezovski, un enemigo del Kremlin que fue hallado ahorcado en 2013 en el Reino Unido.

Rusia fabrica Novichok.

El científico que reveló el programa ruso de armas químicas, Vil Mirzayanov, que ahora vive en Estados Unidos, dijo que "solamente los rusos" fabricaron el potente agente nervioso Novichok usado en el atentado.

"Lo tenían y siguen teniéndolo en secreto", explicó Mirzayanov, que estima que las dos víctimas principales, padre e hija morirán o saldrán muy maltrechos del contacto con esta sustancia.

May era ministra de Interior cuando se produjo el asesinato en Londres de Alexander Litvinenko, en 2006, un crimen con una sustancia radioactiva (polonio-210) cometido con el consentimiento de Putin, según las conclusiones de la investigación oficial.

Entonces la respuesta se limitó a la expulsión de varios diplomáticos y la congelación de unos pocos bienes, una reacción tibia que estos días ha sido citada como una de las razones por las que Moscú se habría atrevido a golpear de nuevo en territorio británico.

Ayer la viuda de Litvinenko dijo que la respuesta de Londres no había sido suficiente.

EE.UU. acusa a Rusia y lanza una advertencia

La embajadora de Estados Unidos en la ONU, Nikki Haley, acusó ayer a Rusia del ataque con un gas al ex espía ruso en suelo británico durante una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad. Haley es la primera funcionaria estadounidense en acusar a Moscú. "Debe responsabilizarse por sus acciones", dijo Haley en referencia a Moscú. "Si no tomamos medidas concretas inmediatas para resolver esto ahora, Salisbury no será el último lugar donde veremos armas químicas", advirtió Haley, enfatizando que no se trata de "un caso aislado".

Ministros y la realeza se quedan sin ir al Mundial

Entre las medidas anunciadas ayer por la primera ministra británica Theresa May está un boicot gubernamental al Mundial de Fútbol que albergará Rusia en junio y julio. Este boicot incluye a la Casa Real, por lo cual ningún miembro de la monarquía británica estará en Rusia durante el Mundial. "No habrá asistencia de ministros ni de miembros de la familia real al Mundial de Rusia", afirmó May en el Parlamento.

Por su parte, los organizadores del Mundial minimizaron el boicot diplomático británico. "La elección de venir o no venir a la Copa del Mundo es de cada aficionado. No tendrá impacto en la calidad del torneo. Siempre hemos tenido la intención de organizarlo al más alto nivel", declaró a la agencia de prensa RIA Novosti Alexei Sorokine, al frente del comité de organización del Mundial 2018.

El ministerio de Relaciones Exteriores británico avisó ayer miércoles a sus ciudadanos que viajen a Rusia que podrían ser hostigados por la crisis diplomática entre Londres y Moscú. "Si bien la embajada británica en Moscú no tiene constancia de un incremento de las dificultades para los británicos que viajan a Rusia en estos momentos, deberían seguir de cerca la situación política y de seguridad y estar atentos a los consejos de viajes", dijo el Foreign Office en sus advertencias a viajeros, en especial aquellos que viajen al Mundial.

La selección de Inglaterra es la única británica que se ha clasificado, y sus hinchas ya fueron blanco de ataques por aficionados rusos durante la Eurocopa disputada en Francia en 2016. Ayer la FIFA mostró su "total confianza en que los 32 equipos participantes y los aficionados de todo el mundo harán que este Mundial sea un evento memorable". "En lo que se refiere a la representación administrativa o diplomática en el Mundial, corresponde a cada país pronunciarse sobre su presencia de manera independiente", señaló.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)