AVANCE DE LA PANDEMIA

Leve baja de casos de COVID-19 en Francia y récord en Italia

Fue el primer país de Europa en ser duramente golpeado por el COVID-19 y tiene el segundo mayor número de muertos del continente después de Gran Bretaña.

Coronavirus en Francia. Foto: Reuters
Coronavirus en Francia. Foto: Reuters - Archivo

Los nuevos casos de coronavirus en Francia bajaron ligeramente ayer domingo, hasta los 29.837 en un día, desde el récord de 32.427 registrado el sábado. A pesar del descenso, sigue siendo la tercera cifra de contagios más elevada registrada en el país, incluso si las estadísticas son más bajas los fines de semana debido a que los laboratorios privados de análisis reducen su actividad.

Los datos divulgados ayer domingo muestran otros 85 muertos diarios, frente a los 90 del sábado.

Con estas cifras, el total de casos en Francia asciende a 897.934 y el de fallecimientos a 33.477.

Otros parámetros que miden la incidencia de la enfermedad siguen empeorando.: El índice de positivos entre los análisis realizados registró otro aumento hasta situarse en el 13,2% del total, una décima de punto más que el sábado.

También subieron el número de hospitalizados en los últimos siete días, que fueron 7.530, desde los 7.198 del sábado, y el de enfermos ingresados en unidades de cuidados intensivos: 1.343 (1.298 el sábado).

Y hay 1.750 focos de contagio contabilizados, otro incremento desde los 1.722 notificados el sábado.

La región de París y otras ocho grandes áreas metropolitanas están en toque de queda de las 21.00 a las 6.00, puesto en marcha el sábado durante un mínimo de cuatro semanas, para intentar bajar los contagios y disminuir la presión en las unidades de intensivos.

Por su parte, Italia registró 11.705 nuevos casos de coronavirus ayer domingo, por sobre el récord previo de 10.925 informado el sábado, en momentos en que el gobierno prepara nuevas medidas para enfrentar una segunda ola.

Italia fue el primer país de Europa en ser duramente golpeado por el COVID-19 y tiene el segundo mayor número de muertos del continente después de Gran Bretaña, con 36.543 decesos desde que se inició el brote en febrero.

Las autoridades habían logrado tener el contagio bajo control gracias a un rígido confinamiento de dos meses, pero cuando surgió la segunda ola, ordenaron nuevas medidas, incluido el uso obligatorio en público de mascarillas y restricciones en reuniones.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados