FALLO

Justicia europea le quita inmunidad a diputados catalanes

El Tribunal aplicó ayer viernes un golpe a los eurolegisladores catalanes Carles Puigdemont, Toni Comín y Clara Ponsatí.

Secesionista: Carles Puigdemont en acción política en Bélgica. Foto: AFP
Carles Puigdemont en acción política en Bélgica. Foto: AFP (Archivo)

El Tribunal General de la Unión Europea aplicó ayer viernes un golpe a los eurolegisladores catalanes Carles Puigdemont, Toni Comín y Clara Ponsatí, al mantener firme la suspensión de su inmunidad legislativa, decidida por el Parlamento Europeo en marzo.

Esta misma corte les había restituido temporariamente su inmunidad el 2 de junio en una apelación, pero en el fallo de este viernes el tribunal concluyó que los implicados no demostraron con “grado de probabilidad suficiente” los temores de persecución judicial o arresto.

La justicia española acusa a Puigdemont y Comín de sedición y malversación de fondos, y a Ponsatí sólo de sedición, por el intento de independencia de Cataluña en 2017, y exige su extradición.

En su apelación ante el tribunal europeo, los tres catalanes afirmaron que la suspensión de su inmunidad abría la puerta a que un país del bloque proceda a su detención y entrega a las autoridades españolas.

En cambio, ayer el tribunal señaló que “nada permite considerar que las autoridades judiciales belgas o que las autoridades de otro Estado miembro (de la UE) puedan ejecutar las órdenes de detención europeas dictadas contra los diputados y entregarlos a las autoridades españolas”.

En el caso particular de Ponsatí, el Tribunal mencionó que su detención y entrega por parte de las autoridades del Reino Unido (donde vivió hasta el año pasado) “resulta actualmente hipotética”.

En el fallo, el Tribunal apuntó que “los diputados no han demostrado que pudieran ser objeto de una detención inminente”, ni que su arresto y eventual entrega a España “fueran previsibles con un grado de probabilidad suficiente”.

Además, el propio fallo del Tribunal menciona que una “petición de decisión prejudicial” presentada por el Tribunal Supremo español -a raíz de la negativa belga de extraditar a otro dirigente catalán, Lluís Puig- había dejado de momento en suspenso las órdenes de arresto sobre los tres legisladores.

El abogado de los tres catalanes, Gonzalo Boye, apuntó en Twitter que “si se modifica la situación se evaluarían nuevas cautelares”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados