MEDIO ORIENTE

Israel redobla las advertencias a Irán tras los ataques en Siria

“Continuaremos atacando a quienes nos atacan”, dijo Benjamin Netanyahu.

Autoridades israelíes ordenaron atacar posiciones de Irán en Siria. Foto: AFP
Autoridades israelíes ordenaron atacar posiciones de Irán en Siria. Foto: AFP

Israel incrementó ayer las advertencias a Irán tras atacar múltiples objetivos iraníes en Siria y haber perdido un cazabombardero por fuego enemigo. El episodio amenaza con abrir una nueva e impredecible etapa en el conflicto Siria, un país devastado por siete años de guerra civil.

Si bien Israel y Siria han señalado que no desean profundizar el conflicto, el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu mostró un tono desafiante en un comunicado luego de los incidentes del sábado.

"Ayer propinamos duros golpes sobre las fuerzas de Irán y Siria. Dejamos inequívocamente claro a todos que nuestro modus operandi no ha cambiado en nada", dice el documento.

Las declaraciones de algunos integrantes de su gabinete mantuvieron el tono. Además, el fuego cruzado fue el enfrentamiento más violento de Israel con Irán desde que comenzó el conflicto en Siria en 2011.

"Continuaremos atacando a todos los que intentan atacarnos", añadió Netanyahu.

Según la versión israelí, un dron controlado a distancia por iraníes con base en Siria ingresó el sábado en el espacio aéreo israelí, donde fue abatido. En represalia, la aviación israelí atacó la base "iraní" en Siria desde donde había despegado el dron.

Uno de los aviones israelíes que participó en esta operación fue alcanzado por un misil desde Siria y se estrelló en suelo israelí. Los dos pilotos fueron hospitalizados. Uno de ellos fue gravemente herido en el incidente, pero fue operado y su estado de salud ha mejorado, indicaron las Fuerzas Armadas israelíes.

En respuesta a la defensa antiaérea en Siria, la aviación israelí replicó lanzando ataques contra una docena de objetivos sirios e iraníes.

Víctimas.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, un organismo con sede en Gran Bretaña que hace un seguimiento de la guerra, dijo que los ataques de Israel el sábado mataron al menos a seis personas del Gobierno sirio y de sus fuerzas aliadas. Medios estatales sirios aún no han dado a conocer información sobre alguna víctima o daño.

Del lado israelí, los responsables políticos y militares insistieron ayer sobre el precedente creado por este enfrentamiento.

"Primer enfrentamiento militar directo entre Israel e Irán", "Día de combate con Irán", titularon los periódicos Maariv y Yediot Aharanot.

La prensa insistió sobre el hecho de que el F-16 destruido era el primer aparato israelí derribado desde la guerra en Líbano en 1982. Un extraño revés para un país que depende de la supremacía militar en la región

También fue el primer derribo de un avión de combate israelí por el fuego enemigo desde la ofensiva de Israel en Líbano en 1982.

Desde el comienzo de la guerra en Siria, Israel intenta mantenerse al margen del conflicto. Pero, antes del sábado, ya había atacado decenas de objetivos, ya fueran posiciones del régimen o convoyes con armas destinadas al Hezbolá, milicia chiita libanesa aliada del régimen sirio de Bashar al Asad.

Irán, acérrimo enemigo de Israel, es uno de los países que apoyan Al Asad.

Ataque.

El aparato fue alcanzado en el espacio aéreo israelí por un misil disparado desde Siria, prueba de que "los misiles no conocen las fronteras", dijo a la radio militar el genenral Amnon Ein Dar, de la Fuerza Aérea.

Según expertos, el dron interceptado en territorio israelí es el primero en ser piloteado a distancia directamente por los iraníes desplegados en Siria.

El ministro de Transportes e Inteligencia israelí, Israel Katz, repitió ayer que su país no aceptaría que Irán se implante militarmente en Siria.

"Tenemos los medios para saber todo lo que pasa en Siria, como lo pudimos probar con los ataques del sábado. Nuestra superioridad aérea está totalmente asegurada", afirmó a la radio.

Defensa.

Según la radio militar, las Fuerzas Armadas israelíes reforzaron la defensa antiaérea en el norte, frente a Líbano y Siria.

La administración estadounidense expresó por su lado el respaldo incondicional a su "fiel aliado", evocando el "derecho a defenderse contra las fuerzas sirias y las milicias apoyadas por Irán".

"Pedimos a Irán y sus aliados que cesen sus actividades provocadoras", subrayó la Casa Blanca en un comunicado.

En Israel, pocas voces criticaron los últimos bombardeos israelíes, con la excepción del general de reserva Amiram Levin.

"Deberíamos habernos contentado con derribar el dron que ingresó en nuestro espacio aéreo. Un país que está seguro de él mismo no tiene que fijar públicamente las líneas rojas ya que eso refleja pánico", afirmó este excomandante de la región militar norte.

Irán desafía a Occidente con exhibición de misil en la calle

Cientos de miles de iraníes salieron a las calles ayer para conmemorar la Revolución Islámica de 1979, en una jornada en la que el presidente Hassan Rouhani denunció a Estados Unidos e Israel como opresores.

Rouhani habló ante una multitud en la Plaza Azadi de Teherán Aunque no hizo una mención específica a los ataques aéreos de Israel en Siria del sábado, dijo: "Ellos (Estados Unidos e Israel) querían crear tensión en la región, querían dividir Irak, Siria (...) Querían crear caos en Líbano pero (...) con nuestra ayuda sus políticas fallaron".

Irán respalda al Gobierno del presidente sirio Bashar al-Assad en la guerra civil, a las milicias chiíes de Irak, los rebeldes Houthi en Yemen y a la organización libanesa Hezbollah.

En un abierto desafío a Occidente por las sanciones a su programa de misiles, Irán desplegó el domingo su misil balístico Ghadr en las calles de Teherán.

La televisión iraní dijo que "decenas de miles de personas" salieron a apoyar a la revolución en el país de 81 millones de habitantes, que en diciembre pasó por una peor crisis política con protestas en todo el país.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º