Tensión en la Franja de Gaza

Israel ataca a Hamas tras noche de tensión

Miles de israelíes debieron dormir en refugios antiaéreos.

Ataque: la explosión en uno de los objetivos de Hamas bombardeados por la Fuerza Aérea de Israel, en la zona norte de Gaza. Foto: AFP
VEA EL VIDEO. Foto: AFP

Aviones de la Fuerza Aérea israelí bombardearon ayer miércoles unos 25 objetivos de Hamas en la Franja de Gaza en represalia al lanzamiento de cohetes desde el enclave palestino, en un contexto de gran tensión en la región desde hace varias semanas. Los militares israelíes precisaron que más de 45 cohetes y obuses de mortero fueron disparados en dirección de Israel desde el enclave.

Cinco palestinos fueron levemente heridos por los bombardeos, según fuentes médicas de Gaza. Del lado israelí no se registró ninguna víctima. Pero gran parte de los 200.000 habitantes israelíes que viven cerca de la frontera con Gaza pasaron la noche en refugios.

El sistema israelí de defensa antiaérea interceptó siete disparos palestinos. Aunque otros llegaron a territorio israelí.

Se trata del segundo episodio similar en tres semanas. Como a fines de mayo, el brazo armado de Hamas y de Yihad Islámica, otra fuerza islamista palestina, reivindicaron los disparos de cohetes, respuesta según ellos a los ataques israelíes de los últimos días.

Israel repite que apunta a las posiciones de Hamas como responsables de todas las acciones provenientes del territorio.

Israel y Hamas, el movimiento islamista palestino que dirige la Franja de Gaza, libraron tres guerras desde 2008, y observan desde la última de ellas, en 2014, un alto el fuego a menudo interrumpido por actos hostiles.

Las tensiones se agravaron con el inicio, el 30 de marzo, de una movilización de los palestinos en la Franja de Gaza reclamando el retorno a las tierras de las que salieron al crearse el Estado de Israel en 1948.

Esta movilización generó manifestaciones a lo largo de la frontera entre Gaza e Israel, y enfrentamientos entre palestinos y soldados israelíes, apostados en la valla fronteriza que cierra el enclave. Al menos 132 palestinos murieron por disparos israelíes desde el 30 de marzo, la gran mayoría en los enfrentamientos a lo largo de la frontera. La movilización se ha reducido en los últimos días, pero Israel intenta hacer frente al envío masivo de cometas y balones incendiarios que, lanzados desde la Franja de Gaza, han incendiado miles de hectáreas de su territorio.

En refugios.

En la noche del martes, miles de israelíes se vieron obligados a dormir en los refugios antiaéreos en las comunidades cercanas al enclave costero palestino, donde las alarmas saltaron en varias ocasiones durante la madrugada en los consejos regionales de Eshkol, Shaar HaNegev, Lakhish y Hof Ashkelon y la zona industrial de Ashkelon.

Tres proyectiles cayeron en zonas pobladas, uno de ellos impactó contra una vivienda cuyos ocupantes habían corrido al refugio, otro muy cerca de una guardería y hubo varios vehículos dañados, mientras que siete fueron interceptados por el escudo antimisiles Cúpula de Hierro.

Cometas incendiarias.

La situación se calmó a partir de las seis de la madrugada, hasta alrededor del mediodía, cuando se registró otro incidente en el que un dron israelí disparó contra un grupo de jóvenes palestinos que lanzaban cometas y globos incendiarios hacia Israel desde el este del campo de refugiados de Al Bureij.

En los últimos tres meses los palestinos han provocado cientos de fuegos en territorio israelí con esta técnica rudimentaria, en la que enganchan latas con material inflamable o cócteles molotov en cometas, globos e incluso condones hinchados con helio destinado a usos médicos para que pasen la frontera y causen estragos.

Así, han arrasado 25.000 hectáreas de terreno y campos de cultivo, y causado la muerte por asfixia a más de mil pavos de una granja cercana.

Ayer se registraron en solo una jornada una veintena de incendios provocados de este modo, según datos del Ejército israelí. La situación ha obligado a convocar a fuerzas de la reserva en la zona.

Netanyahu alerta sobre las ciberamenazas
Netanyahu dice que no impedirá a Irán fabricar la bomba. Foto: Reuters.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, apeló ayer miércoles a la cooperación internacional para afrontar las crecientes ciberamenazas, procedentes no solo de organizaciones terroristas, sino también de otros Estados. Así lo expuso en la mayor conferencia anual de ciberseguridad de Israel, que se celebra hasta hoy jueves en la Universidad de Tel Aviv con miles de asistentes y medio centenar de ponentes de diferentes empresas internacionales y entidades públicas.

Según los participantes, las amenazas son cada vez más sofisticadas y variadas: desde los ataques de denegación de servicios para bloquear ordenadores de forma masiva hasta las campañas en redes sociales para manipular opiniones, o ataques directos a celulares y proliferación de ciber-armas de fácil adquisición en internet.

Entre los participantes de la conferencia figuran responsables de multinacionales como Intel, IBM, Microsoft, Check Point y McAfee, entre otras.

Vehículos autónomos conectados, sistemas aéreos cada vez más tecnológicos, dispositivos médicos manejados por control remoto, transacciones financieras desde todo tipo de dispositivos, los riesgos de ciberseguridad afectan a todos los sectores y cada vez más, explican las empresas.

En su intervención, el primer ministro israelí alertó de los ciberataques promovidos por ciertos Estados, que "pueden llegar a ser aún peores de lo que ya son hoy en día".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º