Europa

Inmigración será clave en comicios

La inmigración jugará "un papel determinante" en los comicios al Parlamento Europeo de 2019, afirmó el ministro de Asuntos Exteriores de España, Josep Borrell, quien criticó a los líderes que emplean un discurso xenófobo para ganar rédito electoral.

Josep Borrell enfoca la inmigración. Foto: Efe.
Josep Borrell enfoca la inmigración. Foto: Efe.

"Europa se está dividiendo claramente (...) Está claro que hay unas posiciones muy de Europa cerrada y otras que entienden que necesitamos una parte de inmigración, de forma ordenada y regular, que representan en este momento seguramente Francia y España", dijo Borrell en declaraciones a Efe.

El titular español de Exteriores participó en el Foro de diálogo Ambrosetti, que se celebró días pasados en la ciudad de Cernobbio, situada eb el norte de Italia, e intervino en un debate sobre el futuro de la Unión Europea (UE)

Al respecto, en un mensaje enviado al foro, el presidente de Italia, Sergio Mattarella, instó a hacer más actuales que nunca los valores fundacionales de la UE para hacer frente a los desafíos que encara y responder a las expectativas ciudadanas y alertó: "Es mucho lo que está en juego".

A su juicio, "los gobiernos tienen el deber de contribuir con actitudes y propuestas constructivas para garantizar el mejor funcionamiento de la Unión, actualizando sus prioridades europeas".

En el foro, el ministro del Interior de Italia, Matteo Salvini, de la derechista Liga, defendió su política contra la inmigración y señaló que está trabajando para que este año se invierta la tendencia de llegada de inmigrantes al país.

Borrell lamentó que "se juega con las emociones frente a la inmigración y hay quien la utiliza para tener un rédito electoral".

Rechazó que en España se pueda hablar de un "flujo migratorio excepcionalmente elevado", sino que se ha producido "un pico en el verano", posiblemente como consecuencia del "cierre de las rutas desde Libia", pero destacó que actualmente "las cifras han vuelto a caer a unos niveles normales".

El ministro defendió que la inmigración debe ser regulada y descartó que la solución a la crisis migratoria se logre pior la vía de aplicar políticas duras como las que utiliza el ministro del Interior de Italia, que mantiene los puertos del país cerrados a los barcos de las ONG que lleven a bordo a rescatados en el Mediterráneo. "No tenemos los mismos puntos de vista ni practicamos las mismas políticas", consideró Borrell.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º