La furia de la naturaleza

El huracán Michael golpeó en Florida y dejó una "zona de guerra"

Alcanzó hasta 250 km/h, el tercero más poderoso en EE.UU.

VEA LA FOTOGALERÍA. Fotos: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: Reuters
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP
Foto: AFP

Parte del estado de Florida presentaba un aspecto de zona de guerra tras el paso del huracán Michael, que golpeó con vientos de hasta 250 km/h. El epicentro del huracán de categoría 4 tocó tierra a primera hora de la tarde de ayer miércoles en Mexico Beach, un poblado de unos 1.000 habitantes a unos 32 km. al suroeste de Panama City donde la tormenta está causando los mayores destrozos.

La fuerza del viento era tal que llovía horizontalmente. Una pared de agua y potentes ráfagas azotaron la ciudad, lanzando escombros por todas partes. Incluso los edificios de ladrillo quedaron parcialmente colapsados y parecía haber más árboles caídos que de pie.

Contenedores de metal, antenas satelitales, trozos de techos, árboles y semáforos estaban desperdigados en medio de las calles.

Fotos y videos de Mexico Beach mostraban escenas de devastación absoluta. Las casas parecían flotar en medio de calles inundadas, algunas totalmente destruidas tras haber perdido el techo.

"Mi casa en Mexico Beach está bajo el agua", dijo Loren Beltrán, una contadora de 38 años, luego de haber visto imágenes de su vecindario. "Perdí todo lo material, pero gracias a Dios estamos bien".

Huracán Michael. Foto: Reuters
VEA EL VIDEO. Foto: Reuters

Ella y su hijo de 3 años se refugiaron en otra casa en Panama City, donde el panorama no era, sin embargo, mucho más alentador.

Panama City parecía un escenario de guerra después de haber sido azotada por más de tres horas con fuertes vientos y una intensa lluvia que caía horizontalmente. Las calles eran intransitables y había contenedores, antenas, techos, árboles y semáforos desperdigados por todas partes.

"Se oían bien feo los vientos, como un gran monstruo de televisión", dijo Beltrán a la AFP.

Las autoridades insistieron que los residentes abandonen el área antes de que Michael golpeara la franja noroeste de Florida, que por su geografía es conocida como el Panhandle en inglés y que se extiende a lo largo del Golfo de México.

El huracán Michael, la tormenta más fuerte que ha azotado a Florida en un cuarto de siglo y la tercera más poderosa en llegar a Estados Unidos continental, irrumpió en la costa con olas imponentes que inundaron balnearios.

La tormenta se posó como un huracán de categoría 4 en la escala de viento de cinco escalones de Saffir-Simpson. Sus vientos sostenidos estaban a solo 3,2 k/h de la extremadamente rara categoría 5.

Michael causó una importante interrupción en la producción de petróleo y gas de la parte estadounidense del Gol-fo de México, y se pronostica-ba que podía provocar crecidas de hasta 4,3 metros sobre el nivel del mar en algunas áreas, dijo el Centro Nacional de Huracanes (CNH).

Donald Trump monitorea el huracán Michael. Foto: Reuters
Donald Trump monitorea el huracán Michael. Foto: Reuters

Un par de horas después de que Michael tocó tierra, se registraban inundaciones de más de 2,3 metros cerca de Apalachicola.

En una publicación de Facebook Live, previó que sostendría vientos con fuerza de huracán en su avance tierra adentro hasta la frontera entre Alabama y Georgia.

A la gente a lo largo de la costa en 20 condados de Florida se le pidió que abandonara su hogar, pero ayer miércoles por la mañana se le dijo que era muy tarde para salir. Buena parte del área afectada es rural y conocida por pequeñas ciudades turísticas, playas y reservas naturales, así como por la capital del estado, Tallahassee, de unos 190.000 habitantes.

Michael pasó de tormenta tropical a un huracán de categoría 4 en aproximadamente 40 horas. "Las imágenes satelitales de la evolución de Michael el martes por la noche fueron, en una palabra, asombrosas", escribió Bob Henson, un meteorólogo del sitio Weather Underground.

El CNH señaló vía Facebook que Michael sería la peor tormenta en impactar en el Panhandle, como se conoce a la zona. "Remontándonos hasta los registros de 1851, no podemos encontrar otro Categoría 4 en esta área, por lo que, lamentablemente, esta es una situación histórica e increíblemente peligrosa y potencialmente mortal", añadió.

El presidente Donald Trump declaró estado de emergencia para todo el estado de Florida y liberó ayuda federal para complementar las respuestas estatales y locales ante desastres.

Momentos antes de que tocara tierra y preguntado por la prensa, el presidente Trump dijo "Dios los bendiga a todos" e indicó que esperaba que las personas que no pudieron o no quisieron evacuar superen este trance pues son "gente fuerte, inteligente y maravillosa".

El huracán Michael ocasionó importantes daños al golpear las costas de Florida. Foto: Reuters
El huracán Michael ocasionó importantes daños al golpear las costas de Florida. Foto: Reuters

El mandatario adelantó su intención de visitar alguna de las zonas afectadas en los próximos días y señaló que podría ser "el domingo o el lunes".

Mientras siguen en efecto toques de queda en varios condados del Pandhandle, el ciclón se mueve por el interior de Florida hacia el vecino estado de Georgia con vientos máximos sostenidos de 220 km/h y rachas aún más intensas.

El gobernador de Georgia, Nathan Deal, amplió ayer la declaración del estado de emergencia a 108 condados del estado y ordenó que 1.500 soldados de la Guardia Nacional estén disponibles para ser desplegados en la zona por la que se prevé que pase Michael hoy jueves.

Más de 3,7 millones de personas viven en zonas bajo alerta por el paso del huracán, desde la costa del Golfo de México hasta Virginia, donde se prevé que Michael llegue hoy jueves o mañana viernes ya debilitado y degradado a tormenta tropical.

AccuWeather, una compa-ñía privada que ofrece servi-cios de pronósticos meteorológicos en todo el mundo, previno que el daño sería "catastrófico" a lo largo de 50 millas de costa de Florida y su fundador y presidente, Joel N. Myers, lo comparó con una "bomba o un tsunami".

Un equipo de World Central Kitchen, una ONG que tiene entre sus líderes al mediático chef español José Andrés, se encuentra en el Centro de Operaciones del condado Bay, en Panama City, preparando cientos de comidas por ahora para los servicios de emergencia, dispuesto a alimentar a los damnificados en cuanto pase el huracán. "Estamos analizando de cerca la magnitud del daño causado por el huracán Michael y estamos listos para elevar nuestra respuesta para servir también a los refugios que lo necesiten", dijo a EFE Jeannette Moreland, de esta ONG.

El huracán Michael ocasionó importantes daños al golpear las costas de Florida. Foto: AFP
El huracán Michael ocasionó importantes daños al golpear las costas de Florida. Foto: AFP

Más de 30.000 hogares y negocios en Florida se quedaron sin electricidad en el noroeste del estado, de acuerdo con la compañía eléctrica Duke, que estima que el número podría llegar a entre 100.000 y 200.000.

La compañía dijo que algunas interrupciones podrían durar varios días.Mundo, huracán Michael, Florida

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)