PROTESTAS

Hong Kong: caos en la calle y universidad sitiada

Las protestas llevan meses en contra de la injerencia China.

Las autoridades alertan que la policía se apresta a emplear “munición letal” contra los manifestantes. Foto: Reuters.
Las autoridades alertan que la policía se apresta a emplear “munición letal” contra los manifestantes. Foto: Reuters.

La Policía hongkonesa advirtió ayer de que podría usar munición real contra los manifestantes atrincherados en el campus de la Universidad Politécnica en caso de que éstos no dejen de lanzar cócteles de molotov y otros objetos contra los agentes.

"Si no dejan de atacar a la policía con armas letales, los agentes no tendrán más remedio que usar la mínima fuerza, incluyendo munición real en respuesta", indicó el cuerpo en un video publicado en la red social Facebook.

Camionetas blindadas de la Policía han rodeado esta noche a los manifestantes en los aledaños de la citada universidad. Durante todo el día, las fuerzas de la ley han utilizado gas lacrimógeno y cañones de agua desde los que dispararon tinta azul con el objetivo de identificar con más facilidad a los activistas.

Según la prensa local, decenas de personas han sido arrestadas en los aledaños del campus universitario tras la batalla campal.

Por otra parte, un portavoz del cuerpo confirmó que un policía disparó munición real contra un coche que aceleró intencionadamente contra un grupo de agentes en la cercana calle Austin.

El vehículo huyó del lugar, según la Policía.

El cuerpo asegura que los manifestantes están cada vez más cerca del "terrorismo" y que han construido una "fábrica de armamento" en la citada universidad: hoy pudo a estudiantes fabricando cócteles molotov dentro del centro y lanzándolos desde las azoteas.

También lanzaron flechas, paraguas, bolas de metal y ladrillos contra los agentes, aseguró la Policía en un comunicado.

Policía lanza gas lacrimógeno en Hong Kong. Foto: Reuters.
Policía lanza gas lacrimógeno en Hong Kong. Foto: Reuters.

Herido.

Un agente recibió el impacto de una flecha en la parte inferior de su pierna tras estallar una batalla campal entre los manifestantes y la Policía frente al campus de la Universidad Politécnica. El policía fue enviado a un hospital cercano.

Además, provocaron explosiones cerca del túnel Cross-Harbor, que une Kowloon con la isla de Hong Kong y aledaño a esta universidad, al usar material inflamable que podría proceder de los laboratorios de la universidad, informa South China Morning Post.

Un vehículo blindado de la Policía fue atacado por los activistas y acabó envuelto en llamas.

El plan de las autoridades hongkonesas para reabrir el túnel derivó en nuevos y graves enfrentamientos entre policías y manifestantes, quienes planean continuar con su huelga mañana lunes.

Los continuos enfrentamientos en los campus también provocaron que varias universidades anunciasen el jueves que daban por finalizado el semestre antes de tiempo ante la continuación de las protestas.

Asimismo, las autoridades educativas anunciaron ayer la cancelación de las clases de primara y secundaria.

El lunes, día en el que comenzó la huelga que desencadenó la actual crisis, un joven de 21 años recibió un disparo de un policía de tráfico y manifestantes prendieron fuego a un hombre de 57 años que había discutido con ellos y les había afeado su conducta.

Las manifestaciones en Hong Kong comenzaron en junio a raíz de un polémico proyecto de ley de extradición, ya retirado por el Gobierno, pero han mutado hasta convertirse en un movimiento que busca una mejora de los mecanismos democráticos de Hong Kong y una oposición a la cada vez mayor injerencia de Pekín.

No obstante, algunos manifestantes han optado por tácticas más radicales que la protesta pacífica y los enfrentamientos violentos con la Policía se han convertido en habituales.

Elecciones para medir fuerzas en la región

El próximo domingo se celebrarán elecciones a los consejos de distrito en Hong Kong, una región administrativa de China. En las urnas se medirán las facciones antigubernamental con la prochina. A diferencia de China, en esta región hay separación de poderes y autonomía administrativa. Hasta 1997, Hong Kong fue una colonia de Gran Bretaña.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error