SENTENCIA

Histórico fallo contra el PP de España por trama de corrupción

Es el primer partido político condenado en democracia.

Francisco Correa: empresario, condenado a 51 años, el líder de la red. Foto: AFP
Francisco Correa: empresario, condenado a 51 años, el líder de la red. Foto: AFP

La Justicia española condenó ayer jueves al gubernamental Partido Popular (PP) por beneficiarse de una trama de corrupción entre empresarios y políticos, en una histórica sentencia que lo convierte en el primer partido condenado en democracia en España.

La resolución de la Audiencia Nacional penaliza, como entidad jurídica, al PP encabezado por el presidente español, Mariano Rajoy, con el pago de 245.492 euros.

La Audiencia Nacional condenó, además, entre otros acusados, al extesorero del PP, Luis Bárcenas, a 33 años de prisión; a su esposa, a 15 años; y al empresario Francisco Correa, considerado el líder de la red, a 51 años. También la exministra de Sanidad Ana Mato, que se benefició con regalos, fue sentenciada a pagar 27.857 euros. Bárcenas deberá pagar una multa de 44 millones de euros por su rol en un escándalo.

En esta macrocausa de corrupción que sacudió al sistema político español, fueron condenadas 29 personas a un total 351 años de cárcel sumadas cada una de las penas.

El tribunal juzgó la primera etapa del llamado "caso Gürtel", la desarrollada entre los años 1999 y 2005, y consideró que el grupo empresarial de Correa tejió con el PP "una estructura de colaboración estable" y, simultáneamente, un "auténtico y eficaz sistema de corrupción institucional".

En ese tiempo el PP estuvo presidido primero por José María Aznar y luego por Rajoy, que sigue al frente del partido.

A lo largo de casi 1.700 páginas, los magistrados diseccionan un sistema de sobornos a funcionarios y responsables del PP a cambio de contratos públicos.

Estas actividades "produjeron beneficios económicos cuantificables al Partido Popular, consistentes en la financiación ilegal de actividades y diversos actos políticos", afirma la sentencia.

El texto también confirma la existencia de una "caja B" en el PP, "una estructura financiera y contable paralela a la oficial existente al menos desde el año 1989". En esa "caja B", según la sentencia, las partidas "se anotaban informalmente, en ocasiones en simples hojas manuscritas".

Se hacían constar en esa contabilidad paralela "ingresos y gastos del partido" o en otros casos "cantidades entregadas a personas miembros relevantes del partido".

Los magistrados explicaron que estos últimos aspectos se incluyeron en la sentencia "únicamente" para "precisar el contexto" de los hechos enjuiciados, pues la "caja B" se juzgará en un procedimiento distinto.

Censura en puerta.

El juicio, que empezó a finales de 2016 y duró trece meses, fue ampliamente seguido por los medios españoles y contó con la presencia como testigos de destacados políticos, entre ellos Rajoy.

El fallo de ayer de la Audiencia Nacional es la primera condena a un partido político como responsable civil en el lucro obtenido por una trama corrupta, ya que, según la sentencia, se produjo "un enriquecimiento ilícito en perjuicio de los intereses del Estado", en tanto que los actos delictivos de la trama "produjeron beneficios económicos cuantificables al PP".

Los escándalos de corrupción minaron en los últimos años al PP, que pasó de ostentar la mayoría absoluta entre 2011 y 2015 a tener que lidiar con un Congreso hostil, en clara minoría de 134 sobre 350 diputados.

Además, a un año de las elecciones municipales, regionales y europeas de mayo de 2019, la sentencia del "caso Gürtel" supone un duro golpe para Rajoy.

La sentencia de ayer ha provocado la rápida reacción de los principales partidos políticos, entre ellos la de Ciudadanos, el principal socio del PP en el Gobierno, cuyo líder, Albert Rivera, advirtió de que se replanteará su apoyo durante el resto de la legislatura. Por su parte, el PSOE analizará si presenta una moción de censura contra Rajoy, tal y como le ha solicitado el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.

El escándalo será recordado por el famoso mensaje "Luis, sé fuerte", que Rajoy lamentó haber enviado a Bárcenas en 2013, cuando este acababa de ser imputado por haber escondido en Suiza decenas de millones de euros.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º