LAS RELACIONES ENTRE EE.UU. Y MÉXICO

Giro en el caso de Salvador Cienfuegos, el general mexicano acusado de narco

Estados Unidos retiró los cargos contra el exministro de Defensa de México, arrestado en ocutbre pasado por acusaciones de narcotráfico.

La jueza federal Carol Bagley Amon aceptó retirar los cargos contra Cienfuegos en una audiencia en Brooklyn. Foto: Reuters
La jueza federal Carol Bagley Amon aceptó retirar los cargos contra Cienfuegos en una audiencia en Brooklyn. Foto: Reuters

De narco a exonerado de todos los cargos. El exministro de Defensa mexicano Salvador Cienfuegos quedará en libertad luego de que una corte estadounidense aceptara desestimar los cargos de narcotráfico en su contra.

El retiro de las acusaciones fue solicitado sorpresivamente por el gobierno saliente de Donald Trump tras intensas negociaciones con México, que igual investigará a Cienfuegos.

La evidencia en su contra, que consta de más de 700 páginas suscritas por la Agencia Antidrogas Estadounidense (DEA), llegó a manos de la fiscalía mexicana el 11 de noviembre.

Ministro del gobierno de Enrique Peña Nieto (2012-2018), Cienfuegos (72) fue arrestado el pasado 16 de octubre en Los Ángeles, California, acusado de ayudar a un narcotraficante conocido como “H-2” a traficar drogas a Estados Unidos entre 2015 y 2017, a cambio de millonarios sobornos.

En Estados Unidos, la jueza federal Carol Bagley Amon aceptó retirar los cargos contra Cienfuegos en una audiencia en Brooklyn, Nueva York, luego del abrupto anuncio del martes del fiscal general William Barr, y de su homólogo mexicano, Alejandro Gertz. En un comunicado conjunto, Barr y Gertz dijeron que la decisión de desestimar los cargos fue adoptada “en el interés de demostrar nuestro frente unido contra toda forma de criminalidad”, y que Cienfuegos será “investigado, y si es apropiado, inculpado bajo la ley mexicana”.

“Aunque estos son cargos muy graves contra una figura muy significativa, y me viene a la mente el viejo adagio de ‘un pájaro en la mano’, no tengo motivos para dudar de la sinceridad de la decisión del Gobierno”, dijo por su parte la jueza.

El general Salvador Cienfuegos, cuando era Secretario de Defensa de México. Foto: Reuters
El general Salvador Cienfuegos, cuando era Secretario de Defensa de México. Foto: Reuters

En su pedido a la jueza para que desestime los cargos, el fiscal interino del distrito este de Nueva York, Seth DuCharme, dijo que “importantes y sensibles consideraciones de política exterior pesan más que el interés del gobierno en buscar el procesamiento del acusado”.

En su momento, los fiscales estadounidenses presentaron el caso como una ventana a la corrupción institucionalizada en México. Los mexicanos, en tanto, lo consideraron una afrenta a su soberanía.

El gobierno mexicano descartó que haya habido algún pacto para que Barr pidiera retirar los cargos contra Cienfuegos. “No hay nada a cambio”, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador, que tras conocerse la captura hace un mes cuestionó el papel de la DEA. A su lado, el canciller Marcelo Ebrard aseguró también que “no hay nada oculto”.

Ebrard detalló que Cienfuegos podrá ser investigado por la Fiscalía General mexicana, que no tiene aún una orden de detención en su contra, por lo cual llegaría “en libertad” a su país, donde sería juzgado por “el fuero común”.

The Washington Post señaló que el cambio de rumbo en el caso Cienfuegos puede obedecer a una supuesta amenaza de México para limitar el rol de la DEA en el país.

La detención de Cienfuegos a pedido de la DEA tuvo lugar menos de un año después del arresto del exsecretario de Seguridad Pública de México Genaro García Luna en Estados Unidos, acusado de narcotráfico por aceptar sobornos para proteger al cartel de Sinaloa.

Los cargos contra Cienfuegos podrían haber surgido a raíz de declaraciones de testigos del juicio contra Joaquín “Chapo” Guzmán, excapo del cartel de Sinaloa condenado a cadena perpetua en Estados Unidos en 2019.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados