EL ESCÁNDALO DE LAS FILTRACIONES

Facebook sigue en medio de la tormenta y bajo fuerte presión

Disculpas de Zuckerberg no convencieron a los afectados por filtraciones.

Varios países están investigando la filtración de datos personales. Foto: AFP
Varios países están investigando la filtración de datos personales. Foto: AFP

Facebook seguía ayer jueves en medio de un temporal de alcance global ante el escándalo por violaciones a la privacidad de sus usuarios, a pesar de las excusas presentadas por su fundador y máximo ejecutivo, Mark Zuckerberg.

Zuckerberg se disculpó el miércoles mediante un texto publicado en Facebook por los "errores" que permitieron la filtración de datos personales de al menos 50 millones de usuarios y prometió cambios, pero las autoridades británicas, cuyo parlamento pretende que vaya a Londres a dar explicaciones, no parecen muy convencidas.

"Por la noche vi que Mark Zuckerberg se había disculpado y que iba a introducir algunos cambios, pero francamente no creo que esos cambios vayan lo suficientemente lejos", dijo el ministro británico de Cultura, Matt Hancock, a la radio BBC.

Facebook está bajo intenso fuego cruzado luego de que la empresa británico-estadounidense Cambridge Analytica fuera acusada de haber capturado sin su consentimiento datos de 50 millones de usuarios para elaborar un programa que hace posible predecir la votación de los electores, información que fue utilizada en la campaña de Donald Trump.

En la visión de Hancock el "mea culpa" de Zuckerberg quedó corto. "No debe corresponderle a una empresa decidir cuál es el equilibrio correcto entre privacidad e innovación y el uso de datos, esas reglas las tiene que decidir la sociedad en su conjunto y así debe establecerlas el Parlamento", argumentó Hancock. "Esa es la estrategia de la que estamos hablando: las grandes empresas tecnológicas tienen que obedecer la ley y nosotros fortalecer la ley", sentenció.

En Bruselas, los líderes europeos envían el mismo mensaje, cuando se preparan para presionar por mayores controles sobre los datos personales en línea, mientras que Israel se suma a los países que inician una investigación sobre Facebook.

"Tenemos la responsabilidad de proteger sus datos, y si no podemos hacerlo no merecemos servirles", escribió en su muro Zuckerberg en el primer comentario que hizo tras el estallido del escándalo. "Las medidas más importantes para que esto no suceda nuevamente fueron tomadas hace años, pero también cometimos errores y hay más por hacer", agregó.

En su descargo, Zuckerberg explicó que su equipo supo que Cambridge Analytica había capturado datos de millones de usuarios y solicitó a la empresa la eliminación de esa información. Según dijo, Cambridge Analytica ofreció pruebas de que había eliminado esos datos, aunque luego Facebook supo que aparentemente eso no había ocurrido.

Zuckerberg dijo que estaba dispuesto a prestar testimonio ante el Congreso estadounidense, y en una entrevista con CNN sugirió incluso que estaría abierto a una regulación externa de las operaciones de una red social con las características de Facebook. "En realidad no estoy seguro de que no debemos ser regulados", dijo Zuckerberg a CNN. Y estimó que lo ocurrido había sido una "abuso de la confianza muy importante, y sentimos mucho que eso haya ocurrido".

Sin embargo, Sandy Parakilas, exgerente de productos en Facebook y quien fue interrogado por una comisión parlamentaria británica, afirmó que "Facebook sabía de todo lo que estaba ocurriendo, y no previno a nadie". Y en declaraciones a The Washington Post este jueves, otro exfuncionario de Cambridge Analytica, Christopher Wylie, apuntó que "Facebook no ha cooperado".

Comisaria UE: "Lavado de cerebro y comunismo"

La comisaria europea de Justicia, la checa Vera Jourova, comparó el escándalo de Facebook con el "lavado de cerebro" bajo los regímenes comunistas. "Vengo de un país comunista y cuando veo la manipulación y el lavado de cerebro, sinceramente veo muchas similitudes", dijo. Además, se mostró "frustrada" porque la red social haya podido "manipular" a los ciudadanos. Señaló que lo más trascendente no es solo la violación de la privacidad, sino "la manipulación política, el ataque contra la pluralidad y la democracia". "Estoy horrorizada. Yo no tengo Facebook (...), pero si tuviera una cuenta estaría muy nerviosa".

Acciones a la baja y pérdidas millonarias

Las disculpas de Mark Zuckerberg tampoco convencieron a Wall Street, y ayer jueves las acciones de Facebook seguían perdiendo valor. Tras una fuerte caída del 3% antes de la apertura de los mercados, los papeles de Facebook bajaban un 2% a primera hora de la tarde.

Varios analistas expresaron su alivio por el hecho de que en los primeros comentarios públicos de Zuckerberg sobre el escándalo, no hubo señales de un cambio fundamental en el modelo de ingresos de la firma. No obstante, las acciones de Facebook han caído en dos de los tres últimos días, restándole casi 46.000 millones de dólares a su valor de mercado, y algunos analistas dijeron que es evidente que la firma incurrirá en costos extra en los próximos meses para mejorar su reputación.

Las acciones de las firmas de tecnología han caído junto con las de Facebook esta semana, ya que a los inversionistas les preocupa que el caso lleve a un escrutinio mucho más estricto de plataformas globales como Google, Twitter y SNAP.

Scott Devitt, analista de Stifel, rebajó el precio objetivo para Facebook en 27 dólares, hasta los 168 dólares. "La actual promesa de Facebook recuerda a la de eBay en 2004: un negocio de contenido desestructurado construido sobre la confianza pero que perdió esta confianza antes de implementar políticas para añadir estructura y proceso", dijo Devitt.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)