El bloqueo político

Evalúan adelantar las elecciones en España para abril

El presidente Sánchez se refirió a la oposición del PP y Ciudadanos como “extraños compañeros de cama”.

Madrid: el domingo decenas de miles de personas reclamaron adelantas las elecciones. Foto: EFE
Madrid: el domingo decenas de miles de personas reclamaron adelantas las elecciones. Foto: EFE

El presidente español, el socialista Pedro Sánchez, baraja convocar elecciones anticipadas el próximo 14 de abril, luego de que decenas de miles de personas le reclamaran el domingo dar este paso, informó ayer la agencia de noticas EFE.

La hipótesis de unas elecciones anticipadas ha ganado peso ante la incertidumbre de que el gobierno de Sánchez no logre hacer que se voten los presupuestos en el Congreso, en el que no tiene mayoría.

Además, Sánchez se encuentra en medio de una polémica por la concesión a los secesionistas catalanes.

El gobierno socialista, que controla menos de una cuarta parte del Congreso, necesita los votos de los partidos independentistas catalanes para aprobar el presupuesto, y los nacionalistas ya han dicho que no los tendrán.

Fuentes cercanas al gobierno habían dicho a Reuters en los últimos días que era probable la celebración de elecciones anticipadas pero que, si bien abril era una posibilidad, aún no se ha fijado la fecha. En principio, de no haber elecciones la actual legislatura terminaría a mediados de 2020.

“Sobre la posibilidad de un adelanto electoral, siempre hemos dicho que si no salen los presupuestos generales del Estado, evidentemente la legislatura se acortaría”, dijo Adria- na Lastra, presidenta del Par-tido Socialista Obrero Espa- ñol (PSOE).

Las fallidas negociaciones entre el Ejecutivo y los grupos nacionalistas catalanes han reavivado la polarización por las ambiciones secesionistas en Cataluña y han unido a los partidos de oposición, que el fin de semana organizaron una masiva manifestación contra el diálogo entre el Gobierno central y los partidos independentistas.

Doce políticos catalanes comparecerán hoy martes en el Tribunal Supremo acusados del delito de rebelión por su pa- pel en la ofensiva secesionista en Cataluña en el otoño boreal de 2017.

Según las encuestas, el Partido Popular (PP), Ciudadanos y Vox, las tres fuerzas de oposición, podrían sumar suficientes votos para gobernar juntos tras unas elecciones generales.

El socialista Sánchez accedió al gobierno de España en junio de 2018 tras una moción de censura contra el presidente Mariano Rajoy (PP) apoyada por las formaciones de izquierda y los nacionalistas vascos y catalanes.

Los socialistas cuentan solo con 84 de los 350 escaños del Congreso

Tanto PP como Ciudadanos han intensificado su presión a Sánchez para que adelante las elecciones, con el argumento de que no se puede mantener en el poder con el apoyo de los independentistas catalanes.

“Compañeros de cama”.

España celebrará elecciones municipales, regionales y europeas el 26 de mayo, pero los dirigentes regionales del PSOE han pedido a Sánchez no unirlas con unas legislativas, de modo que no se “contaminen” con el debate nacional, especialmente con la crisis política de la región de Cataluña.

Sánchez afirmó ayer que los independentistas catalanes y los partidos de derecha votarán contra los presupuestos de 2019 y se preguntó si ambos viven mejor en la confrontación que en la búsqueda de soluciones.

El líder socialista señaló en Twitter que “la política hace extraños compañeros de cama”, puesto que “el independentismo votará en contra de unos presupuestos sociales buenos para Cataluña y las derechas en contra de unos presupuestos sociales buenos para España”.

“¿No será que viven mejor en la confrontación que en las soluciones?”, se planteó Sánchez, quien recordó además que la independencia de Cataluña “ni es constitucional ni la quiere la mayoría de catalanes”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)