EL DESHIELO EN LA PENÍNSULA DE COREA

La cumbre Trump-Kim comienza a tener fecha

Sería en los últimos días de mayo o primeros de junio; hay contactos a “niveles extremadamente altos”.

Corea del Norte: soldados ante las estatuas de Kim Il Sung y Kim Jong Il, en la colina de Mansu. Foto: AFP
Corea del Norte: soldados ante las estatuas de Kim Il Sung y Kim Jong Il, en la colina de Mansu. Foto: AFP

Donald Trump y Kim Jong-un finalmente podrían verse las caras a fines de mayo o principios de junio. El lugar tampoco está confirmado, pero Trump aseguró ayer martes que no será en Estados Unidos. Es más, el presidente admitió que la cumbre se está manejando a "niveles extremadamente altos" con Corea del Norte, y que todavía existe la posibilidad de que estas gestiones fracasen.

Trump reconoció las conversaciones durante una sesión de fotos tras la llegada del primer ministro japonés, Shinzo Abe, a su club Mar-a-Lago en Florida para un encuentro de dos días en el que se discutirán asuntos comerciales, militares y de seguridad.

El presidente dijo que funcionarios estadounidenses están buscando diferentes sedes para el encuentro de fines de mayo o inicios de junio con Kim. Al ser consultado respecto a si alguno de los lugares incluía Estados Unidos, el mandatario respondió "no".

Nadie ha adelantado nada, pero los posibles lugares de reunión podrían estar en China, en Corea del Norte, en Corea del Sur o en Panmunjom, la zona desmilitarizada donde se firmó el armisticio coreano en 1953 y donde se celebrará la cumbre del viernes 27 de abril entre Kim y el presidente surcoreano, Moon Jae-in.

"Hemos tenido conversaciones directas a niveles muy altos, extremadamente altos, con Corea del Norte. Y realmente creo que (...) van a darse cosas buenas. Veremos qué pasa (...) porque al final lo que cuenta es el resultado, no el hecho de que pensemos en tener una reunión o el tenerla", sostuvo Trump.

Pero el mandatario dijo que es posible que los esfuerzos diplomáticos para acordar una reunión no sean suficientes. "Puede que las cosas no salgan bien y no tengamos la reunión y tengamos que mantener la posición dura que hemos tomado".

Por su parte, Abe dijo que a Japón le gustaría que Corea del Norte acuerde una desnuclearización completa y verificable, y que Trump ha mostrado "coraje" al tratar de acordar una reunión con Kim.

"Existe una gran oportunidad para resolver un problema mundial", afirmó Trump en referencia a su futura reunión con Kim.

Una muestra del deshielo en la península de Corea y del acercamiento del régimen del Norte con Estados Unidos, es que al día siguiente de los bombardeos occidentales contra instalaciones de armas químicas en Siria, Corea del Norte, amigo del régimen sirio desde hace tiempo, celebró un espectáculo de danza en honor a su fundador, Kim Il Sung. Ni palabra del ataque.

El actual deshielo protagonizado inicialmente por las dos Coreas comenzó durante los Juegos Olímpicos de Invierno celebrados en la ciudad surcoreana de PyeongChang en febrero.

"Bendición".

En ese sentido, Trump dio ayer martes su "bendición" a las conversaciones dirigidas a poner fin a la guerra en la península coreana.

"Corea del Norte está acompañando", dijo Trump al recibir a Abe. "Corea del Sur se está reuniendo y tiene planes de reunirse para ver si puede terminar la guerra, y tiene mi bendición en eso", agregó.

Trump parecía confirmar así que la cumbre entre los líderes de las dos Coreas podría abordar el tema de un posible tratado de paz, que sería un importante reemplazo al armisticio firmado en 1953.

De momento, Corea del Sur y China, aliado histórico de Corea del Norte, han asumido el protagonismo en las negociaciones, lo que ha dejado en un segundo plano a Tokio, donde el gobierno de Abe siempre se ha mostrado escéptico respecto al diálogo con el Norte.

Por ello, durante sus encuentros de estos días con Trump, Abe busca garantías de que Estados Unidos tendrá en cuenta la seguridad de Japón cuando se reúna con Kim.

Si bien la Casa Blanca insiste en las "excelentes relaciones" entre Trump y Abe, pasan por un comento delicado. Japón fue tomado por sorpresa por el anuncio de que Trump se reunirá con Kim Jong-un. Además, las iniciativas de la Casa Blanca sobre el comercio no están sentando bien en Tokio. Tras la decisión de establecer aranceles al acero y el aluminio, Trump aceptó exenciones para los principales aliados de Estados Unidos. Excepto Japón.

Además este encuentro en Florida ocurre en momentos en que ambos líderes enfrentan dificultades en sus respectivos países. Abe se enfrenta a una acumulación de supuestos casos de favoritismo, y Trump a la investigación sobre su abogado personal Michael Cohen y la polémica con James Comey, el exdirector del FBI, quien lo acusó de estar "moralmente incapacitado" para gobernar.

Choi Eun-hee, la estrella del sur

La gran estrella del cine surcoreana Choi Eun-hee, que en 1978 fue secuestrada por agentes norcoreanos y obligada a rodar durante ocho años películas para el régimen, falleció a los 91 años en Seúl. Choi Eun-hee había sido secuestrada por espías norcoreanos a petición de Kim Jong Il, por aquel entonces todavía secretario de Propaganda. En 1986, tras haber participado en la Berlinale, Choi y su esposo protagonizaron una evasión espectacular a través de la embajada de Estados Unidos en Viena.

Investigadores en zona de ataque químico

Los investigadores de la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) llegaron ayer martes a la ciudad de Duma, 10 días después de un presunto ataque químico por parte del régimen sirio, aunque los países occidentales dudan de que se puedan hallar todavía pruebas en el lugar. "Los expertos de la comisión de armas químicas entraron en Duma", informó la agencia oficial siria SANA.

En las últimas 24 horas, Estados Unidos y Francia acusaron al gobierno sirio y a su aliada Rusia de querer obstaculizar el trabajo de los especialistas de la OPAQ.

La investigación sobre el presunto ataque químico de las fuerzas gubernamentales sirias contra la ciudad de Duma, el 7 de abril pasado en el que murieron unas 49 personas, es cuestionada por Estados Unidos y Francia que señalan que 10 días después del bombardeo los investigadores no pudieron aún acceder al lugar.

Este martes, un comunicado del ministerio francés de Relaciones Exteriores consideró "muy probable que pruebas y elementos esenciales desaparezcan". En la víspera, Estados Unidos consideró que Rusia, aliado de Siria, podría haber "visitado" y "alterado" el lugar donde se produjo el presunto ataque.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)