ARGENTINA

Cristina Kirchner, furiosa y con lágrimas, cuestionó a los jueces que la investigan

Aprovechando una comparecencia en la causa conocida como “dólar futuro”, la vicepresidenta argentina volvió a presentarse como víctima de persecución política.

La vicepresidenta Cristina Kirchner declaró vía Zoom, durante 48 minutos, desde su despacho del Senado. Foto: Captura
La vicepresidenta Cristina Kirchner declaró vía Zoom, durante 48 minutos, desde su despacho del Senado. Foto: Captura

Cristiana Kirchner se despachó con toda su ira contra los jueces que la investigan por denuncias de corrupción. Aprovechando una comparecencia en la causa conocida como “dólar futuro”, la vicepresidenta argentina volvió a presentarse como víctima de persecución política, y acusó a los jueces de haber colaborado para que Mauricio Macri llegara al gobierno en 2015.

“El lawfare sigue en pleno apogeo. (Este proceso) no solo es un leading case del lawfare, sino de la intromisión y manipulación del poder judicial en los procesos electorales y en la política argentina”, declaró la expresidenta (2007-2015) en una audiencia realizada de forma remota.

En la causa “dólar futuro” iniciada en octubre 2015, se acusa al entonces gobierno de Cristina Kirchner de cometer una defraudación con los contratos de compra de dólares, un instrumento legal de política monetaria, y de haber hecho perder millones al Banco Central (BCRA).

El juez Claudio Bonadio, fallecido por un cáncer en febrero de 2020, había señalado que el BCRA pactó vender dólares por debajo del precio establecido en la Bolsa de Nueva York para ese tipo de operaciones, lo que según el magistrado habría ocasionado pérdidas millonarias a la entidad.

La denuncia había sido presentada por dos dirigentes de la oposición tras la primera vuelta de las elecciones presidenciales de octubre de 2015, que luego se definieron en balotaje con el triunfo de Macri.

Por el “dólar futuro” fue el primer caso por el que Cristina Kirchner tuvo que declarar tras dejar la Presidencia y por el que está procesada por “administración infiel” en perjuicio del Estado junto al expresidente del Banco Central, Alejandro Vanoli; el exministro de Economía y actual gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, y entre otros.

"Son responsables".

Cristina Kirchner acusó ayer al poder judicial de “velar por los intereses del poder económico”, en su intervención en la audiencia, transmitida por YouTube y en directo por la televisión argentina. “Estamos en un momento muy grave institucional de la República Argentina, no pueden seguir comportándose como una corporación”, lanzó a los jueces, en línea con el planteo del presidente Alberto Fernández, que en su discurso del 1 de marzo en el Congreso relanzó una propuesta de reforma judicial y anunció la creación de una comisión bicameral para investigar a los jueces.

“Ustedes, el Poder Judicial, contribuyeron a que ese Gobierno (el de Macri) ganara las elecciones e hiciera lo que hizo después. Ustedes también son responsables de lo que pasó y de lo que está pasando en Argentina y realmente me da mucha bronca porque la que sufre es la gente”, lanzó entre lágrimas.

Cristina Fernández de Kirchner junto a Alberto Fernández en el Congreso argentino. Foto: AFP
Cristina Fernández de Kirchner junto a Alberto Fernández en el Congreso argentino. Foto: AFP

“Fui acusada de beneficiar a mis amigos. La realidad era que ningún amigo, ningún funcionario de nuestro gobierno tenía contratos futuros. Los que los tenían eran los amigos de Macri y sus funcionarios. Y cuando llegaron al gobierno pactaron la tasa de interés que le iban a pagar a sus propios contratos que ellos habían hecho antes, sabiendo que iban a devaluar”, afirmó Cristina.

“Este es el sistema que está podrido y perverso y es necesario que todos pongamos el esfuerzo para corregirlo y transformarlo, porque no se puede seguir con un país donde viene uno, nos endeuda y después lo sobreseen y vuelve a hacer lo mismo”, remarcó.

Además de la exmandataria, ayer también declararon Kicillof, Vanolli y su segundo Miguel Angel Pesce, quien ahora ocupa la presidencia del BCRA.

Cristina Kirchner dijo que no se pueden aumentar ahora las jubilaciones por la deuda que dejó el gobierno de Macri, durante el que se pidió un préstamo al Fondo Monetario Internacional (FMI), cuya financiación ahora se renegocia.

“A mí me sentaron acá diciendo que yo le había causado un perjuicio al Estado por 55.000 millones de pesos y volvieron a traer de vuelta al FMI con 44.000 millones de dólares para ayudar a la campaña presidencial de Macri, y ni así pudieron”, dijo.

Y fue más allá: “El Poder Judicial incide todos los días en la vida de los argentinos, en mujeres que masacran en feminicidios espantosos cuando ustedes se quedan sentados y no pasa nada, no hacen nada”.

“El poder es un poder permanente en la Argentina. Primero fueron las Fuerzas Armadas y después, el Poder Judicial. Ustedes, los que siguen velando por sus intereses”, fue otras de sus frases destacadas.

“Creo sinceramente, señores integrantes del tribunal, que estamos en un momento muy grave institucional. No pueden seguir comportándose como una corporación, porque además con la ventaja de ser perpetuos en el poder”, afirmó.

Después de la extensa presentación que hizo Cristina Kirchner, el fiscal ante la Cámara de Casación, Raúl Pleé, pidió que el juicio oral por la causa dólar futuro se lleve adelante y que tanto la vicepresidenta como los demás acusados sean juzgados, informó La Nación.

La Sala I de la Cámara de Casación tiene ahora 20 días para resolver. Pleé sostuvo que el juicio oral permitirá analizar las pruebas de la causa y llegar a una definición.

“La pericia o los peritos deben ser llevados al juicio y las partes confrontarán con él para verificar si sus argumentaciones son o no convincentes, para considerar si ha existido o no un delito”, dijo.

Por Zoom y desde su despacho en el Senado

La vicepresidenta Cristina Kirchner declaró vía Zoom, durante 48 minutos, desde su despacho del Senado. En la imagen se la vio sola, en un gran salón, con una bandera argentina de fondo, a su derecha, y un cuadro de ella con Néstor Kirchner. Llevaba puesto un rosario. Comenzó su exposición quejándose de que el tribunal no le hubiera permitido estar en persona en Comodoro Py, sede de los tribunales, y dijo que tuvo que insistir para que le habilitaran que la audiencia fuera televisada. “Es bueno siempre conocerle la cara a los jueces, a los fiscales. A Usted, Petrone (Daniel, el presidente del tribunal), no le conocía la cara”, dijo. Y afirmó que sería bueno que la transmisión no solo la enfocara a ella, sino también a los jueces.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados