argentina

Cristina Fernández aseguró que no tiene nada que esconder a la Justicia

La presidenta Cristina Fernández negó cualquier responsabilidad que la vincule a negocios turbios y consideró que las denuncias en su contra son estrategias de los tenedores de bonos de deuda argentina que litigan contra el país (holdouts).

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Cristina Fernández delante de una imagen de Evita y una leyenda en ruso. Foto: EFE

En cadena nacional este martes, la presidenta Cristina Fernández habló sobre las investigaciones de la Justicia sobre cuentas y empresas que administra junto a su familia.

Negó cualquier responsabilidad y consideró que las denuncias en su contra no son más que estrategias de los tenedores de bonos de deuda argentina que litigan contra el país (holdouts).

El acto fue en el partido bonaerense de San Martín a partir de las 13. La referencia de la presidenta a las investigaciones en la Justicia se produjeron al final del discurso, cerca de las 14.

"Finalmente algo importante, sobre lo cual todo el año pasado picotearon sobre la cabeza de los argentinos y las expectativas económicas de los argentinos. (Decían) que si no se llegaban a un acuerdo con los buitres se venía todo abajo. Es tal el bombardeo mediático que recibí una nota que decía 'Cristina, cuidado, están diciendo que arreglan el 1º de enero , si arreglan, no arreglen el 1º de enero. Y le mandé a decir, quedate tranquilo, no tengo cuenta que me descubran, y nadie me va a extorsionar en contra de los intereses del país. Y vienen anunciando que van a dar cuentas y empresas. La última fue un bochorno. Todo hecho por los fondos buitres, en su campaña de desprestigio. No crean que es en contra el gobierno de la Argentina, es en contra de la Argentina", expresó.

Se refirió así, en forma indirecta a las acusaciones por la empresa de la familia kirchner, Hotesur, y por supuestas cuentas en el exterior del hijo presidencial, Máximo Kirchner, entre otras.

Luego se dirigió a su sucesor en la administración nacional, cuya identidad no se conocerá hasta que culminen las elecciones presidenciales de este año: "Si te toca gobernar este país, lo vas a tener que gobernar con los 40 millones adentro", dijo. "Quiero agradecer a los que nos apoyaron en esta lucha", clamó. Su discurso tuvo lugar dos días después de que el Frente para la Victoria quedara tercero en las primarias porteñas.

En el escenario la acompañó su delfín en la contienda porteña, el titular de Aerolíneas Argentinas, Mariano Recalde. También estaban el gobernador Daniel Scioli, así como el ministro de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, los dos precandidatos en la interna oficialista.

Estaban presentes además el secretario general de la Casa Rosado, Eduardo "Wado" de Pedro, el ministro de Justicia, Julio Alak, y el secretario de Justicia, Julián Álvarez, entre otros funcionarios.

El motivo del acto era la inauguración del nuevo edificio del Banco Nacional de Materiales Controlados del Registro Nacional de Armas (Renar) en Miguelete, partido de San Martín. Allí funcionará el depósito de armas, municiones y pirotecnia más grande del país, de 2000 metros cuadrados.

Al final, Cristina subió el tono de voz: "Este espacio político que tengo el honor de representar como Presidenta de la Nación tiene toda una historia. Y hombres y mujeres van a seguir con estas políticas, profundizando. Seguramente en estos años hemos cometido errores, es difícil gobernar la República Argentina. Lo decía ante la televisión rusa [durante su visita a Moscú la semana pasada]; es difícil quedar bien con todos, es casi imposible. Hay que tomar decisiones que por ahí hacen aparecer a un gobernante como alguien que no pensó en el conjunto", concluyó.

Contra Lorenzetti

La Presidenta volvió hoy a cruzar a las autoridades de la Corte Suprema de Justicia al reclamarles que "en vez de dar tantos discursos contra el narcotráfico", dote de mayores recursos a los juzgados, luego de que el titular del máximo tribunal, Ricardo Lorenzetti , alertara que el contrabando de drogas es "un flagelo preocupante" .

Al presentar en el partido bonaerense de San Martín "dos hornos pirolítico móviles", destinados a la destrucción de droga incautada, la jefa de Estado sostuvo que se trata de una "contribución para crear políticas de Estado en materia de seguridad y lucha contra el narcotráfico".

La declaración de la Presidenta se produjo luego de que Lorenzetti advirtió que "la gente tiene razón al pensar que la inseguridad se ha agravado" y alertó que "el narcotráfico también es un flagelo preocupante, junto con la impunidad".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados