ARGENTINA 

Crimen estremece a Argentina: el asesinato del exsecretario privado de Cristina Kirchner

Encuentran enterrado, con un golpe en la cabeza, a Fabián Gutiérrez, ex secretario de la hoy vicepresidenta de Argentina, Cristina Kirchner.

Lugar donde fue encontrado el cuerpo este sábado. Foto: La Nación - GDA
Lugar donde fue encontrado el cuerpo este sábado. Foto: La Nación - GDA

Fabián Gutiérrez, ex secretario de la ex presidenta y hoy vicepresidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, fue hallado muerto ayer sábado en El Calafate, en la sureña provincia de Santa Cruz, después de permanecer desaparecido desde el jueves, informó el juez del caso, Carlos Narvarte, quien precisó que se trata de un homicidio. El crimen estremece a Argentina y suscita repercusiones y reacciones del ámbito político.

Gutiérrez, que iba a cumplir 47 años el próximo 25 de julio, había declarado en el caso de los cuadernos de las coimas como “imputado colaborador”. Esa revelación que hizo La Nación mostró una trama de corrupción para realizar diversas obras públicas, a partir de los detalles que escribió un chofer sobre los cobros y reparto de sumas millonarias entregadas por empresarios para obtener contratos de obras públicas en los gobiernos de Néstor Kirchner (2003-2007 )y Cristina Kirchner (2007-2015).

Antes de esa declaración ante la Justicia, Gutiérrez había sido procesado en 2018 por supuesto lavado de activos.

El cuerpo del empresario y exsecretario fue encontrado “enterrado, envuelto en una sábana”, en el terreno de una casa de la villa turística, después de datos revelados por uno de los cuatro jóvenes detenidos por el caso de su desaparición, indicó el juez.

Gutiérrez sufrió un golpe en la cabeza y un corte de arma blanca, señaló el juez Narvarte. Si bien “no se conoce el móvil del homicidio”, éste podría ser “pasional o por alguna desavenencia”.

“El móvil pudo haber sido -porque faltaron un televisor y un equipo de música- sentimental, donde se produjo un desacuerdo y comenzó la agresión, o pudo haber sido un arreglo, una cosa premeditada, para proceder a torturar y apoderarse de las cosas de esa persona. No tengo ningún elemento que me indique que pudo haber sido una cuestión política”, declaró Narvarte al canal Todo Noticias.

Fabián Gutiérrez exsecretario privado de Cristina Kirchner. Foto: La Nación GDA
Fabián Gutiérrez cuando fue trasladado por funcionarios de la Prefectura Naval. Foto: La Nación GDA

El juez informó que -según las primeras investigaciones- el homicidio habría sido perpetrado en la vivienda de Gutiérrez, en El Calafate, y luego su cuerpo habría sido trasladado en su propia camioneta hasta el lugar donde fue hallado.

La desaparición de Gutiérrez había sido denunciada el jueves por su madre. En un allanamiento a su casa, en la noche del viernes, encontraron “indicios y manchas de sangre”, tras lo cual el juez dispuso otros allanamientos y en la madrugada de ayer sábado se detuvo a cuatro personas supuestamente vinculadas con el hecho.

Narvarte dijo que el hallazgo ocurrió a partir de la declaración indagatoria que brindó uno de los cuatro detenidos. “No fue exactamente el lugar que mencionó, pero después con el trabajo de criminalística dimos con el cuerpo. La data que teníamos era que estaba dentro de la cabaña. Se estima que llegó a esta cabaña sin vida; sí hay en el interior el televisor y un equipo de música”. Advirtió que puede haber más detenciones.

“Hay que trabajar sobre el cuerpo. En principio, presenta un golpe en la cabeza, pero son detalles que todavía trabaja criminalística”, afirmó Narvarte, a cargo de la causa, pero no confirmó ni negó que alguno de los cuatro detenidos haya reconocido la autoría del crimen. “Estamos muy cerca de esclarecer el hecho”, sostuvo.

Detenidos. 

Las personas detenidas son por ahora cuatro hombres jóvenes. La vivienda donde fue hallado el cuerpo era ocupada por uno de ellos, que podría alquilar ese domicilio o ser propietario.

Sobre los vínculos entre los cuatro detenidos, el juez afirmó que todavía resta probarlos y analizarlos. Además, dijo que uno de ellos presenta lesiones. “Hay que determinar si es compatible con una lucha o violencia con otra persona”, expresó.

Según trascendió, el allanamiento surgió de la declaración indagatoria a uno de los detenidos ante el juez y la fiscal que entiende en la causa, Natalia Mercado, hija de la gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner. La fiscal, el juez y el detenido se trasladaron luego hacia la vivienda señalada.

Los detenidos son tres jóvenes de entre 18 y 23 años y un hombre de 35 años. Por lo menos tres de ellos conocían a Gutiérrez, y pertenecen a dos familias muy conocidas de la ciudad, tanto por su actividad comercial como política.

Facundo y Santiago Zaeta, hermanos sin trabajos registrados ante la AFIP, son hijos de un comerciante local y nietos del escribano Oscar Zaeta, que fue concejal por el lema “La Esperanza Vuelve”, del Frente Para la Victoria. Por su escribanía pasaron las principales operaciones inmobiliarias del pueblo, entre ellas las de la familia Kirchner. En el caso de Facundo, protagonizó un episodio por tenencia de estupefacientes en Río Gallegos, según reportan medios locales.

Juan Carlos Jesús Monzón Muñoz, de 35 años, fue empleado del Banco Nación entre 2011 y 2016. Hoy es monotributista para las actividades de “alojamiento hotelero” y “servicios de comidas”.

Martín Andrés Gómez Chávez, de 23 años, domiciliado en El Calafate, está inscripto como monotributista para el comercio y reparación de autos y motos. El joven recibió en 2016 una beca del Banco de Santa Cruz para estudiar Ingeniería Mecánica en la UTN de Río Gallegos. Su abuelo, Oscar Gómez, fue intendente peronista de la ciudad entre 1991 y 1995 y son una familia muy conocida en la localidad.

Gutiérrez se encontraba sin dar señales desde hacía varias horas cuando su madre, Teresa García, fue hasta su casa el viernes por la tarde y, tras no encontrarlo, decidió denunciar su desaparición ante la policía. La camioneta de su hijo estaba en la casa, el perro encerrado y dentro de la vivienda se encontraron rastros de sangre.

De acuerdo con lo que confirmaron fuentes cercanas a la familia, Gutiérrez se encontraba hacía varias semanas en El Calafate. Había viajado hasta allí para pasar la cuarentena, pero hacía solo dos días que se había mudado a este nuevo domicilio, una casa de su propiedad que estaba alquilada.

La vivienda está ubicada en la Zona de Chacras de la ciudad, a 100 metros del chalet de Cristina Kirchner, para quien trabajó durante años, con apenas algunas interrupciones.

Reacción.

Pocas horas después del hallazgo del cuerpo, la familia de Fabián Gutiérrez emitió un comunicado, en el que pidió que se permita la actuación de la Justicia antes de llegar a conclusiones.

“Ante el brutal crimen de Fabián, amigos, familiares y gente que lo quiere, rogamos a los medios, periodistas y dirigentes de todo el arco político respeto, empatía y paz; pero, sobre todo, calma. Dejando actuar a la justicia, apartándose de hacer especulaciones dolorosas, interesadas, de todo tipo y color”, narra el escrito, que circuló en las redes sociales.

Ya refiriéndose afectivamente al exsecretario, comentaron: “Fabián era, ante todo, una persona. Dueño de un corazón inmenso y una calidad humana extraordinaria. Para nosotros no se fue, porque siempre estará”. Por último, pidieron a Dios que los ayude “en este difícil momento y en la imperiosa búsqueda de justicia". 

Pruebas en caso de cuadernos, sin riesgo

La fiscal federal Fabiana León es la encargada de llevar adelante la acción penal en la causa de los cuadernos de la corrupción en el juicio que deberán afrontar Cristina Kirchner, ex funcionarios del gobierno y empresarios, en el Tribunal Oral Federal N°7.

León aseguró a La Nación que el asesinato de Fabián Gutiérrez, uno de los arrepentidos del caso de los cuadernos de la corrupción, no pone en riesgo las pruebas que aportó al expediente.

Conmocionada por la noticia de la muerte de uno de los acusados en el juicio, que había declarado en el expediente como imputado colaborador, dijo que se enteró del crimen por los medios y que no le corresponde en esta etapa inicial de la investigación hacer especulaciones acerca de si el móvil del crimen está relacionado con la causa de los cuadernos. “Es tremendo el hecho, no tengo palabras, quedé consternada y apenada. Me enteré por los medios”, afirmó. “Un colega me llamó para decirme que estaba desaparecido y ahora esta noticia. Toda muerte violenta de una persona provoca congoja y pesar. Es una cosa horrible, estoy sorprendida y apenada, por supuesto”.

El gobierno rechaza un móvil político y dice que es personal.
Alberto Fernández y Cristina Kirchner. Foto: La Nación / GDA.

Tanto cerca del presidente Alberto Fernández como en el entorno de la vicepresidenta Cristina Kirchner desestimaron cualquier móvil político en la muerte del ex secretario presidencial Fabián Gutiérrez.

“Es un caso policial. Esperamos que se investigue”, se limitaron a señalar a La Nación portavoces cercanos al Presidente, que siguió la evolución de los hechos desde Olivos. Un importante funcionario dijo a este medio que en el caso “entiende la justicia provincial” y que Nación no tiene intervención en la causa.

Quien ofició de vocero oficial tras el hallazgo del cuerpo fue el secretario de Justicia de la Nación, Juan Martín Mena, un funcionario de confianza de Cristina Kirchner. “La irresponsabilidad de funcionarios del gobierno anterior no reconoce límites. Hacer conjeturas y esa inmediata vinculación política habla de la bajeza personal. Es vergonzoso. Pero lo hicieron siempre. Se siguen manejando con la misma bajeza”, dijo Mena en declaraciones a AM750.

En el kirchnerismo había indignación por el tratamiento mediático del caso de Gutiérrez y por la reacción de Juntos por el Cambio, que pidió apartar a la fiscal Romina Mercado de la causa, requirió que el caso pase a la Justicia Federal y consideró que “el Estado tenía la responsabilidad de garantizar la seguridad” de Gutiérrez por tratarse de un arrepentido de un caso de corrupción.

“Ciertos medios y la oposición macrista politizaron el caso. Salieron a denunciar que fue un asesinato político. Fueron muy irresponsables y mentirosos”, dijeron a La Naciónfuentes parlamentarias del Frente de Todos cercanas a la vicepresidenta.

“Es un tema estrictamente policial por un móvil personal. No lo decimos nosotros, lo está diciendo la Justicia. La oposición ayer se pasó y hoy quedó en falsa escuadra”, agregaron.

En el entorno de Cristina Kirchner aseguran que la expresidenta y su exsecretario “hace años no se hablaban”.

Advierten.
Las repercusiones también surgieron en la oposición. La coalición Juntos por el Cambio, que lidera el ex presidente Mauricio Macri, consideró que “el secuestro, desaparición y asesinato de Fabián Gutiérrez, que en 2018 confesó ante la Justicia haber sido testigo de los circuitos de corrupción del kirchnerismo, es un crimen de la mayor gravedad institucional”.

Instó a que la investigación del homicidio pase a la órbita de la Justicia Federal “por la posible conexión de su muerte con delitos federales y que no haya familiares de la vicepresidenta Cristina Kirchner en el proceso”.

Así se referían a que el caso se encuentra bajo la órbita de la fiscal Natalia Mercado, sobrina de la expresidenta. Advierten que “la Justicia provincial ya está tratando de instalar, sin prueba alguna, hipótesis sobre el motivo del asesinato”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados