POLÉMICA

Crece el escándalo: Trump pidió a Ucrania investigar a Joe Biden

El presidente insiste en que no hubo amenazas ni presiones y que es una “caza de brujas”.

Volodimir Zelenski y Donald Trump. Foto: Reuters.
Volodimir Zelenski y Donald Trump. Foto: Reuters.

El escándalo político en Estados Unidos por el proceso de destitución contra el presidente Donald Trump, iniciado esta semana por los demócratas, crece a ritmo de vértigo. La divulgación ayer miércoles de la transcripción oficial de la conversación telefónica entre Trump y el presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, confirma que el presidente le pidió que investigara al exvicepresidente demócrata Joe Biden y a su hijo Hunter Biden por supuestos hechos de corrupción en ese país.

Esta llamada de Trump es la base de la argumentación demócrata para el juicio político. Trump, sin embargo, niega que su pedido pueda interpretarse como una “traición” a la seguridad nacional, como dicen los demócratas.

“No amenacé a nadie, no presioné, nada”, afirmó ayer.

“Es una broma. ¿Un impeachment por eso?”, respondió Trump en una conferencia de prensa en Nueva York al margen de la Asamblea General de la ONU. “Si miras esa llamada, fue perfecta. No hubo quid pro quo”, agregó, empleando una expresión latina que significa algo que se recibe como compensación por otra cosa.

Pero de la letra fría de la transcripción de la conversación surge que Trump pidió a su par ucraniano investigar a Joe Biden, uno de los principales candidatos demócratas para las elecciones de 2020.

Hunter Biden fue miembro desde 2014 hasta 2019 del comité de monitoreo del grupo de gas ucraniano Burisma.

“Me gustaría que nos hiciese un favor porque nuestro país ha pasado por mucho y Ucrania sabe mucho de ello”, señaló Trump en la conversación con Zelenski el pasado 25 de julio. “Se habla mucho del hijo de Biden, que Biden detuvo la investigación y muchas personas quieren saber sobre eso”, continúa Trump en la conversación. “Biden se jactaba de haber detenido la investigación así que si puedes mirar eso”, pidió.

Tras la publicación de la transcripción, Trump aseguró que no ejerció “la más mínima presión” sobre Ucrania. También dijo que todo era parte de una “crisis fabricada” en “la mayor caza de brujas en la historia de Estados Unidos”.

Zelenski, en tanto, respaldó a Trump (ver nota aparte).

En la llamada, Trump propone además a su homólogo ucraniano trabajar en cooperación con su abogado, Rudy Giuliani, “un hombre muy respetado” y con el fiscal general, Bill Barr. Precisa que los dos se pondrían en contacto con él.

La presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, indicó que “o el presidente no conoce el peso de sus palabras o no le importa ni la ética ni sus responsabilidades constitucionales”.

“Claramente, el Congreso debe actuar”, sentenció Pelosi.

Los demócratas sospechan que Trump congeló una ayuda de casi 400 millones de dólares a Ucrania para obligar al presidente de ese país a que lo ayude. En la llamada, Trump no menciona esta ayuda.

Dada la mayoría demócrata en la Cámara de Representantes, es probable que Trump sea acusado, lo que solo le sucedió a dos de sus predecesores: los demócratas Andrew Johnson, en 1868, y Bill Clinton, quien fue denunciado por “perjurio” en 1998 en el marco de su relación con la becaria de la Casa Blanca Monica Lewinsky. Ambos fueron luego absueltos.

Según cálculos de medios estadounidenses, más de 200 de los 235 legisladores demócratas de la Cámara Baja ya han hecho público su apoyo a un juicio político. Se necesitaría contar con 218 votos, la mayoría simple, de la Cámara.

El Senado, con una mayoría republicana aún leal a Trump, realizaría el juicio político contra el presidente y votaría si lo destituye o no. Los demócratas deberían convencer a 20 senadores republicanos, lo que parece muy poco probable.

Trump habló con el líder de la minoría republicana en la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy, para asegurarle que apoya “completamente la transparencia” sobre su caso.

“Pero también insisto en que debe haber transparencia sobre Biden y su hijo, sobre los millones de dólares que sacaron de Ucrania y de China”, añadió.

La Casa Blanca decidió publicar la transcripción de la llamada entre Trump y Zelenski luego de que un miembro de la comunidad de inteligencia -el informante- presentara una denuncia ante sus superiores y que estos notificaran al Congreso por considerar que el tema era grave.

Sin embargo, el contenido de la denuncia del informante no se ha hecho público, y el Congreso no tuvo acceso a ella hasta ayer, cuando fue entregada en mano en un lugar seguro del Capitolio para que pudieran leerla varios legisladores.

La oposición demócrata asegura que el informante quiere testificar ante el Congreso, y lo que está confirmado es que hoy jueves lo hará el director en funciones de la Inteligencia Nacional, Joseph Maguire.

Warren aventaja a Biden en la carrera demócrata

La senadora de Massachusetts, Elizabeth Warren, superó al exvicepresidente Joe Biden en la carrera por la nominación presidencial demócrata para 2020, según una encuesta publicada ayer miércoles.

El 27% de los votantes de tendencia demócrata e independientes de todo el país se inclinó por Warren, mientras que el 25% optó por Biden, en un sondeo de la Universidad de Quinnipiac.

A pesar de que los resultados están dentro del margen de error de la encuesta de Quinnipiac, es la primera vez desde marzo que Warren supera a Biden en uno de sus sondeos.

El senador de Vermont, Bernie Sanders, quedó en tercer lugar con 16% de apoyo, seguido de Pete Buttigieg.

En la encuesta nacional de agosto de Quinnipiac, Biden tenía el 32%, Warren un 19% y Sanders un 15%. “Ahora tenemos una carrera con dos candidatos en la parte superior del campo, y están dejando atrás al resto del grupo”, dijo el analista de encuestas de la Universidad de Quinnipiac, Tim Malloy.

En dos encuestas recientes, Warren superó a Biden en Iowa y New Hampshire, los estados que votan primero para elegir un candidato demócrata.

Una encuesta de Des Moines Register/CNN posicionó a Warren con el 22% de los votos entre los posibles participantes en los caucus de Iowa, en comparación con el 20% de Biden y el 11% de Sanders.

MÁS

Reacciones políticas

En duda acuerdo comercial: Donald Trump puso en duda que el Congreso de Estados Unidos pueda ratificar antes de las elecciones de 2020 el tratado comercial T-MEC con México y Canadá, debido a la intención de la oposición demócrata de iniciar un juicio político en su contra. “No creo que (la presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata) Nancy Pelosi vaya a tener tiempo, está perdiendo el tiempo en una crisis manufacturada”, respondió Trump cuando un empresario le preguntó por el T-MEC durante una reunión en Nueva York con el primer ministro japonés, Shinzo Abe. Para que el Congreso ratifique el T-MEC, firmado el pasado diciembre para sustituir al actual Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), es necesario que Pelosi acceda a someter el acuerdo a votación en la Cámara Baja. “No creo que vayan a llegar a un voto (sobre el T-MEC), los demócratas están luchando entre ellos” y “hablando de tonterías”, subrayó Trump. Hasta ahora, solo México ha ratificado el acuerdo comercial, y los analistas coinciden en que será difícil que Estados Unidos lo haga una vez que comience 2020, porque ya entrará en plena campaña electoral. 

Defensa del presidente de Ucrania: El presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, negó ayer miércoles que haya “presionado” a nadie en su país para que investigara al exvicepresidente Joseph Biden y a su hijo Hunter Biden, como le pidió Donald Trump. “Tenemos un país independiente y un fiscal general independiente. No puedo presionar a nadie”, dijo Zelenski a los periodistas al reunirse con Trump en Nueva York. El encuentro se produjo unas horas después de que la Casa Blanca publicara la transcripción de la llamada que Trump mantuvo con Zelenski en julio. (Ver nota principal).

Ambos se refirieron en tono jocoso a su llamada telefónica: Trump le dijo a Zelenski que le ha hecho “más famoso”, mientras que el líder ucraniano comentó que reunirse en persona era “mejor que hablar por teléfono”.

El presidente estadounidense se refirió también a la líder de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, que el martes anunció el inicio del proceso para el juicio político a Trump. Pelosi “ha perdido los papeles. La izquierda radical ha tomado las riendas de ella. Por desgracia, ya no es la presidenta de la Cámara de Representantes”, sentenció Trump.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)