COVID-19

Colombia entrará en aislamiento general, Chile descarta aplicar esa medida extrema

El gobierno de Colombia ya había ordenado el cierre de los cielos y las fronteras terrestres, marítimas y fluviales.

Soldados recorren la Plaza Bolívar, en Bogotá, para verificar el cumplimiento de la cuarentena dispuesta por las autoridades. Foto: Reuters.
Soldados recorren la Plaza Bolívar, en Bogotá, para verificar el cumplimiento de la cuarentena dispuesta por las autoridades. Foto: Reuters.

Colombia entrará en aislamiento general obligatorio para enfrentar la pandemia del nuevo coronavirus, durante diecinueve días a partir de la próxima semana, mientras Chile descarta aplicar esa medida extrema.

“En desarrollo del estado de emergencia, aplicaremos un aislamiento preventivo obligatorio para todos los colombianos desde el próximo martes 24 de marzo a las 23:59 horas hasta el lunes 13 de abril a las 00:00 horas”, dijo el presidente Iván Duque en un discurso a la nación.

El mandatario justificó la medida ante el avance del Covid-19, que deja 158 contagios desde el 6 de marzo, ninguno de ellos letal, en el país de más de 48 millones de habitantes.

“Esta es una medida para la salud y para la vida. Sabemos lo mucho que nos exige a todos y por eso ha sido una decisión pausada y estructurada de la mano de expertos. Y son medidas también para proteger a los más vulnerables”, señaló.

El gobierno ya había ordenado el cierre de los cielos y las fronteras terrestres, marítimas y fluviales.

Desde el viernes pasado, casi 25 millones de personas están en cuarentena vigilada en Colombia, en el ensayo de una medida que abarca a más de la mitad de la población del país y que alcanzará a todo el territorio desde la semana próxima.

Claudia López, alcaldesa de Bogotá, capital del país, lidera la iniciativa que inició la medianoche del jueves y se extenderá hasta la hora cero del martes.

El aislamiento, similar a los que ya se aplica en Italia y en España, fue replicado en Argentina.

Los primeros en enclaustrarse desde este viernes, por orden del gobierno, fueron los 2,6 millones de mayores de 70 años, los más vulnerables frente al Covid-19.

“Tuvimos que aislar y proteger a nuestros abuelos y abuelas durante el mayor ataque del virus”, declaró Duque.

La mayor parte de las personas contagiadas se encuentran en Bogotá (65) y entre ellos hay mandatarios locales y funcionarios públicos.

Duque dio negativo en el test de coronavirus, luego de que tuviera que practicarse la prueba por el contacto cercano que tuvo con un alcalde contagiado.

La alcaldesa de Bogotá, que también departió en las mismas reuniones, está confinada en espera de los resultados del test.

Golpes.

Tras una semana de medidas que se han ido endureciendo con el paso de los días, la economía resultó golpeada con desplomes inéditos de la bolsa de Colombia.

El presidente Duque decretó el estado de emergencia el martes, con una batería de medidas por unos US$ 15.000 millones para paliar la crisis derivada de la pandemia.

El plan incluye liberar los recursos de un fondo de ahorro de regalías petroleras y mineras, así como de pensiones de entidades territoriales (departamentos, municipios), además de capitales disponibles.

Mientras los servicios de salud se preparan para una emergencia mayor, los habitantes de Bogotá salieron a sus ventanas y balcones para un aplauso colectivo a los médicos y personal de la salud.

Trump: "China debió decir antes lo que pasaba"

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró ayer sábado que China mantuvo bajo reserva lo que estaba ocurriendo con el coronavirus, e indicó que desearía que hubieran informado antes para buscar soluciones.

“Desearía que nos hubiera dicho antes lo que estaba sucediendo adentro. No lo supimos hasta que comenzó a publicarse”, declaró Trump en una rueda de prensa junto al equipo de tarea sobre el coronavirus de la Casa Blanca, que lidera el vicepresidente Mike Pence.

Según Trump, de haber sabido con anticipación podían haber buscado una solución y lamentó que China haya sido “muy reservada” al respecto.

Subrayó que en cuanto tuvo conocimiento, ordenó los cierres, para viajeros procedentes desde China y posteriormente de Europa, lo que consideró como un hecho “positivo”.

“China no se ha beneficiado aquí, China ha perdido miles y miles de personas”, agregó en otro momento y luego de admitir que el pasado 24 de enero elogió el “trabajo duro” del gigante asiático en contra de este virus que, según el gobernante, ya afecta a 148 países. “En ese momento estaban siendo transparentes”, alegó Trump, quien calificó de “extraordinaria” su relación con su par de China, el presidente Xi Jinping.

El gobernante también negó que haya respondido tarde a la pandemia, contrariamente a lo que indicó el diario The Washington Post. (Con información de EFE)

Otra visión.

El gobierno de Chile tiene una postura contraria a disponer el aislamiento obligatorio de sus habitantes.

El ministro de Salud, Jaime Mañalich, dijo que es “insensato e innecesario” declarar una cuarentena total para combatir el coronavirus, que ya suma 434 casos en el país, una medida que le solicitan al Gobierno diversas autoridades locales y regionales.

“El daño que se produce es mucho mayor que el beneficio que se busca. Tenemos ancianos que viven solos, que dependen de una persona que los va a alimentar al día, que no va a poder ir. Va a haber un acaparamiento masivo de productos que no van a estar disponibles para los que tienen menos dinero, va a haber especulación, entonces es una cosa de consecuencias tremendas. Es insensato e innecesario”, dijo Mañalich en la televisión local 24 Horas.

El ministro recalcó que la cuarentena total implica un “toque de queda de 24 horas, con vigilancia militar y policial en las calles, con presidio de quienes no lo respeten, que se va a prolongar por el tiempo por lo menos durante tres meses”.

“Un país que no quería nada de tropas en la calle, hoy clama porque tenga militares, armados, uno en cada puerta”, ironizó.

El viernes más de medio centenar de alcaldes de municipios de todo el país y algunos parlamentarios de regionales pidieron al Gobierno que establezca una cuarentena total en todo el territorio.

De hecho, los alcaldes de las tres comunas que concentran la mayoría de los contagios en Santiago (La Condes, y La Reina y Vitacura) decretaron “cuarentena preventiva”, aunque no pueden potestad para que sea obligatoria.

Además, varios partidos de la oposición también firmaron un documento conjunto pidiendo al Gobierno que “decrete cuanto antes la cuarentena nacional obligatoria, asegurando a su vez el adecuado abastecimiento de insumos médicos de toda la red hospitalaria y de alimentos a la población”.

Mañalich criticó estas posturas, dijo que “algunos no tienen la menor idea de lo que están pidiendo” y afirmó lo que están pidiendo los alcaldes, “algunos con afanes populistas y otros con afanes electorales, es una insensatez completa”.

“Lo que se está diciendo es absurdo, es una medida desproporcionada, la cuarentena tiene como sentido fundamental aislar a quienes están enfermos para que no contagien a quienes no lo están, ese es el sentido de una cuarentena, y tenemos que ir tomando las decisiones en la medida que sea necesario. O sea, cerramos los cines, cerramos los pubs, ponemos fronteras entre una región y otra, dejamos los barcos fuera, cerramos los aeropuertos... o sea hay una serie de medidas que hay que ir tomando responsable”, explicó.

Chile declaró el pasado miércoles el estado de excepción constitucional por catástrofe en todo el territorio por 90 días, lo que habilita a disponer de las Fuerzas Armadas para labores de asistencia que ya realizan para garantizar los suministros y la atención sanitaria, entre otras cosas.

De momento, a nivel nacional, rige desde este viernes el cierre de cines, teatros, restaurantes, bares, discotecas y eventos deportivos; además del cierre de fronteras y el establecimiento de unas aduanas sanitarias para controlar el tránsito interno por posibles casos de contagio o sospechosos.

Bolivia con cuarentena; revelan las carencias

Bolivia aplazó sin fecha la elección presidencial prevista para el 3 de mayo, horas después de que el gobierno decretara una cuarentena total desde hoy domingo por 14 días. Hay 19 casos confirmados en Bolivia.

Los directores del mayor complejo hospitalario público de La Paz emitieron un comunicado informando la carencia de insumos para enfrentar la pandemia y la falta de preparación del personal médico. Asimismo, revelaron que desde hace dos meses la unidad de terapia intensiva del Hospital de Clínicas no funciona y está cerrada por falta de recursos humanos calificados.

Testimonio de Francis Suárez: “Le pongo un rostro a este virus”

El 12 de marzo, me enteré de que había estado en la misma habitación con alguien que había dado positivo en una prueba de Covid-19. Cuando obtuve mis propios resultados un día después, experimenté una ola de ansiedad, duda y miedo. Mi mente se aceleró: ¿qué significa esto para mí? ¿Cómo reaccionará mi cuerpo? ¿Cómo afectará esto a mi ciudad y a aquellos que podrían haber estado en contacto conmigo? Por un momento, la incertidumbre fue paralizante.

Mi esposa e hijos fueron a quedarse con la familia, mientras yo me atrincheré en nuestra casa. Hablo con ellos a diario por FaceTime, pero no puedo abrazarlos ni besarlos. Por fortuna, prácticamente no he experimentado síntomas.

El reto ahora se ha vuelto supervisar la ciudad a distancia y garantizar que la maquinaria del gobierno siga andando. Mis labores suelen involucrar muchas interacciones físicas con residentes de la ciudad. Sin esa posibilidad, la dinámica de mi trabajo ha cambiado inmensamente, y ha exigido que tanto mi equipo como yo tengamos que ser creativos en la manera en que trabajamos.

Antes de que Miami tuviera algún caso confirmado, el 6 de marzo ya habíamos cancelado eventos masivos, como el Ultra Music Festival. Poco después de que la ciudad declaró un estado de emergencia el 12 de marzo, decidí recluirme en cuarentena por voluntad propia. Demasiadas personas no tomaron en serio la crisis. Por eso, el 17 de marzo decididimos el cierre de restaurantes, bares, discotecas y otros lugares de encuentro.

Ahora, debemos practicar el aislamiento social para aplanar la curva. Todos somos responsables de ayudar a controlar la propagación.

Nunca pensé que me contagiaría de este virus, pero, extrañamente, me alegro de que haya sucedido. Como uno de los pocos funcionarios públicos en el país que ha admitido haber obtenido un resultado positivo en la prueba de Covid-19, tengo la oportunidad única de ponerle un rostro a este virus, arrojar una luz muy necesaria a cómo es vivir con él y ofrecer una sensación de calma a los residentes de mi ciudad.

El coronavirus nos ha demostrado cuánto dependemos el uno del otro.

(*) El autor es Alcalde de Miami (Estados Unidos)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados