Choque político

Trabajan sin cobrar 420 mil funcionarios públicos en EE.UU.

Rechazo al muro deriva en cierre de servicios.

Símbolo: el Capitolio, en Washington, sede de las negociaciones. Foto: AFP
Símbolo: el Capitolio, en Washington, sede de las negociaciones. Foto: AFP

La Administración federal de Estados Unidos se está en un cierre parcial desde la medianoche del viernes por la falta de acuerdo sobre los fondos de los que depende una cuarta parte del gobierno. El detonante fue la partida presupuestaria destinada a la construcción del muro con México, que el Partido Demócrata rechaza insistentemente. El presidente Donald Trump intentó que los 5.700 millones de dólares fueran aprobados en el Congreso, que vio ir y venir distintos proyectos de ley durante la semana.

En la Cámara de Representantes el republicano salió victorioso, pero no tuvo la misma suerte en el Senado, que vivió la sesión más larga de su historia sin llegar a puerto. “Me siento orgulloso de cerrar el gobierno en nombre de la seguridad fronteriza”, dijo la semana pasada el presidente. Los líderes congresistas retomaron ayer las negociaciones para intentar un acuerdo que permita la reapertura total de los servicios.

Este es el tercer cierre de este año, cifra que no se había alcanzado en las últimas cuatro décadas. A diferencia de los dos anteriores, este puede ser “muy largo”, según adelantó Trump. El cese de los fondos del 25% de la Administración significa que dejan de funcionar nueve departamentos federales, entre ellos los de Agricultura, Comercio, Seguridad Nacional y las agencias que dependen de ellos. A su vez, cerca de 380.000 trabajadores tendrán que quedarse temporalmente en sus casas sin paga y 420.000 funcionarios “esenciales” -de seguridad en los aeropuertos y de Control de Aduanas y Fronteras- trabajan sin recibir su sueldo hasta que se pacte la partida presupuestaria pendiente.

En términos económicos el cierre le supone al Gobierno unas pérdidas de 1.200 millones de dólares del PIB a la semana, según los cálculos de Standard & Poor’s.

Hasta ahora, Trump no ha logrado sacar adelante la propuesta para construir el muro en gran parte de los 3.100 kilómetros de la frontera con México. La edificación tiene un costo estimado de 25.000 millones de dólares. El mandatario, dejando atrás sus discursos electorales, pidió al Congreso que aprobara una quinta parte del costo en los presupuestos de 2019. Pero los demócratas no dieron su brazo a torcer.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados