EXPLICATIVO

Claves para entender qué cambia a partir de hoy con el Brexit

Gran Bretaña abandonó la Unión Europea tras 1.317 días después de que los británicos votaron la salida del bloque y eso trae aparejado cambios en el comercio, derechos de los ciudadanos y comercio.

Boris Johnson, primer ministro británico. Foto: Reuters
Boris Johnson, primer ministro británico. Foto: Reuters
1

¿Qué es el Brexit?

El Brexit es una abreviatura de las palabras inglesas Britain (Gran Bretaña) y exit (salida). Con ese término se refieren a la salida de Reino Unido de la Unión Europea (UE), tras 1.317 días después de que los británicos votaron la salida del bloque. La misma trae aparejado cambios en la política, el comercio y la vida de los ciudadanos.

Reino Unido se sumó al bloque continental, actualmente conformado por 28 países, el 1 de enero de 1973, pero en junio de 2016 los británicos decidieron abandonar la UE y poner fin a una relación de más de cuatro décadas.

2

¿Cuándo se produce la salida?

Después de varios aplazamientos, hoy 1° de febrero se concretó el Brexit

El viernes a la medianoche, la Unión Europea perdió por primera vez a un Estado miembro, que además es uno de los países más grandes y ricos del bloque. Con la partida de 66 millones de habitantes, la población de la UE pasó a aproximadamente 446 millones. Su territorio disminuyó en un 5,5%.

A mediados de diciembre, primer ministro británico Boris Johnson hizo un llamado a la unidad. "Francamente, exhorto a todos, en ambos bandos, a que después de tres años y medio de discusiones encontremos un fin y dejemos que comience la sanación", dijo

El primer ministro británico ayer en campaña a favor del Brexit. Foto: Reuters
Foto: Reuters
3

¿Puede haber marcha atrás?

Sí, pero si un día el Reino Unido decidiese volver, tendría que someterse al procedimiento normal de adhesión.

4

¿Qué pasa con las instituciones compartidas?

En Bruselas, la retirada de la bandera del Parlamento Europeo simboliza un cambio muy real: el Reino Unido abandona la UE y se convierte en un "tercer país".

Ninguno de los 73 eurodiputados británicos elegidos en mayo ocupará un escaño: 46 serán reservados para futuros Estados miembros y 27 serán redistribuidos a otros países del bloque.

Londres ya no tendrá derecho a presentar un candidato para un puesto de comisario europeo, aunque, tras las últimas elecciones europeas, ya carecía de uno por la negativa de Boris Johnson de proponerlo.

Además ya no se invitará al primer ministro británico a las cumbres europeas y los miembros del gobierno no asistirán a las reuniones ministeriales.

Como ciudadanos de un país extranjero, los británicos no podrán presentarse a puestos de funcionarios en Bruselas. Sin embargo, muchos de ellos consiguieron la doble nacionalidad para poder quedarse. El Reino Unido, el segundo mayor contribuyente neto al presupuesto de la UE después de Alemania, seguirá pagando hasta el final de la transición.

Miles de manifestantes piden en Londres un segundo referéndum sobre el Brexit. Foto: AFP
Foto: AFP
5

¿En qué le cambia a los ciudadanos?

Según la ONU, alrededor de 1,2 millones de ciudadanos británicos viven en un país de la UE, principalmente en España, Irlanda, Francia, Alemania e Italia.

Según la oficina de estadísticas británica, 2,9 millones de ciudadanos de los otros 27 países de la UE viven en el Reino Unido, o sea alrededor del 4,6% de la población.

En virtud del acuerdo de retirada, los expatriados radicados a ambos lados del Canal de la Mancha antes del final del período de transición conservarán sus derechos de residencia y trabajo en el país de acogida.

Los cerca de 3,8 millones de europeos que residen en el Reino Unido, así como aquellos que lleguen al país durante este año, pueden solicitar el estatus de “asentado” o “preasentado”, que protegerá tras el Brexit sus derechos adquiridos.

A partir de 2021, cuando termine la libre circulación de personas entre el Reino Unido y la UE, los comunitarios que quieran viajar o residir en el país deberán cumplir las normas migratorias que establezca el Gobierno británico.

El Gobierno aún no ha hecho públicos los detalles de su futura ley de inmigración, aunque el informe de un comité asesor en materia migratoria ofrece pistas sobre sus posibles planes. Ese documento prevé dos vías para solicitar el permiso de residencia en el Reino Unido. Aquellos que lleguen con una oferta de trabajo deberían tener asegurado un salario mínimo -actualmente los extracomunitarios necesitan cobrar más de 30.000 libras anuales (35.400 euros) para obtener el visado-.

Quienes tengan intención de viajar al Reino Unido para buscar trabajo, en cambio, deberían someterse a un sistema de puntos similar al de Australia, la legislación que sirve de referencia a Johnson. Bajo ese régimen, los inmigrantes deben superar un umbral determinado de puntos, que se otorgan en función de criterios como nivel educativo, nivel de renta, dominio del idioma, edad y otros factores.

En tanto, los cerca de 1,3 británicos que viven en otros países de la UE tampoco percibirán grandes cambios hasta el próximo diciembre. Una de las pocas transformaciones tangibles para ellos será que el Gobierno recuperará este año el color azul de los pasaportes británicos, en lugar del burdeos de la UE, una medida meramente simbólica, pero muy celebrada por los partidarios del Brexit. Los 27 socios de la Unión se han comprometido a mantener los derechos adquiridos de los británicos que ya viven en esos países tras el Brexit, si bien cada Estado debe regular de forma independiente su nuevo estatus legal. Esos arreglos nacionales complicarán que los británicos residentes en un país comunitario puedan cambiar su residencia de forma automática a otro, por ejemplo entre Francia y Alemania.

Los jubilados británicos que ya están retirados en países de la UE tienen asegurada una pensión actualizada de por vida. Sin embargo, la retribución de aquellos que lleguen a su país de destino después de diciembre de 2020 dependerá de los arreglos a los que llegue el Reino Unido con los respectivos Estados.

6

¿Cómo afecta al comercio?

Los intercambios comerciales diarios entre el Reino Unido y la UE continuarán como ahora hasta finales de 2020. Durante este período de transición de 11 meses, Londres y Bruselas negociarán su futura relación. 

Londres quiere pactar con Bruselas un acuerdo de libre comercio que asegure los intercambios sin aranceles a partir del 1 de enero de 2021, pero al mismo tiempo mantiene su intención de divergir paulatinamente de las regulaciones de la UE, lo que puede envenenar las negociaciones.

La UE ha advertido de que es “imposible” alcanzar un acuerdo comercial completo en el plazo previsto, pero el primer ministro británico ha recalcado que no tiene intención de solicitar una prórroga. El objetivo de Johnson de comerciar con cero tarifas pero divergiendo de la normativa comunitaria implica que podrían establecerse nuevos trámites y controles en las aduanas, lo que podría perjudicar especialmente a las empresas que mantienen cadenas de producción a ambos lados del canal de la Mancha. En el sector financiero, Bruselas debe estudiar si acepta un régimen de equivalencia para que los bancos, las aseguradoras y el resto de firmas de la City de Londres puedan continuar accediendo a sus clientes continentales. En la negociación con la Unión Europea, el Reino Unido tratará de hacer valer el preciado acceso a sus aguas pesqueras y a su mercado laboral como palanca para favorecer sus intereses.

7

¿Hay transición?

El Reino Unido ha pasado varios años negociando los términos de su partida con el equipo de la Comisión Europea dirigido por Michel Barnier.
Pero las negociaciones entrarán en una nueva fase a partir de hoy. El Reino Unido seguirá sometido a la legislación comunitaria y al Tribunal de Justicia de la UE hasta el final de la transición. Michel Barnier está en contacto con los Estados miembros para definir un mandato de negociación para la futura relación, sobre todo a nivel comercial. A diferencia del pacto entre el Reino Unido y la Comisión, ratificado por los Estados miembros y la Eurocámara, es posible que el acuerdo sobre la futura relación tenga que ser avalado por más de 30 parlamentos nacionales y regionales.

Salida. Prestigiosas agencias de la UE dejarán Londres a raíz del "Brexit". (Foto: AFP)
Foto: AFP.
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)