LA LUCHA CONTRA EL VIRUS

Cierre nocturno total en Argentina para reducir circulación y bajar casos de COVID-19

El decreto de necesidad y urgencia (DNU) que el presidente Alberto Fernández publicará hoy viernes actuará como una “recomendación”.

El presidente Alberto Fernández ayer en una reunión analizando las medidas. Foto: Presidencia argentina
El presidente Alberto Fernández ayer en una reunión analizando las medidas. Foto: Presidencia argentina

El gobierno argentino dará a conocer hoy viernes nuevas restricciones de circulación, que incluye un cierre nocturno, buscando frenar el avance de casos de COVID-19 en Buenos Aires y el resto del país. Argentina añadió ayer jueves 13.835 nuevos casos de coronavirus, el número de contagios más alto en dos meses y muy similar a los registrados durante el resto de esta semana. Mientras, los decesos son ya 44.122 tras ser agregadas 146 muertes.

De acuerdo con el informe oficial, la provincia de Buenos Aires permanece como el distrito con más casos confirmados hasta el momento (709.333, de los cuales 5.319 fueron notificados este jueves), seguida por la provincia de Santa Fe, con 183.291 contagios confirmados, 1.446 de ellos reportados hoy. En tercer lugar está la ciudad de Buenos Aires, con un total de 181.989 positivos, 1.556 informados este miércoles.

El porcentaje de ocupación de camas de terapia intensiva por todo tipo de patologías es del 54,7% a nivel nacional, pero del 59,6% si solo se considera Buenos Aires y su periferia.

Argentina ya comenzó la campaña nacional de vacunación con el primer lote de 300.000 dosis de la vacuna rusa Sputnik V en el personal de la salud.

Medidas del gobierno.

El decreto de necesidad y urgencia (DNU) que el presidente Alberto Fernández publicará hoy viernes actuará como una “recomendación” que establecerá un marco general sobre las nuevas restricciones, pero será cada gobernador el que defina cómo se implementará en su distrito, aseguró a La Nación una fuente de la Casa Rosada, sede del ejecutivo argentino.

Obelisco, Buenos Aires, Argentina, Covid-19
El Obelisco de Buenos Aires en plena pandemia. Foto: Archivo

Pese a que desde el gobierno hablaron de un consenso con los mandatarios provinciales, tres distritos anticiparon que no acatarán la disposición: la Ciudad de Buenos Aires, Córdoba y Mendoza, que, con distintos matices, anunciaron que no aplicarán la restricción de la circulación desde las 23 a 6, horario que establecerá el decreto.

La decisión del jefe de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, abrió interrogantes sobre cómo se aplicará la norma, que establecerá sanciones para aquellos que circulen después de las 23, en el Área Metropolitana, que integran la Ciudad y los 24 municipios que la rodean.

El decreto no hablará de toque de queda, como se especuló en los últimos días.

El objetivo de la restricción es bajar el número de contagios y establecer un mensaje uniforme de que, debido al relajamiento social, la situación es “preocupante”.

El decreto, que tendría una extensión de 14 días, también bajará la frecuencia de los vuelos al exterior -bajará entre un 30 y un 40%- y a los turistas internos se les exigirá la presentación de un test PCR al llegar a destino por la vía área. Además, se acotará a 10 el número de personas en reuniones y el transporte público será de uso exclusivo de los trabajadores esenciales.

Si bien creció la preocupación en el gobierno, el presidente Fernández busca evitar la parálisis de la economía, como sucedió el último año, y tampoco quiere entorpecer la temporada de verano, algo que reclamaron algunos jefes comunales como Guillermo Montenegro (Mar del Plata) y Martín Yeza (Pinamar).

La situación en Colombia.

En tanto, más de 30 millones de personas entraron en un confinamiento más estricto en Colombia ayer jueves y durante cinco días, ante un aumento en la velocidad de contagio del nuevo coronavirus tras las festividades navideñas.

Colombia, de 50 millones de habitantes, es el segundo país con más casos de COVID-19 en América Latina y el Caribe (1,73 millones) y el tercero en número de muertes (45.067).

A partir de este jueves y hasta el martes las ciudades, departamentos y municipios con ocupación de más del 70% de sus unidades de cuidados intensivos (UCI) tendrán restricciones a la movilidad y prohibición de reuniones en espacios públicos o privados.

“Estas medidas se toman para quitar presión sobre las UCI, para tener mejor capacidad de respuesta, para prevenir nuevos contagios de manera exponencial” ya que “lo que se hizo mal en el mes de diciembre trae cuentas de cobro”, advirtió el presidente Iván Duque en su programa de televisión cotidiano.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados