El espionaje del Siglo XXI

Ciberataque a Merkel y líderes políticos alemanes

Revelan correspondencia y listas de afiliados a los partidos.

El gobierno dijo que ningún dato sensible fue revelado. Foto: AFP
El gobierno dijo que ningún dato sensible fue revelado. Foto: AFP

Alemania ha sufrido uno de los mayores ataques informáticos de su historia, que ha afectado a cientos de políticos, incluida la canciller Angela Merkel, y a otras figuras públicas, como artistas y periodistas. El gobierno alemán dijo que se trató de un acto "grave" contra las instituciones democráticas. Los hackers, todavía no identificados, lograron publicar parte de la correspondencia de Merkel.

Según un portavoz del Ministerio de Interior, Sören Schmitz, la dimensión del ataque no se conoció hasta la noche del jueves, aunque la publicación de los datos se había iniciado antes de Navidad en una cuenta de la red social Twitter, con cerca de 17.000 seguidores y en formato digital del tradicional calendario de Adviento.

De todos modos, ningún "dato sensible" fue publicado, precisó Martina Fietz, portavoz del gobierno. Según un primer análisis, fueron afectados político, el Parlamento europeo, el Bundestag (la cámara de diputados alemana), parlamentos regionales y representantes municipales.

Entre los más afectados está el copresidente del partido Los Verdes Robert Habeck, de quien se han publicado en las redes sociales conversaciones con su esposa.

Según la mayoría de los medios alemanes, el único partido que no se ha visto afectado por el ataque es la agrupación ultraderechista Alternativa por Alemania (AfD). Sin embargo, el ministerio del Interior dijo que todos los principales partidos políticos alemanes —incluso el AfD— han sido víctimas del ataque. Los datos difundidos son sobre todo listas de contactos con cientos de números de teléfono móvil y direcciones, así como documentos internos del partido, como listados de miembros. Algunos de estos documentos tienen varios años de antigüedad, hasta 2009.

Los casos más notables fuera de la política son los del periodista deportivo Hajo Seppelt, que destapó el escándalo del dopaje sistemático en Rusia, y el del humorista Jan Bohmermann, que generó en su momento tensiones diplomáticas entre Alemania y Turquía por una sátira contra el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan.

Entre los datos del humorista Bohmermann publicados hay fotos de sus hijos.

También hay músicos afectados, como los raperos Marteria y Casper o los miembros de la banda de rock K.I.Z.

Los servicios secretos alemanes han asumido la investigación del caso y, según el diario Bild, están intercambiando informaciones con servicios secretos extranjeros.

La ministra de Justicia, Katarina Barley, denunció "un grave ataque" de los que "quieren sabotear la confianza en la democracia y sus instituciones". El líder del grupo parlamentario de la izquierda radical, Dietmar Bartsch, también dijo que estaba "profundamente conmocionado" por este "grave ataque a la democracia".

Hackers rusos.

También se hicieron públicas conversaciones de chat, documentos de identidad, cartas y datos bancarios. A fines de noviembre, el diario Der Spiegel había revelado un ataque informático a varios buzones de correo electrónico de los diputados.

Alemania lanzó en 2017 su "ciberejército" que, junto a las fuerzas terrestres, aéreas y navales, protege al Bundeswehr de los ciberataques. En los últimos años, el Bundestag y varios partidos políticos fueron el blanco de ciberataques que, según Berlín, son realizados por los servicios extranjeros.

Entre los sospechosos están los hackers rusos. Los servicios alemanes acusaron a sus homólogos rusos de llevar a cabo campañas internacionales de ciberataque con fines de espionaje y sabotaje.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)