LA HABANA

El calvario por los detenidos en Cuba; el régimen nunca informó cuántos cayeron en prisión

El canciller, Bruno Rodríguez, dijo el jueves que la mayoría de los arrestados fueron liberados, y descartó que haya menores de edad en prisión.

Personas caminan frente al Capitolio, en La Habana. Foto: Archivo
Personas caminan frente al Capitolio, en La Habana. Foto: Archivo

Manuel Díaz lleva 12 días preso y necesita tres testigos que den fe de que protestó pacíficamente y no incitó a la violencia en las inéditas manifestaciones del 11 de julio en Cuba, para al menos poder esperar su juicio en libertad.

Este empleado de una dulcería, de 59 años, es uno de los cientos de cubanos detenidos durante el reciente estallido social que han enfrentado procesos judiciales por delitos como desacato, desorden público, actos vandálicos o propagación de epidemia, por haber salido sin mascarilla en el peor momento de la pandemia de COVID-19 en la isla.

“Hasta ahora nadie ha querido testificar y Manuel sigue en prisión preventiva, acusado de desorden público. Está en la cárcel de Caimito (en la provincia de Artemisa) y estamos desesperados”, declara a AFP vía telefónica su hermano Roberto, que vive en Miami.

Manuel participó el domingo 11 de julio en las protestas que sacudieron al pueblo de Bauta, 25 kilómetros al suroeste de La Habana, donde vive.

Doce días después de que miles de cubanos se volcaran a las calles al grito de “Patria y Vida”, “tenemos hambre” y “Libertad”, el régimen no ha informado el número de detenidos durante y después del estallido.

De acuerdo con una lista, publicada en Twitter por agrupaciones cubanas como el 27N y medios independientes como Periodismo de Barrio, más de 600 personas fueron detenidas.

El canciller, Bruno Rodríguez, dijo el jueves que la mayoría de los arrestados fueron liberados, y descartó que haya menores de edad en prisión. Afirmó además que “no hay juicios sin las garantías del debido proceso” y rechazó que haya desaparecidos.

En el grupo de Facebook “Desaparecidos #SOSCuba”, Roberto, que también tiene en Cuba a su madre de 92 años, explica que para que Manuel pueda esperar su juicio en libertad, necesita, según su abogado, “dos o tres testigos” que prueben que “protestó pacíficamente y se manifestó porque las personas no recurrieran a la violencia”.

En Facebook y Twitter se multiplican los reclamos por la libertad de familiares y amigos. Claudia Salazar pide que liberen a su esposo, Yarian Sierra, que “está siendo juzgado injustamente (...) por pensar diferente”.

El fotógrafo y realizador de audiovisuales Ányelo Troya, de 25 años, detenido en la zona del Capitolio de La Habana, fue condenado a un año de prisión por el delito de “desorden público”. Troya, uno de los realizadores del video del rap “Patria y Vida”, lema de las protestas, fue juzgado el miércoles en un tribunal de La Habana bajo el procedimiento de “atestado directo” (juicio expedito), junto con otros 12 participantes en las manifestaciones.

“Nunca nos avisaron del juicio”, cuenta su hermano Yuri, de 32 años. Sus padres “están destruidos”, afirma. Se enteraron de que su hijo estaba siendo juzgado cuando fueron a visitarlo al cuartel general de la Dirección Técnica de la Policía Nacional. En Facebook, su madre Raisa González preguntó “dónde está el derecho” de su hijo “a tener un juicio con transparencia”.

Entre los detenidos que aún no han sido liberados figuran conocidos disidentes como el expreso político José Daniel Ferrer y el artista Luis Manuel Otero Alcántara, uno de los líderes del contestatario Movimiento San Isidro (MSI), agrupación de intelectuales y universitarios que reclaman libertad de expresión y creación.

Manifestación en Cuba. Foto: AFP
Manifestación en Cuba. Foto: AFP

El MSI denunció el martes en Twitter que Otero Alcántara fue “trasladado a la prisión de máxima seguridad de Guanajay”, en Artemisa.

Cinco días después de las protestas, la Alta Comisionada para Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, dijo que “todas las personas detenidas por ejercer sus derechos deben ser liberadas urgentemente”.

En la isla, voces como las del cantautor Silvio Rodríguez y el líder del dúo Buena Fe, Israel Rojas, pidieron libertad para los detenidos que no hayan estado implicados en hechos violentos.

Récord diario de contagios

Cuba batió su récord de casos de COVID-19 por segundo día consecutivo ayer viernes con 7.784 infecciones, en una jornada en la hubo 66 fallecidos, informó el ministerio de Salud de la isla. La provincia de Matanzas fue la que más positivos registró, un total de 1.603, seguida por La Habana con 1.357. En Cuba han muerto 2.203 personas por covid.

Reclaman a ONU acción humanitaria
Manifestaciones en Cuba. Foto: AFP

Alrededor de un centenar de cubanos se manifestaron ayer viernes frente a la sede europea de la ONU en Ginebra para pedir a la alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, una “intervención humanitaria” en su país, afectado por la pandemia de covid y la crisis económica. Los cubanos, residentes en Suiza y otros países europeos vecinos, corearon lemas como “patria y vida” o “abajo el comunismo”, y leyeron una misiva a Bachelet en la que subrayaron la situación límite que vive la isla.

Entre los participantes hubo miembros de la Asociación por la Democracia en Cuba (ADC), que ha celebrado varias concentraciones ante Naciones Unidas desde que se iniciaran las protestas en la isla el pasado 11 de julio. “Exigimos una intervención dada la crisis médica que está sufriendo el pueblo de Cuba ante la desidia del Gobierno, que usa el avance del covid como un mecanismo de represión”, destacó a EFE el biólogo Ariel Ruíz Urquiola, uno de los participantes en la protesta. Ruíz también criticó al régimen cubano por no haberse adscrito al programa de distribución de vacunas Covax.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados