LA LUCHA CONTRA LA PANDEMIA

Brasil autoriza uso a gran escala de la vacuna de Pfizer, que ya no requerirá conservarse en ultrafrío

Según Anvisa, regulador sanitario brasileño, se trata del “primer registro de vacuna contra el COVID-19, para uso amplio, de las Américas”.

La vacuna de Pfizer utiliza la tecnología de ARN mensajero y muestra una muy alta tasa de eficacia (95%). Foto: Reuters
La vacuna de Pfizer utiliza la tecnología de ARN mensajero y muestra una muy alta tasa de eficacia (95%). Foto: Reuters

El regulador sanitario brasileño, Anvisa, autorizó ayer martes el uso a gran escala de la vacuna de Pfizer/BioNTech contra el coronavirus. Según Anvisa, se trata del “primer registro de vacuna contra el COVID-19, para uso amplio, de las Américas”.

En tanto, en Estados Unidos se autorizará a Pfizer y BioNTech a conservar las dosis a temperatura estándares, por lo que no serán necesarios los refrigeradores de ultrafrío.

Brasil está realizando su campaña de vacunación con la CoronaVac, del laboratorio chino Sinovac, y con la producida por Oxford/AstraZeneca, ambas aprobadas por Anvisa sólo para uso de emergencia.

El regulador sanitario agregó que la vacuna desarrollada por el laboratorio estadounidense Pfizer con el alemán BioNTech “tuvo su seguridad, calidad y eficacia medidas y comprobadas”.

“Esperamos que otras vacunas estén en breve siendo evaluadas y aprobadas”, agregó.

En Brasil, esta autorización final permite el uso de la vacuna para toda la población y la comercialización de las dosis.

La autorización de emergencia solo se refiere a la vacunación de ciertos grupos definidos como prioritarios.

La vacuna de Pfizer/BioNTech, la primera aprobada contra el COVID-19 en Occidente, a finales de 2020, tiene autorizado el uso de emergencia en Estados Unidos. Pero puede usarse para toda la población, a excepción de los menores de 16 años.

La aprobación definitiva en Brasil se da en momentos en que el segundo país más golpeado por el coronavirus, con 247.000 muertos, vive una dramática segunda ola de la pandemia, con una media de más de 1.000 fallecidos diarios desde hace semanas y una lenta campaña de vacunación.

El gobierno del presidente Jair Bolsonaro lleva negociando desde el año pasado con Pfizer la compra de decenas de millones de dosis, pero las tratativas están trabadas por la exigencia de que la farmacéutica quede exenta de responsabilidad en relación a eventuales efectos colaterales.

En diciembre, Bolsonaro bromeó con la cláusula al insinuar que Pfizer/BioNTech no querían ser responsabilizados si su vacuna convierte a los vacunados en “cocodrilos”. “Si te conviertes en Superman, si una mujer empieza a tener barba o si un hombre empieza a hablar con voz afeminada, ellos (los laboratorios) no tienen nada que ver con eso”, dijo el mandatario.

Al revés de lo que ocurre con la CoronaVac y la producida por Oxford/AstraZeneca, las negociaciones no incluyen intercambio de tecnología, por lo que no podrá ser fabricada en Brasil.

La vacuna de Pfizer utiliza la tecnología de ARN mensajero y muestra una muy alta tasa de eficacia (95%).

Más de seis millones de personas han sido vacunadas en Brasil, lo que corresponde al 2,8% de los 212 millones de habitantes, hasta ahora.

Pese a que es reconocido mundialmente por su capacidad de vacunar en masa a su población, Brasil inició su campaña hace poco más de un mes, varias semanas después que Estados Unidos, gran parte de los países europeos e incluso que Argentina y Chile.

Pero debido a la falta de dosis varias ciudades, entre ellas Rio de Janeiro y Salvador, tuvieron que interrumpir la campaña de inmunización.

La semana pasada, el ministro de Salud, Eduardo Pazuello, aseguró que el país dispondrá de más de 230 millones de dosis para fines de julio.

Pero esta previsión depende tanto de la importación de dosis fabricadas en el exterior, como del envío a Brasil de insumos para producir la vacuna localmente.

Vacuna de Pfizer-BioNTech. Foto: AFP.
Vacuna de Pfizer-BioNTech. Foto: AFP.

El cálculo también incluye 10 millones de dosis de la vacuna rusa Sputnik V y 20 millones de la india Covaxin, con cuyos laboratorios el gobierno todavía no ha formalizado un acuerdo y que tampoco tienen su uso aprobado en el país.

Temperatura estándar.

La Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) de Estados Unidos planea aprobar la solicitud de Pfizer y BioNTech para almacenar su vacuna en congeladores de temperatura estándar en lugar de condiciones ultra bajas, informó ayer martes New York Times.

La semana pasada, las compañías dijeron que habían pedido a la FDA que flexibilizara los requisitos que establecen que su vacuna fuese almacenada a temperaturas ultra bajas, lo que potencialmente permitiría que sea conservada en congeladores de farmacias.

En diciembre, la FDA otorgó la autorización de uso de emergencia a la vacuna y la etiqueta que usa actualmente, que indica que debe ser almacenada a temperaturas de entre -80ºC y -60ºC, lo que significa que debe enviarse en contenedores especialmente diseñados.

Vacuna contra el coronavirus. Foto: Reuters.
Vacuna contra el coronavirus. Foto: Reuters.

El lunes, la farmacéutica estadounidense dijo que espera entregar a Estados Unidos más de 13 millones de dosis de la inyección por semana a mediados de marzo, más del doble de sus envíos desde principios de febrero.

Variantes

Brasil identificó hasta ahora 204 casos de variantes del COVID-19 en diferentes regiones del país, de las cuales 184 corresponden a la brasileña y 20 a la del Reino Unido. Los datos corresponden a una encuesta realizada entre las secretarías regionales de Salud para identificar nuevas mutaciones del virus en territorio brasileño.

AstraZeneca y J&J esperan luz verde en Estados Unidos
Dosis de la vacuna de AstraZeneca contra el COVID-19. Foto: AFP

AstraZeneca espera que su vacuna para el COVID-19 pueda recibir autorización para uso de emergencia en Estados Unidos a principios de abril y poder administrar inmediatamente 30 millones de dosis de la vacuna en ese país, dijo ayer martes un alto ejecutivo en una audiencia en la Cámara de Representantes.

Ruud Dobber, vicepresidente ejecutivo de AstraZeneca, indicó que la farmacéutica espera poder administrar 50 millones de dosis de la vacuna para fines de abril.

Por su parte, Johnson & Johnson espera poder enviar cerca de 4 millones de dosis de su vacuna cuando reciba la autorización en Estados Unidos, dijo un ejecutivo de la empresa en la misma audiencia en la Cámara de Representantes. La vacuna de Johnson&Johnson de dosis única será evaluada por un comité de asesoramiento externo de la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos más adelante esta semana y podría recibir la autorización de uso de emergencia poco después.

Richard Nettles, vicepresidente de asuntos médicos de Janssen Pharmaceutical -una unidad de J&J-, dijo que la compañía espera entregar 20 millones de dosis de la vacuna antes de fines de marzo.

En Europa, en tanto, AstraZeneca espera entregar menos de la mitad de las vacunas que se comprometió a suministrar a la Unión Europea en el segundo trimestre, dijo a Reuters un funcionario del bloque.

El esperado déficit, que no se había informado anteriormente, se produce después de una gran reducción de los suministros en el primer trimestre y podría afectar la capacidad de la UE para cumplir su objetivo de vacunar al 70% de los adultos para el verano boreal.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados