ARGENTINA

Autorizaron a Cristina Fernández de Kirchner a no concurrir a próximas sesiones del juicio

El abogado justificó que su defendida ya conoce los cargos de los que se la acusa, que cumple tareas como senadora que se le superpondrían con las sesiones y que así podría evitar el fuerte despliegue de seguridad hasta tribunales.

Cristina Fernández. Foto: EFE
Cristina Fernández de Kirchner. Foto: EFE

La Justicia argentina autorizó este viernes a la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, actual senadora, a no acudir a las audiencias de lectura de acusaciones del juicio en su contra por presuntas irregularidades en la concesión de obra pública durante su mandato (2007-2015).

"El tribunal autorizó a Cristina Kirchner a no concurrir a audiencias del juicio siempre y cuando acredite superposición con funciones de la labor parlamentaria", confirmaron fuentes judiciales.

En concreto, el Tribunal Oral Federal 2 (encargado del caso) hizo lugar a una petición realizada por el abogado de la exmandataria Carlos Beraldi, que buscaba que pudiera no ir a las audiencias restantes de lectura de los requerimientos de acusación.

Las razones argumentadas por Beraldi son que su defendida ya conoce los cargos de los que se le acusa; que cumple tareas como senadora que se le superpondrían con las sesiones y evitar el fuerte despliegue de seguridad que debe realizarse en el edificio de los tribunales y su entorno, en Buenos Aires, cada vez que es citada.

En las primeras sesiones del juicio, que comenzó el pasado 21 de mayo, el Ministerio Público Fiscal, la Oficina Anticorrupción y la Unidad de Información Financiera, partes acusadoras, son las encargadas de leer los cargos delictivos.

Fernández, que el pasado sábado anunció su candidatura a la vicepresidencia para las elecciones de octubre próximo, es juzgada por el presunto direccionamiento de la concesión de obra pública, en la provincia de Santa Cruz, donde nació Kirchner y desarrolló gran parte de su carrera política, a favor de empresas del detenido Lázaro Báez, excolaborador y amigo de la pareja.

Según la acusación, en los 12 años de mandatos del también expresidente Néstor Kirchner (2003-2007) -fallecido en 2010-, y de su esposa, se adjudicaron a Báez más de 50 obras, el 80 % del total, muchas de las cuales quedaron inacabadas, tuvieron sobreprecios o eran innecesarias.

A su vez, hay otros procesos por el posible retorno de esos supuestos millonarios sobreprecios al matrimonio presidencial a través del alquiler de propiedades inmobiliarias de los Kirchner al propio Báez.

Una vez finalicen las sesiones de lectura de las acusaciones, comenzará la etapa de planteo de cuestiones preliminares, a la que seguirán las declaraciones de los imputados, que sí es de concurrencia obligatoria.

En el banquillo de los acusados, además de la senadora (que tiene fueros y no puede ser arrestada) se sientan los ya detenidos Báez; el exministro de Planificación Federal, Julio De Vido y el exsubsecretario de Coordinación de Obra Pública Carlos Kirchner, primo del expresidente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)