ESPAÑA

Ladrón uruguayo en Barcelona no pudo ser capturado: murió antes por cáncer

Junto a otro compatriota robaron 1.300.000 de euros de una joyería en 2018.

La historia recorre los medios españoles. Luis, un ladrón uruguayo de 58 años, decidió hacer su último robo. ¿Por qué el último? Le habían diagnosticado cáncer y el médico le había dicho que tenía los días contados.

El diario La Vanguardia hizo una crónica de cómo se gestó este caso. Desde Uruguay Luis llamó a un antiguo amigo, Marcelo, también uruguayo y ladrón que vivía en Barcelona. Este amigo había integrado la "banda de los Dogos", un reconocido grupo de asaltantes especializados en joyerías que actuó entre los años 2006 y 2012.

"Hagamos una última changuita", le suplicó Luis, con el objetivo de dejarle una fuerte suma de dinero a su familia antes de que le ganara la enfermedad.

Coordinaron y llevaron a cabo la operación el 6 de octubre del año pasado. Entraron a una joyería de Barcelona. Luis simuló ser inválido e ingresó en una silla de ruedas. Marcelo iba como acompañante. Fingieron ser clientes hasta que sacaron sus armas y se llevaron 1.300.000 de euros.

Con este hecho, en la policía volvió la preocupación ante el posible regreso de los "Dogos".

Resolver el caso llevó más de un año. Un tercer delincuente, un argentino dueño de una joyería en Buenos Aires y que fue quien compró la mercadería robada, fue fundamental para la investigación y para poder así desarticular a la banda.

Marcelo fue detenido el 19 de noviembre pasado por el robo a la joyería junto a nueve personas más. Entre los arrestados no estaba Luis, el uruguayo, que ya había fallecido meses atrás de su enfermedad terminal.

Luis y Marcelo, los atracadores uruguayos. Foto: captura.
Luis y Marcelo, los ladrones uruguayos. Foto: captura.
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados