FEMICIDIO

Un argentino deja morir a su pareja mientras la grababa

Terrible caso cerca de Barcelona; detenido por homicidio y malos tratos.

Mossos d’Esquadra (Policía de Cataluña). Foto: Reuters.
Mossos d’Esquadra (Policía de Cataluña). Foto: Reuters.

Un argentino de 49 años quedó detenido en la ciudad española de Viladecans, a 20 kilómetros de Barcelona, acusado de haber dejado morir a su pareja mientras sufría hipoglucemia (un descenso de azúcar en la sangre) y de haber grabado ese momento con su celular, de acuerdo con lo que informaron los Mossos d’Esquadra (policía).

El detenido -cuya identidad no fue difundida por las autoridades - está bajo investigación por homicidio, malos tratos y omisión de socorro. Con ella, son 43 las asesinadas por violencia de género en España en 2019, 1.018 desde que hay datos oficiales.

El pasado 18 de junio, el hombre acudió a la comisaría de los Mossos d’Esquadra de Viladecans, un municipio de 66.000 habitantes a 20 kilómetros al sur de Barcelona, para comunicar que su mujer estaba muerta en el suelo de su domicilio. Una patrulla y un equipo del Sistema de Emergencias Médicas (SEM) se trasladó a la casa de la pareja en el barrio de Can Batllori. Los servicios médicos constataron que la víctima había sufrido una hipoglucemia y que estaba muerta.

Sospecha

Pero aunque todo apuntaba a una muerte natural -la hipoglucemia grave puede producir una disminución total o parcial de la conciencia, convulsiones y llevar a la muerte-, los Mossos siguieron investigando el caso. La actitud del hombre llamó la atención de los agentes y despertó sus dudas: no solo por acercarse él mismo a la comisaría para alertar de la muerte de su pareja en lugar de llamar por teléfono, por ejemplo, sino también por su negativa en rotundo a enseñar el contenido de su móvil a los agentes.

La policía comenzó a sospechar que se encontraban ante un delito de omisión de socorro. Por consiguiente, plantearon sus sospechas a la juez de instrucción número 2 de Gavà y esta ordenó que continuaran investigando al sospechoso.

Tras varias semanas de investigación, descubrieron que la víctima había estado sometida a “un maltrato continuado”, tanto físico como psicológico. La autopsia constató que había sufrido una hipoglucemia, pero también que tenía golpes y contusiones compatibles con una agresión.

La policía autonómica sostiene, además, que el hombre tenía conocimientos médicos suficientes para detectar los síntomas de una hipoglucemia y socorrer a la víctima. Él también es diabético y, según dijo a los agentes, su profesión es dentista, una titulación cuya validez los Mossos aún no han confirmado.

Sufrimiento

La prueba irrefutable contra el detenido estaba en su móvil, el mismo que se negó a enseñar a los agentes el día de la muerte de su pareja. El hombre grabó cómo moría la mujer y él no le prestaba ayuda. “Grabó el sufrimiento que le llevó a la muerte”, precisan fuentes cercanas a la investigación. La policía encontró en el móvil otros vídeos donde se aprecia el “maltrato y la agonía” a la que la sometía. Fuentes de la policía han explicado que el detenido no había difundido el vídeo y solo lo conservaba en un archivo en su teléfono.

Agentes de la comisaría de Gavà, localidad vecina a la de Viladecans, detuvieron al sospechoso el miércoles, acusado de tres delitos: homicidio, malos tratos y omisión de socorro.

El arrestado pasó el jueves a disposición del Juzgado de Instrucción número 2 de Gavà. La juez ordenó su ingreso en prisión provisional.

Fuentes cercanas al caso aseguran que el hombre no tenía antecedentes, aunque los Mossos d’Esquadra no han concretado oficialmente si constaban denuncias de maltrato contra él.

El caso tiene repercusión en los medios argentinos. (Con información de El País de Madrid)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)