NUEVAS MEDIDAS

En Argentina el nuevo gobierno aumenta retenciones y el agro reacciona

El gobierno de Argentina afirma que el régimen no se tocó, sino se actualizó el monto fijo; ayer hubo un nuevo decreto publicado en el Boletín Oficial.

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero y el presidente Alberto Fernández, firmaron el decreto sobre las retenciones. Foto: GDA
El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero y el presidente Alberto Fernández, firmaron el decreto sobre las retenciones. Foto: GDA

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, busca que el potente sector del campo desahogue las arcas públicas. El nuevo gobierno estableció por decreto aumentar los impuestos a las exportaciones agrícolas, una medida que ya le costó un enfrentamiento con el sector a la exmandataria Cristina Kirchner, actual vicepresidenta.

A partir de un decreto publicado ayer sábado en el Boletín Oficial, los impuestos a las ventas al exterior de granos pasarán de 4 pesos por dólar exportado a una tasa fija de 9%.

En el caso de la soja, el mayor producto de exportación, se le añadirá este 9% al 18% más cuatro pesos que pagaba hasta ahora, por lo que pasará a estar gravada con un 27%.

El monto de 4 pesos por dólar exportado fue fijado por el expresidente Mauricio Macri en septiembre de 2018, en búsqueda de aliviar el ahogo financiero del país. Pero este gravamen que equivalía prácticamente a un 12%, se redujo a casi la mitad por el efecto de la fuerte devaluación del peso, que el viernes cerró en 63,07 pesos por dólar, una depreciación de 70% desde enero de 2018.

“La grave situación por la que atraviesan las finanzas públicas, resulta necesaria la adopción de urgentes medidas de carácter fiscal que permitan atender, al menos parcialmente, las erogaciones presupuestarias con recursos genuinos”, justificó el gobierno.

Actualizan.

Ayer, en una entrevista con La Nación, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, fue preguntado porqué no hubo una consulta previa con las entidades del agro como había prometido Fernández. “Esas mesas de diálogo sí se van a conformar. Acá lo que se hizo fue actualizar el valor de las retenciones que se habían fijado en 4 pesos”, explicó Cafiero. “Las retenciones tenían una parte móvil y otra fija. Así lo estableció Macri y así está hoy el régimen. Eso no se tocó. Lo que se hizo es actualizar el monto fijo, que era un componente de esas retenciones. Cuando Macri estableció este sistema, para la soja era de 18% de retenciones móviles, más un 12% fijo al dólar de ese momento ($36), con un tope máximo de 4 pesos. Lo que dijimos es: pasaste de un dólar de 36 a uno de 63, modifiquemos ese tope. Obviamente se actualizan los valores, pero no se modificó el régimen de retenciones. Si lo hiciéramos, lógicamente vamos a estar convocando a las entidades”.

Al preguntarle si está previsto hacer ese cambio de régimen, el jerarca respondió: “No. Lo que está previsto es ir convocando a los sectores a este ámbito de acuerdo para evaluar cuál es el mejor régimen exportador de la Argentina. Nosotros necesitamos traer dólares. Nuestro programa se define en parte en la idea de mejorar el perfil exportador del país. No buscamos ningún régimen prohibitivo ni mucho menos, pero sí que se adecue a las necesidades que tiene el resto de la Argentina”.

Al señalarle que en los hechos las retenciones a la soja aumentaron, Cafiero puntualizó: “Depende. En algún punto no. Las retenciones de Macri para la soja estaban en un 18% más un 12%, con lo cual da 30%. Lo que tenían esas retenciones era un tope fijo, de 4 pesos, que es lo que nosotros sacamos. Excepto eso, son las mismas retenciones que tenían con Macri”.

Respecto de si estas decisiones pueden dar lugar a un nuevo conflicto con el agro, después de lo que pasó hace 10 años, Cafiero estimó que “eso no tiene asidero. Lo que estamos buscando es actualizar valores que quedaron muy desactualizados. Las medidas las vamos a tomar en mesas de acuerdo, siempre vamos a tratar de consensuar. Nosotros no tocamos al campo, sino los derechos de exportación. Entendemos las dificultades que tuvo el campo por cuestiones climáticas, entendemos que hay muchos insumos que son en dólares, pero también tenemos que ser conscientes de que el gobierno de Macri tuvo una devaluación de más del 500% y eso genera rentabilidad extraordinaria”.

Mauricio Macri. Foto: EFE.
El monto de 4 pesos por dólar exportado fue fijado por el expresidente Mauricio Macri en septiembre de 2018. Foto: EFE.

Acercamiento. 

Esta es una de las primeras medidas económicas de Fernández, quien asumió la presidencia el martes pasado en un país sumido en una recesión de más de un año, con un inflación de 55% anual y un pobreza que golpea a casi 40% de la población.

En Argentina, el campo es el único sector que ha crecido con un alza de 46% interanual en el segundo trimestre del año, según el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

El decreto puso en alerta al poderoso sector agrícola que ya había mantenido una fuerte disputa por los gravámenes a las exportaciones, con protestas y bloqueos de rutas que tuvieron en vilo al país, con la expresidenta Cristina Kichner (2007-2015), hoy vicepresidenta y titular del Senado.

Los representantes del campo que se habían enfrentado duramente con Kirchner, que fijó los gravámenes en 35%, habían tenido un acercamiento con Fernández durante la campaña electoral.

Estiman un impacto de US$ 1.800 millones

El sector agropecuario reaccionó con duros cuestionamientos al aumento de retenciones dispuesto por el gobierno y estimó que tendrá un impacto negativo de US$ 1.800 millones.

“Cuando (Alberto Fernández) era candidato dijo que nos iba a consultar, y eso no ha sucedido. Con el ministro (Luis Basterra, Agricultura) nos juntamos el jueves y no nos comentó nada”, señaló el presidente de la Sociedad Rural Argentina, Daniel Pelegrina, en declaraciones a Radio Mitre.

“Es una medida aislada y todavía no conocemos nada del paquete económico completo. Hay una cantidad de gastos improductivos que hay que revisar antes”, consideró, y advirtió sobre el fuerte impacto del aumento para el productor.

Ante esta situación, Jorge Chemes, presidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), indicó que la Mesa de Enlace tendrá una reunión urgente.

“El diálogo es la principal herramienta y es fundamental que nos escuchen. Creo que ya lo tenían decidido para salir con un efecto sorpresa. El impacto en la rentabilidad va a ser fuerte”, señaló a radio Continental.

“Esto no va a caer bien en el sector, no va a gustar”, anticipó Matías De Velazco, presidente de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa.

En la misma línea, Carlos Iannizzotto, presidente de Coninagro, señaló que el presidente Fernández “comienza a faltar a su palabra” porque “dijo que no iba hacer cosas sin consultar”. “Esperábamos un anuncio a favor de la producción, alentándola”, completó. (Con información de La Nación-GDA)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error