INTERESES DE BONOS

Argentina incumplió pago pero negociará hasta el 2 de junio

“Estos son tiempos críticos. Lo que se logre ahora afectará la vida de millones de personas”, dijo el ministro de Economía argentino, Martín Guzmán.

Martín Guzmán. Foto: AFP
Martín Guzmán: ministro de Economía de Argentina. Foto: AFP

Argentina incumplió ayer viernes el pago de 500 millones de dólares en intereses de bonos, lo que dejó al país a las puertas de su novena cesación de pagos, en medio de una compleja negociación con acreedores para reestructurar su deuda.

El embajador argentino en Estados Unidos escribió en una carta obtenida por Reuters que el país pospondrá el pago que vencía ayer viernes, mientras renegocia una deuda de 65.000 millones de dólares.

Argentina extendió hasta el 2 de junio el plazo para lograr un acuerdo.

“A la luz de la perspectiva de alcanzar un acuerdo con sus acreedores sobre nuevos términos para sus bonos, Argentina va a posponer este pago hasta que se alcance un acuerdo”, señaló el embajador Jorge Argüello en la carta.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, dijo en un comunicado que el pago de los vencimientos de intereses “forma parte de estas discusiones, y esperamos que se aborde en el acuerdo más amplio que estamos buscando”.

Una fuente del Gobierno argentino dijo a Reuters que en las negociaciones entre las partes “ha habido un progreso notable y un acuerdo razonable es realmente posible en una cuestión de días, no de meses”.

Sin embargo, en medio de la tensa situación financiera, Gabriel Torres, analista de la calificadora Moody’s, dijo que el proceso de reestructuración de deuda “muy probablemente se tornará más complicado” luego de que Argentina incumpliera con el pago.

Guzmán dijo a Reuters el jueves por la noche que el Gobierno planeaba modificar su oferta a los acreedores y que las conversaciones estaban en un curso positivo, aunque quedaba una “importante distancia” para llegar a un acuerdo. “Estos son tiempos críticos. Lo que se logre ahora afectará la vida de millones de personas”, dijo el funcionario.

Los acreedores también han mostrado signos de flexibilidad e indicaron que es poco probable que tomen medidas inmediatas contra Argentina ante un incumplimiento, siempre y cuando las conversaciones estén en el camino correcto.

Un importante grupo de acreedores que posee alrededor de 16.700 millones de dólares en bonos del país dijo que si bien la falta de pago provocaría incumplimientos en varios bonos, reconoció que Argentina estaba buscando un acuerdo integral. “El Grupo acoge con satisfacción la expresión de Argentina de un intento de trabajar con los acreedores, pero las acciones hablan más que las palabras”, dijo Ad Hoc Grupo de Acreedores, que incluye a fondos como Ashmore, BlackRock y AllianceBernstein, y agregó que deseaba más compromiso por parte de Argentina.

Sin embargo, un segundo grupo de acreedores, el Comité de Acreedores de Argentina (ACC por sus siglas en inglés) afirmó en un comunicado que “objeta” la decisión del país de caer en un nuevo incumplimiento de deuda.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error