EUROPA

Alemania, un refugio contra la crisis para jóvenes españoles

El bajo desempleo en Alemania atrae a desocupados

"Mejores sueldos, más oportunidades de empleo". Así resume Alberto, un español de 26 años, los motivos que llevan a muchos de sus jóvenes compatriotas a buscarse la vida en Alemania, una suerte de El Dorado ante la crisis económica, que no siempre cumple con sus expectativas.

Tras la crisis financiera global de 2008, España, Portugal y Grecia se hundieron en una devastadora recesión, y sus tasas de desempleo subieron a niveles insostenibles llegando a alcanzar el 50% entre los jóvenes en España y en Portugal. Como consecuencia de ello, decenas de miles de jóvenes europeos fueron a buscar empleo a Alemania, la locomotora económica de la zona euro, cuya tasa de desempleo (5,7%) cayó a su nivel más bajo desde hace casi tres décadas. Entre 2008 y 2015, más de 47.000 españoles y 27.500 griegos de edades entre 18 y 25 años llegaron a Alemania en busca de empleo, según los datos de la oficina alemana de estadísticas Destatis.

Una oportunidad para Alemania donde algunos sectores sufren un déficit de mano de obra, mientras su población envejece y su tasa de natalidad está bajo mínimos. En 2011, la canciller Angela Merkel animó a los jóvenes españoles a probar suerte en el mercado laboral alemán y, dos años después, Berlín y Madrid firmaron un acuerdo que reservaba cada año 5.000 plazas de formación o empleos estables para jóvenes españoles.

Pese a las promesas de Alemania, algunos decidieron regresar a sus países natales, desilusionados al no conseguir integrarse en la sociedad o cansados de los contratos precarios o los salarios bajos, la otra cara de la moneda del bajo desempleo alemán.

A medida que la economía española comenzaba lentamente a levantar cabeza, la cantidad de españoles que dejaron Alemania aumentó de 2.800 en 2012 a 4.300 en 2015, según las cifras de Destatis.

Hay "un enorme deseo" de volver a España entre los que abandonaron el país en busca de empleo, asegura Sebastián Sanz, cofundador en 2016 de "Volvemos", una plataforma que ayuda a los emigrantes a reinsertarse en el mercado laboral español.

Según él, algunos están cada vez más "desilusionados" después de pasar unas temporadas en Alemania como, por ejemplo, las enfermeras, que dicen ser más valoradas en España que en Alemania.

Alberto "no piensa quedarse en Alemania" y se muestra optimista con el futuro de España. "Estoy seguro de que va a mejorar", confía.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)