Permanecerá en libertad bajo fianza

Alemania extradita a Puigdemont solo por malversación

Descarta el delito de rebelión de que lo acusan en España.

Carles Puigdemont, presidente regional de Cataluña. Foto: AFP.
Carles Puigdemont, expresidente regional de Cataluña. Foto: AFP.

La Justicia alemana resolvió ayer jueves extraditar a España al expresidente catalán Carles Puigdemont por un presunto delito de malversación de fondos, pero no por rebelión.

Puigdemont permanecerá en libertad bajo fianza en Alemania hasta que se ejecute la extradición —para la que no hay fechas ni plazos— y que podría quedar paralizada sí, como ha anunciado su defensa, se presenta un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional alemán.

La Audiencia de Schleswig-Holstein explicó en un comunicado que ha considerado "no admisible" la petición de extradición por rebelión, solicitada por el juez Pablo Llarena del Tribunal Supremo español, reiterando los argumentos de que no se produjo el grado de violencia "suficiente".

"La cantidad de violencia que prevé el delito de alta traición (equivalente alemán al tipo español de rebelión) no se alcanzó en los enfrentamientos en España", asegura la resolución.

Tampoco admitió el delito de perturbación del orden público, alegando que Puigdemont "no era el líder espiritual de las acciones violentas".

La Audiencia sí admitió la petición de extradición por malversación de fondos públicos en relación con la organización del referéndum del 1º de octubre, indicando que, como señala el Supremo español, Puigdemont pudo haber tenido una "corresponsabilidad" en decisiones que supusieron una carga para las arcas públicas.

El tribunal decidió asimismo que, hasta que se ejecute la extradición —competencia de la Fiscalía de Schleswig-Holstein—, Puigdemont puede seguir como hasta ahora en libertad bajo fianza porque el procesado "siempre" ha cumplido con las obligaciones derivadas de su situación legal.

La Audiencia desdeñó los argumentos de la defensa del líder soberanista, que pedía no extraditar a España a Puigdemont porque era un perseguido político y no iba a poder tener allí un juicio justo.

"Lucharemos hasta el final y ganaremos", tuiteó Puigdemont, celebrando que quede descartada la extradición por rebelión. "Hemos derrotado la principal mentira sostenida por el Estado. La justicia alemana niega que el referéndum del 1º de octubre fuera rebelión", celebró.

El catalán se refugió en Bélgica tras su destitución y desde ese país viajaba a otros de la UE. Fue detenido en marzo en el norte de Alemania cuando viajaba en coche de Finlandia a Bélgica.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º