La transición en Brasil

Acuerdan un "pacto republicano" sobre déficit, jubilación y seguridad

“Ninguna persona en solitario va a salvar nuestra patria”, dijo Bolsonaro.

Temer y Bolsonaro ayer en San Pablo, dando inicio a la transición de gobierno. Foto: Reuters
VEA EL VIDEO. Foto: Reuters

Jair Bolsonaro y Michel Temer iniciaron ayer miércoles en Brasilia la transición hacia el 1º de enero, cuando asuma el nuevo gobierno. Bolsonaro prometió que mantendrá "muchas cosas" de la administración Temer, y este lo invitó a acompañarlo a la cumbre del G20 que se realizará en Buenos Aires entre el 30 de noviembre y el 1º de diciembre. Sin embargo, fuentes del equipo del presidente electo dijeron que no le será posible aceptar, pues todavía requiere cuidados tras la cuchillada que sufrió el pasado 6 de septiembre en medio de un mitin electoral, que le obliga a usar aún una colostomía que será retirada en los primeros días de diciembre.

Temer, que asumió en mayo de 2016 tras el impeachment de su exaliada Dilma Rousseff, aseguró que la colaboración con Bolsonaro será "verdadera" y ofreció impulsar en el mes y medio que le queda de gestión los proyectos de ley que su sucesor considere prioritarios. Miembros del equipo de Bolsonaro manifestaron su deseo de que la legislatura saliente vote una parte de la reforma de las jubilaciones, a la que consideran esencial para equilibrar las cuentas públicas.

Temer hizo de guía de Bolsonaro y su equipo por la tercera planta del Palacio de Planalto, donde está el despacho presidencial. "Pedí una audiencia", que fue más "una forma de visita" y en la que "conversamos sobre gobernabilidad", declaró Bolsonaro junto a Temer una vez concluido el encuentro de casi una hora.

"Sin querer anticipar nada, y aún si fuera preciso el año que viene, volveremos a pedirle (a Temer) que nos atienda", añadió el presidente electo, quien consideró que "Brasil no puede despreciar el conocimiento de quien ya ha pasado por la Presidencia".

Antes del encuentro con Temer, Bolsonaro se entrevistó con el presidente de la Corte Suprema, José Antonio Dias Toffoli, con quien se comprometió a trabajar en un "pacto republicano" sobre déficit fiscal, reforma del régimen de jubilaciones y seguridad ciudadana. "Debemos solucionar lo más rápido posible la cuestión fiscal" y el déficit público, así como "la cuestión de la jubilación y aquella que todos los días golpea la puerta de los brasileños: la seguridad ciudadana", dijo.

El "pacto republicano" fue propuesto por Dias Toffoli con el fin que comprometa al Ejecutivo, al Legislativo y al Poder Judicial.

Bolsonaro afirmó que nadie puede "salvar" a Brasil de la crisis sin contar con el apoyo de los demás poderes. "Ninguna persona en solitario va a salvar nuestra patria; (se necesita) un equipo, la unión de autoridades, junto con el pueblo, para ofrecer alternativas que permitan a Brasil ocupar el lugar destacado que merece en el escenario global", afirmó Bolsonaro tras su reunión con Dias Toffoli.

Más allá de esas reuniones, Bolsonaro continuó trabajando en la composición de su próximo gabinete, en el cual se anunció que el general Augusto Heleno Ribeiro, barajado como futuro ministro de Defensa, ocupará en realidad la cartera de Seguridad Institucional.

Ese cambio, según dijo el vicepresidente electo Hamilton Mourão, permitirá darle entrada a un representante de la Armada en el Ministerio de Defensa, lo que reforzaría el acento militar que Bolsonaro pretende darle a su Gobierno.

Reducción de ministerios: eliminarán el de Trabajo

El Ministerio de Trabajo en Brasil será "incorporado" a alguna otra cartera, como parte del plan de reducción del número de ministerios, anunció ayer el presidente electo Jair Bolsonaro. El martes, cuando ya circulaban versiones sobre su desaparición, el Ministerio de Trabajo divulgó una nota en la que destaca sus "88 años de existencia" como "casa materna" de la clase trabajadora brasileña. Força Sindical, una de las principales centrales gremiales de Brasil, también criticó el anuncio de Bolsonaro. Según la prensa brasileña, el equipo de Bolsonaro baraja fusionar el Ministerio de Trabajo con el de Industria y Comercio Exterior.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)