RIVERA

Víctimas de accidentes con heridas irreparables

Una mujer con el pie amputado y otra persona que perdió un dedo fueron el saldo de dos siniestros de tránsito ocurridos en el amanecer de ayer en Rivera.

Un conductor de automóvil, responsable de uno de los siniestros, registrado en Cuaró y Brasil, se dio a la fuga, aunque poco después se presentó en el lugar para retirar la matrícula que había quedado tirada. Los policías ignoraban que era el causante del siniestro y le pidieron que se retirara del lugar.

Más tarde, el infractor llamó al 911 y dijo que había tenido un accidente. Fue entonces que la Policía se trasladó a su domicilio y lo detuvo, constatando mediante una espirometría que tenía 1.24 de alcohol en sangre.

La víctima, una mujer de 29 años que se desplazaba en una motocicleta, sufrió la amputación de un miembro inferior.

Poco después, en un segundo accidente de tránsito, otra persona resultó herida y terminó con la amputación de uno de sus dedos.

Controles.

Durante el fin de semana la Intendencia de Rivera realizó tareas de control de velocidad en las calles. Uno de los operativos, que se denominó "tolerancia cero", estuvo a cargo también de la Policía Nacional de Tránsito.

En el transcurso de este operativo, los policías e inspectores constataron la realización de picadas, tomando la matrícula de las motos para su posterior identificación. También aplicaron multas por distintas infracciones.

En tanto, la Inspección General de la comuna realizó en la madrugada de ayer domingo 4 espirometrías que resultaron positivas; 5 autos y 2 motos fueron retenidos, al igual que 3 licencias de conducir.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados