Tiene 33 años y viene de un pequeño grupo del Frente

De vendedor pasó a ser el número tres de la Intendencia de Montevideo

Cuando vendía libros puerta a puerta no se imaginaba que un día iba a llegar a ser el número tres de la intendencia de Montevideo.Christian Di Candia (33) pertenece a un pequeño sector dentro del Frente Amplio (Magnolia), que en junio de 2014 apoyó a la senadora Constanza Moreira.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Christian Di Candia

Antes de ser vendedor, también fue cadete, gestor y funcionario de la Junta Departamental, donde ocupó la secretaría general y la presidencia del sindicato. Su "fuerte" es el conocimiento que tiene de cada rincón del legislativo comunal y esa es una de las razones por las que lo eligieron primero para suplente en la lista de Martínez y luego prosecretario.

La noche antes del ofrecimiento del cargo, Di Candia esperaba nervioso una llamada de Martínez. La confirmación no llegaba para él, pero los otros suplentes (Óscar Curutchet y Fabiana Goyeneche) ya tenían su lugar asegurado en el equipo de gobierno. Después de unas horas de espera que se hicieron eternas, finalmente fue citado al hotel Cristal Tower —donde funciona el comando del intendente electo— el pasado viernes 12.

Horas más tarde, en conferencia de prensa se anunciaban los integrantes del gabinete. Di Candia es consciente de que la de Martínez es una "apuesta fuerte", por su edad y su pertenencia a un sector pequeño de la coalición de izquierda.

"Seguramente tuvo alguna duda, no es fácil armar esos equipos, son muchas presiones de muchos lados. A Daniel no le debe haber resultado fácil decir: Mi prosecretario tiene 33 y es de Casa Grande", admitió.

Marihuana.

En su vida diaria, Di Candia reconoce que es un poco "ansioso" y a veces también "disperso", porque se queda pensando en varias cosas a la vez. Como todo libriano, siente que le cuesta mucho enojarse, porque tiene mucha paciencia. Pero, advierte que cuando toma una decisión se mantiene "firme".

Algunos de sus pasatiempos favoritos son escuchar música e ir a la playa. Pero en sus ratos libres, los fines de semana, "cada tanto" también fuma marihuana, admite.

Para Di Candia, muchos fuman cannabis, pero pocos lo dicen por una "cuestión de la hipocresía". Para el futuro prosecretario de la intendencia, fumar marihuana es como tomar un whisky o un vino. "Muchas veces en un asado prefiero no tomar nada, tomar agua y fumar. Lo hago los fines de semana o cada 15 días", contó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)