MUNDIAL DE FIELD TARGET

Uruguayos a los tiros en Portugal

Por primera vez un equipo local participó de un mundial de rifles de aire comprimido.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Uruguayos participaron del mundial en Lisboa. Foto: Asociación Uruguaya de Field Target

Por primera vez una delegación uruguaya participó de un mundial de Field Target, que se realizó en Lisboa (Portugal) y culminó el sábado pasado.

El Field Target (tiro de campo) tuvo su origen en el Reino Unido a principios de la década de 1980 y se basa en pruebas de puntería utilizando rifles de aire comprimido de alta precisión. La disciplina consiste en abatir formas de animales colocadas en un rango de distancias variable, que solo pueden ser tiradas al impactar en una killzone (zona de muerte).

Los uruguayos se midieron ante más de 320 tiradores de 32 países. “Destacamos la importancia de esta experiencia de competición internacional y que hayamos podido conseguir las invitaciones para ir, generando además los cupos para el mundial del año que viene, en el que vamos a poder participar como Asociación Uruguaya de Field Target (AUFT), que formamos recientemente y ya tiene unos 50 socios”, declaró a El País Dante Navone, presidente de la AUFT.

“El próximo mundial se va a hacer en 2017 en Gales (Reino Unido) y ya vamos a ir con más experiencia”, agregó.

Los competidores que representaron a Uruguay son Antonio y Gustavo Dudok, dos hermanos que participaron en la categoría PCP (Pre Aire Comprimido) junto a Mauricio Camacho. En la categoría Resorte (una modalidad más “antigua” de rifle neumático) participó Faustino Abondet, el más joven del equipo, con 18 años. “No llegó al medallero, pero anduvo muy bien”, dijo Navone.

A la fiesta de cierre fue la embajadora de Uruguay en Lisboa. “Fueron tres días de competencia. Cada día se bajan 50 siluetas, que son formas fijas de conejo o chancho jabalí, por ejemplo. Por lo general son negras y en el centro tienen un agujero de diferente tamaño con una placa amarilla o blanca por detrás, para que se vea, con un sistema mecánico para tirarlas. Si le pegás en cualquier otro lado que no sea ese orificio, la silueta no se cae”, explicó el presidente de la AUFT.

La actividad está reglamentada por la Federación Internacional de Field Target (WFTF por sus siglas en inglés).

“Nosotros participamos de algunos campeonatos internos y en Argentina también, con lo que hicimos contacto con la Asociación Argentina de Field Target (AAFT), que nos impulsó y nos permitió conseguir las invitaciones para ir al mundial. A raíz de esas invitaciones fue que formamos nuestra asociación, para darle un marco legal a la actividad y poder participar. A partir de esta competencia en Portugal y de un curso que hicimos, que te da la categoría de Marshall, generamos ocho cupos para participar del próximo campeonato de 2017”, agregó Navone.

Simulación de caza.

Según un artículo escrito por miembros de la Asociación Argentina de Field Target, para la publicación Aire Libre, la disciplina nació como una auténtica simulación de caza en la que para abatir al animal solo era válido darle en un punto determinado, correspondiente generalmente a un órgano vital (representado por la killzone).

Originalmente pretendía ser una simulación práctica de la caza, pero hoy día tiene dos vertientes claramente diferenciadas. La principal es la que conserva el nombre tradicional Field Target y que ha ido evolucionado técnicamente, a la vez que han mejorado los equipos de los tiradores. La segunda vertiente, más acotada técnicamente en su equipamiento y también muy popular, con una orientación hacia la caza, es la que se denomina Hunting Field Target. A nivel mundial se organiza un campeonato anual entre los países miembros de la federación, el que este año se realizó en Portugal.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)