POLÍTICA EXTERIOR

Uruguay visualiza cerca el acuerdo con Europa

Para Tabaré Vázquez, el acuerdo resulta clave para Uruguay.

Cancilleres del Mercosur se reunieron con sus pares en Bruselas. Foto: AFP
Cancilleres del Mercosur se reunieron con sus pares en Bruselas. Foto: AFP

Nadie puede negar que los esfuerzos por alcanzar firmar un tratado de Libre comercio (TLC) entre la Unión Europea (UE) y el Mercosur para firmar han sido grandes. La intención data de más de 20 años atrás. Pero incluso a lo largo del 2017 los cancilleres de ambos continentes mantuvieron varias reuniones. La última en Buenos Aires había dejado un sabor más que amargo y el horizonte bastante negro para lograr el acuerdo.

Sin embargo esto parece haber cambiado y ayer tras la reunión en Bruselas el canciller uruguayo Rodolfo Nin Novoa se mostró muy optimista en sellar el anhelado acuerdo.

En declaraciones a Radio Uruguay el ministro dijo que es muy probable que la firma se realice el 26 de febrero en Asunción de Paraguay

Según el canciller "son tres pilares: el político, de cooperación y económico. Los dos primeros están casi cerrados y faltan los ajustes necesarios para el tercero", expresó al programa radial Uruguay verano.

A pesar de esto aclaró que aún quedan aspectos para trabajar. "Uruguay tiene más interés en la carne y el arroz y la cuota que puedan ofrecer es muy importante", indicó.

"Estamos tratando de ver si pueden modificar la cantidad y estructura de la oferta dentro de lo que es el volumen", dijo el canciller quien agregó que se espera una mejor oferta respecto al arroz. A su vez puntualizó que se ha abierto otra gran discusión por el tema de los lácteos donde el bloque europeo está "con mucho interés ofensivo". "Salvo que exista una flexibilidad en otras cosas de parte de ellos, podríamos aceptar que ingrese una cuota pequeña de quesos que no se produzcan aquí", dijo.

En la reunión de hoy, la UE estuvo representada por Sandra Gallina mientras por parte del Mercosur asistió Ronaldo Costa Filho, que son los jefes negociadores que han encabezado las conversaciones hasta ahora.

El encuentro sucede a la reunión a nivel ministerial que mantuvieron el martes los comisarios europeos de Agricultura y Comercio, Phil Hogan y Cecilia Mälmstrom, con los cancilleres de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay.

En ella hablaron de las demandas clave de cada uno de los bloques y debatieron el "margen de maniobra" existente en cada una de ellas, incluidos los productos agrícolas, dijeron a Efe fuentes del Mercosur.

Las mismas fuentes confirmaron que expertos de ambas partes continuarán trabajando para llegar a un acuerdo la semana próxima sobre la base del "empuje político" logrado en la reunión del martes.

El encuentro de ayer sirvió para avanzar en unas discusiones que se encuentran ya en su recta final después de que en 2017 se cerraran buena parte de los capítulos del acuerdo.

Aún quedan abiertos, sin embargo, ámbitos como las cuotas de importación de productos como la carne de ternera, donde las ambiciones del Mercosur chocan con las reticencias europeas a importar mayores cantidades bajo tarifas reducidas.

La UE, por su parte, busca que el Mercosur abra el mercado a sus exportaciones del sector automovilístico (tanto coches como partes de coches) y a sus productos lácteos.

Tanto el bloque sudamericano como el comunitario coinciden en afirmar que, pese a que las conversaciones se encuentran en posiciones difíciles, se trata de una etapa "normal" en cualquier negociación de un tratado comercial y existe "voluntad" de llegar a un acuerdo (CON INFORMACIÓN DE EFE).

Europeos advierten de evitar perder el tren con Sudamérica.

Para Europa el acuerdo con el Mercosur es la forma de ingresar al mercado sudamericano con ventajas arancelarias. El ministro español de Asuntos Exteriores y Cooperación, Alfonso Dastis, advirtió el jueves de que la Unión Europea (UE) estará "perdiendo una gran oportunidad comercial y económica" si no supera el bloqueo de sus negociaciones para un acuerdo comercial con los países del Mercosur. La Comisión Europea (CE) informó que las negociaciones para firmar un acuerdo de libre comercio están en "posiciones difíciles", pero confió en que con la "voluntad política" actual se llegará a un pacto que el ministro español animó a "no dejar perder". Dastis afirmó que los "intereses dignos de protección" que estarían haciendo valer los que ponen trabas al acuerdo con Mercosur en la UE "son menores en la visión de conjunto y además se pueden compensar".

"América Latina está abierta al mundo y no podemos desaprovecharlo por estrechez de miras", señaló el ministro, que insistió en que esa región "en los próximos decenios será más importante que nunca".

"La UE lleva mucho tiempo sin prestarle la atención necesaria, un día se cansarán de esperar", advirtió.

Dastis se refirió a las negociaciones del Mercosur durante una conferencia organizada por el diario El País en Bruselas y titulada "España en Europa: un futuro en común". (EFE)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)