DURAZNO

El sueldo de un intendente para ayudar a organizaciones sociales

Los $ 130.000 que Luis Ayçaguer percibe como jerarca municipal los dona a instituciones que trabajan en la atención a personas con discapacidad.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Luis Ayçaguer, intendente de Durazno y "padrino" de organizaciones sociales. Foto: Archivo El País

Luis Ayçaguer es un médico ginecólogo de la ciudad de Durazno. Tiene 69 años y hace 42 que ejerce su profesión. Pero también es el actual intendente del departamento.

Por el cargo municipal percibe un salario de $ 130.000, pero lo que no es público, y más aún cuando el protagonista se rehúsa a publicitarlo, es que dona la totalidad de su sueldo a instituciones sociales que trabajan en la atención de personas discapacitadas.

Ayçaguer no se considera un político. Una vez que cumpla su mandato —el que termina en julio de este año— dejará la actividad partidaria para regresar a su consultorio.

“Siempre, incluso antes de mi actividad en la comuna, desde hace quince años, he tratado junto a mi esposa, dentro de las posibilidades económicas, de ayudar, sobre todo a la parte de asistencia para discapacitados. Eso ha sido para mí, no sé si una ‘debilidad’, la de ayudar a ese sector”, dijo el intendente a El País.

“Lo que hizo la intendencia fue intensificar esa actividad”, agregó.
Por haber sido electo intendente, tuvo que dejar de lado una profesión que ama. “En este momento yo estoy dejando de lado la profesión de médico, porque una vez que la gente me votó, yo tengo que obedecer al voto popular. Y la medicina la hago en menor escala porque eso es una voluntad mía. Lo otro (ser intendente) es una voluntad del pueblo que quiso que yo estuviera acá”, afirmó.

De todas formas logra hacer un lugar para ejercer como médico. Cuando la labor municipal le abarca el horario vespertino, aprovecha la mañana para atender en policlínicas o realizar intervenciones quirúrgicas. Esto lo hace hasta el mediodía, hora en que retoma su tarea como intendente hasta la noche, o incluso hasta la madrugada cuando su trabajo lo lleva a visitar localidades del interior del departamento.

¿Cómo fue su ingreso a la política? Ayçaguer aclara que “nunca fui a un comité, ni hice una caravana, ni como estudiante ni como médico, jamás. Mi entrada a la política fue por un pedido en el 2010 del (expresidente) Luis Alberto Lacalle. Yo estudié ginecología con un compañero muy entrañable, el doctor Ricardo Pou, que es primero de la esposa de Lacalle padre”, explicó.

Y cuando se le pregunta sobre la actividad político partidaria, dice simplemente que “no le apetece”. “A mí me gusta la gestión. Estuve en el hospital y me gustó mucho y también esto que hago ahora. Me gusta hacer cosas, el servicio. Y la política, no digo que sea mala sino que a veces la hacemos mala los hombres, es un buen mecanismo de ayuda, de servicio, pero a veces los hombres no la hacemos como debería hacerse y yo no me creo con las condiciones como para ser político”, puntualizó.

Formación.

Nació en Paso de los Toros (66 kilómetros al norte de Durazno, por ruta 5) donde cursó escuela y ciclo básico de Secundaria, realizó Preparatorio en el liceo Rubino de Durazno, continuando en la Facultad de Medicina, donde egresó y se desempeñó como docente en las escuelas de Nurse y de Parteras.

Fue su época liceal, el primer contacto directo con la sociedad duraznense, en la que se radicó en julio de 1978.

Hospital de Durazno

Sobre su desempeño como director del Hospital “Dr. Emilio ´Penza”, recuerda grandes momentos y otro desagradable, cuando fue cesado en el cargo, al asumir el gobierno del Frente Amplio.

“Ejercí en el hospital hasta el 28 de febrero de 2005 siendo director desde el 2002, en momentos de plena crisis; previamente fui jefe de sala de maternidad durante algo más de una década. No me jubilé, pedí la renuncia, yo podía seguir como médico, pero renuncié, no tenía los años como para jubilarme, por lo cual no soy jubilado”, comenta en charla con El País.

En la administración pública, Ayçaguer fue docente y durante treinta y tres años recorrió los estamentos de la carrera militar, llegando hasta Coronel, desempeñando el cargo de jefe de los Servicios Médicos de la Fuerza Aérea.

Ayçaguer, asumió como intendente duraznense, en julio pasado, como primer suplente del electo jefe comunal, Ing. Benjamín Irazabal Calleri, que renunció al cargo, para abocarse a la actividad partidaria.

Fundación "Los Pajaritos"

Haciendo referencia a su mote o apodo de “Pajarito”, el matrimonio Ayçaguer, creó cuatro años atrás la Fundación “Los Pajaritos”, con la finalidad de ayudar a entidades de Durazno y Paso de los Toros, con énfasis en discapacidades de tipo físico y/o motriz y becas para estudiantes

Nacido en Paso de los Toros, está casado también con una “isabelina”, a la que conoce “de toda la vida, porque vivía a una cuadra de su casa”.
La fundación, así como todos los bienes del matrimonio del jefe comunal, es administrada por un reconocido estudio en Montevideo.

“Nosotros no tenemos hijos, y el día que faltemos, eso pasa a la fundación”, dijo, haciendo referencia a los bienes propiedad del matrimonio.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)