EFECTOS DEL COVID-19

Por trabajo virtual cayeron denuncias de acoso laboral

En 2020, la Inspección General de Trabajo y Seguridad Social registró 292 denuncias, lo que significa una caída respecto a las 429 de un año antes.

Explica la baja en denuncias de acoso laboral. Foto: Shutterstock
Explica la baja en denuncias de acoso laboral. Foto: Shutterstock

El estallido de la pandemia de coronavirus en marzo del año pasado provocó un cambio radical en el mundo laboral, que debió volcarse irremediablemente al trabajo remoto allí donde ha sido posible. Un efecto derivado de esta nueva realidad virtual, y de la menor presencialidad en el lugar de trabajo, es la disminución en el número de denuncias de acoso en el ámbito laboral que recibe el Ministerio de Trabajo.

En 2020, la Inspección General de Trabajo y Seguridad Social registró 292 denuncias, lo que significa una caída respecto a las 429 de un año antes. La mayoría de los casos de 2020 correspondió a situaciones de acoso moral (238), le siguieron las causales de acoso sexual (33), represión sindical (17) y discriminación (4). En tanto, los datos de 2019 muestran que el “acoso moral” totalizó 357 denuncias, mientras que el “acoso sexual” sumó 48 y la “represión sindical” 24.

La Inspección de Trabajo aún no dispone de datos referidos a 2021. Para el inspector general, Tomás Teijeiro, los números relevados reflejan una “leve disminución en las denuncias”.

Consultado sobre el impacto de la pandemia de coronavirus en la situación de acoso laboral y su reporte a las autoridades, Teijeiro indicó que “la pandemia y el hecho de que muchas tareas se desempeñen de manera remota han propiciado que exista quizás -y es una presunción- una leve tendencia a la baja”. Explicó que al disminuirse la presencialidad, “la interacción entre las personas también baja y por ende la posibilidad de que se generen este tipo de situaciones”.

Por otra parte, la crisis sanitaria motivó un cambio en el mecanismo de denuncia, ya que en lugar de hacerse de manera presencial, ahora se realiza a través de correo electrónico (a la dirección [email protected]). Luego, se deriva al área jurídica del ministerio para iniciar el procedimiento administrativo correspondiente.

“Acá lo importante a priorizar es que el Ministerio de Trabajo a través de la Inspección está muy pendiente de estos temas y que todo esto tiene un procedimiento administrativo muy riguroso y que obviamente le otorga garantías a las partes tratando de, en todo lo posible, tutelar los derechos y que los daños sean los mínimos para las partes”, remarcó a El País el inspector general de Trabajo.

Modo virtual

Aunque la pandemia del COVID-19 ha mermado -al menos en los números de denuncias- las situaciones de acoso en el lugar de trabajo, se abre un nuevo panorama para este tipo de situaciones en el ámbito virtual, un tema sobre el que las autoridades están atentas.

En el Pit-Cnt consideran que los problemas relacionados a factores de riesgo psicosocial como el síndrome de burn out, las adicciones y el acoso se han visto “agravados fuertemente” en la pandemia “más allá de que se denuncien o no”, indicó Hugo Etchenique, a cargo de la Comisión de Acoso Moral Laboral de la central de trabajadores.

Al Pit-Cnt llegan denuncias “de forma permanente”, dijo. Etchenique explicó que el aislamiento es una causa para la aparición de este tipo de problemas que afectan el bienestar laboral.

“La pandemia llevó al trabajo a distancia, y eso es aislamiento. Esto inevitablemente genera condiciones más favorables para que se produzca cualquier tipo de situación que vulnere los derechos de la gente que está trabajando”, señaló el vocero del Pit-Cnt.

Para la central, otra consecuencia negativa derivada de la virtualidad son “las modificaciones en la organización del trabajo por la introducción de nueva tecnología”, lo que Etchenique consideró como “una forma de abuso”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados