CIRCULACIÓN EN LA AGUADA

Viaducto: megaobra que desordena el tránsito en rambla portuaria para ordenarlo después

Los embotellamientos son el precio a pagar por la obra vial más importante que se construye en Montevideo desde los accesos.

Obras de construcción del viaducto en la rambla portuaria. Foto: Marcelo Bonjour
Planta de prefabricado en predio de AFE. Allí se armarán 400 vigas de 20 metros de largo, y otras “especiales” de 35 metros. Foto: Marcelo Bonjour

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

Desde el martes 26 de noviembre se encuentra cerrada para los vehículos la rambla portuaria entre La Paz y Francisco Tajes, por las obras del nuevo viaducto que la empresa Saceem construye para la Administración Nacional de Puertos (ANP). Si bien se hicieron estudios de impacto, canalizaciones por otras vías, flechamientos y hasta corrimientos de paradas de ómnibus, la obra está generando una previsible distorsión en la zona de Rondeau, Paraguay, Cuareim y Avenida del Libertador.

Con la rambla cortada (estará así durante casi dos años), para salir de Montevideo hacia el Oeste hay que tomar por Rondeau hasta el final, girar hacia Aguilar, Jujuy y San Fructuoso, hasta tomar la costanera. Ayer, El País recorrió este tramo en el horario “pico”, pasadas las 18:00 horas, constatando importantes atascos en el tránsito.

En la mañana, una situación similar se da en el ingreso a la ciudad, también desde el Oeste, que se hace por Tajes o San Fructuoso desde la rambla, para luego tomar Paraguay o Rondeau hacia el Centro.

Estos embotellamientos son el precio a pagar por la obra vial más importante que se construye en Montevideo desde los accesos. El viaducto de la rambla no es comparable con el de Paso Molino: tendrá una extensión de 1.670 metros contando sus rampas de acceso principales y un puente arco de 160 metros de largo, complementándose con una serie de infraestructuras anexas. Se trata de una inversión de US$ 127 millones, que provienen de recursos de la ANP y de un préstamo del Fondo Financiero para el Desarrollo de la Cuenca del Plata (Fonplata) de US$ 50 millones.

Desvío de tránsito por obras de viaducto en la rambla portuaria. Foto: Marcelo Bonjour
Tránsito complicado en horarios “pico”, sobre todo en Rondeau. Foto: Marcelo Bonjour

Tren de UPM.

El viaducto comenzará a la altura de la vieja estación de AFE y culminará en la zona de la Central Batlle. Para quien transite por Colombia y doble hacia el Norte, habrá una rampa para subir. Y para quien venga por la vía elevada habrá otra para bajar hacia la calle Tajes y poder ingresar a la ciudad.

Además, la obra contempla a nivel de la rambla la vía del futuro tren de UPM, y aumenta la capacidad de circulación con la construcción de tres carriles en cada sentido (actualmente hay dos en cada dirección).

“Cada corte de barrera por el tren de UPM se estima que será de entre 10 y 15 minutos. Al principio va a haber cinco trenes de entrada y cinco de salida, que con la mayor producción podrán llegar a ser siete. Es decir que 14 veces al día, estaría 15 minutos la barrera baja”, explicó a El País el gerente del proyecto del viaducto, Gustavo Amor.

“No habrán interrupciones como la que hoy representa el semáforo de la calle Colombia. También se ordena la entrada de los camiones al puerto, porque todos los ingresos serán por el acceso Norte”, agregó el ingeniero de la empresa Saceem.

Actualmente hay 110 personas trabajando en la obra y se calcula que llegarán a 350 en su pico máximo.

Obras de construcción del viaducto en la rambla portuaria. Foto: Marcelo Bonjour
Obras de construcción del viaducto en la rambla portuaria. Foto: Marcelo Bonjour

Monumental obra.

Solamente la construcción del viaducto demandará 5.700 toneladas de hierro y 60.000 metros cúbicos de hormigón, que serán producidos por una planta que ya se instaló dentro del puerto.

Cada pilote que sostendrá la estructura, a unos 8 metros de altura, tendrá un metro y medio de diámetro y se introducirá 25 metros bajo tierra, hasta llegar al suelo firme.

Los pilotes se construirán en uno de los dos grandes obradores que se montaron para la obra, ubicado en un terreno a los fondos de la vieja terminal de AFE. Para colocar estos pilotes fue necesario traer dos máquinas que no había en el país.

Obras de construcción del viaducto en la rambla portuaria. Foto: Marcelo Bonjour
Obras de construcción del viaducto en la rambla portuaria. Foto: Marcelo Bonjour

En el mismo predio se harán las vigas prefabricadas de hormigón. Se necesitan unas 400, de unos 20 metros de largo, las cuales pueden construirse a razón de cuatro cada dos días. Otras vigas más largas, de unos 35 metros, serán necesarias para cinco tramos especiales.

Los bordes del viaducto terminarán de un lado sobre el actual cerco del predio de AFE y del otro sobre el muro del puerto, que está siendo demolido porque el espacio de la terminal portuaria se ampliará unos 15 metros hacia la calle.

Con la obra recién arrancada, ya se ha sorteado el primer escollo: bajo tierra, donde irán los enormes pilotes, pasaba una línea de alta tensión de UTE que tuvo que volver a ser tendida a una corta distancia, con tres cables de 1.450 metros.

Obras de construcción del viaducto en la rambla portuaria. Foto: Marcelo Bonjour
Fue necesario cambiar una línea de alta tensión de 1.450 metros. Foto: Marcelo Bonjour

Para algunas partes del proyecto Saceem se encuentra consorciada con Grinor. Esta empresa se encarga de obras de vialidad y del espacio que se le está ganando al río en la zona Norte, donde estará el ingreso de camiones. Fuera del recinto portuario, la obra anexará el predio del Rowing Club, que será trasladado, al igual que el de la pesquera Clainsa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)