APLICACIONES DE TRANSPORTE

Uber considera "injusto" el registro de la Intendencia de Montevideo

La empresa Uber, líder en el mercado uruguayo, manejaba desde hacía meses una lista de 8.500 interesados, sin embargo la Intendencia de Montevideo recibió menos de 1.500 solicitudes.

Uber tiene 8.500 interesados en ser choferes. Foto: Fernando Ponzetto
Tenía unos 8.500 aspirantes a chofer. Sin embargo, la IMM recibió 1.413 solicitudes en el nuevo registro. Foto: Fernando Ponzetto.

Los números de inscriptos en el registro de aplicaciones de transporte, que luego de un período de tres semanas de apertura volvió a cerrarse el lunes pasado, sorprendieron a muchos. La empresa Uber, líder en el mercado uruguayo, manejaba desde hacía meses una lista de 8.500 interesados, sin embargo la Intendencia de Montevideo recibió menos de 1.500 solicitudes para ingresar a un sistema que fue topeado en 4.000 permisos y en el que quedarían unos 800 o 1.000 lugares disponibles.

“El sistema no está funcionando. El registro se abrió durante tres semanas. Y nos parece que como está todo planteado es bastante injusto. Se trata de un sistema en el que se sortean ganadores y perdedores, nada te asegura que vayas a tener acceso a un permiso por más que cumplas con todos los requisitos”, declaró El País desde Buenos Aires Johanna Picciano, responsable de comunicaciones de Uber para Argentina, Paraguay y Uruguay.

“Obliga a todos los interesados a someterse a este proceso de incertidumbre, de hacer trámites que son complejos y que no se adecúan a los tiempos de esta apertura del registro. Si alguien quería sacar día y hora para obtener la libreta profesional, que es uno de los requisitos, el turno recién lo tenía un mes después. Para nosotros es totalmente injusto, porque el registro también hace que el interesado tenga que incurrir en gastos, al pagar la libreta por ejemplo, sin tener la certidumbre de que conseguirá el permiso”, agregó.

Como diera cuenta El País, hubo 1.003 anotados en la sección 1 de “aspirantes a nuevos permisarios” y 407 a la sección 2 correspondiente a “actuales conductores no permisarios”. Otros tres se ofrecieron para conducir coches eléctricos.

Mañana viernes se realizará el sorteo entre los inscriptos ante escribano público.

Modelo de negocio.

Picciano dijo que además de ser “injusto” para el conductor, el registro dispuesto por la IMM también lo es para las empresas. “Hoy nuestro modelo de negocio es de entrada y salida de conductores, de gente que se registra para manejar durante un tiempo y que después sale, porque tal vez tiene otra oportunidad en otro lado. Ese potencial que tiene el negocio está completamente limitado por una regulación que no se adecúa a la naturaleza de Uber”, indicó.

En los últimos 30 días, más de 3.100 conductores realizaron viajes con la aplicación de Uber. De esos 3.100, hay 400 que solicitaron inscribir su propio auto (personas que antes manejaba el vehículo de otro). La nueva reglamentación establece que solo pueden ser conductores los dueños de los automóviles o sus familiares directos. Ya no se admiten los subcontratos.

“Aproximadamente otros 600 conductores de Uber manejaban el auto de otra persona, y ahora no pueden acceder a un permiso propio”, informó Picciano. De todos modos, la regulación les otorga un período de gracia de 15 meses para que se adecúen a la nueva normativa, aunque no les asegura el acceso a un permiso.

Cabify.

Desde la compañía Cabify se ve el escenario de una manera diferente. El chileno Eduardo Hernández, gerente general de la firma en Uruguay, señaló a El País que el número de interesados que se anotó en el registro es “acorde” a la cantidad de cupos disponibles, que sería de unos 800 o 1.000. Hernández dijo que “no le constan” los números que manejó la competencia sobre 8.500 interesados en ingresar al sistema.

La meta de Cabify es “captar el 100% de los nuevos cupos” y eso lo hará con una campaña “mucho más agresiva”, en la que intentará quitarle conductores a Uber. La empresa Cabify, que opera en nueve países de América Latina y dos de Europa, regresó a Uruguay el pasado mes de mayo, después de un año y medio de haber cesado sus operaciones en el país.

Cabify. Foto: Difusión
Cabify. Foto: Difusión.

“Desde la perspectiva de entender que hay una regulación nueva, que Uruguay ha sido pionero en regular (a Chile le llevó 5 años) y que este proceso de reapertura busca limpiar el escenario de conductores no permisarios y que no tengan lazo consanguíneo, el número de inscriptos deberá ser capaz de cubrir esta reasignación de cupos”, concluyó Hernández.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)