"SALTO EN MARCHA"

Salteños volvieron a volcarse a las calles exigiendo seguridad

“¡Basta de vivir detrás de rejas, candados, alarmas y cámaras!”

Sentada: los manifestantes cortaron la calle Uruguay. Foto: Vicente Massarino
Sentada: los manifestantes cortaron la calle Uruguay. Foto: Vicente Massarino

Centenares de salteños convocados por el movimiento "Salto en Marcha" desafiaron la amenaza de lluvia y marcharon anoche por la calle Uruguay, en demanda de seguridad, y en repudio ante los crímenes ocurridos en las últimas semanas y la ola de delitos contra la propiedad que sufre el departamento.

Los manifestantes se concentraron frente a la plaza Artigas y luego bajaron por la principal arteria de tránsito para detenerse en la intersección con la calle Sarandí. Allí escucharon la proclama a cargo del músico y comerciante Luciano Campos y de la médica Shirley Domínguez.

Campos dijo que el grupo convocante "lucha por una causa común que no se identifica con movimientos políticos, sociales ni religiosos".

"La causa que nos convoca es la inseguridad en la que vivimos cada día, que se va acrecentando y profundizando. Queremos una convivencia en paz donde se respete nuestro primordial derecho: el derecho a la vida", sostuvo.

Shirley Domínguez enfatizó en la necesidad de que Salto sea visto como un destino de paz y armonía, un sitio seguro; "que no nos identifiquen con una ciudad de luto, opaca y triste, por amanecer cada día con un nuevo titular de delincuencia y muerte".

"¡Basta ya de vivir detrás de rejas, candados, alarmas y cámaras! Nuestro hogar, sagrado e inviolable como reza nuestra Constitución, debe ser respetado. Basta ya de tanta violencia, abusos, presiones; de tanta delincuencia, de tantas muertes!", imploró la médica.

Exigieron no exponer más a los policías en las calles "sin herramientas para defenderse y defendernos".

Campos agradeció la presencia de la mamá del joven Andrés Duarte (22), asesinado a fines de marzo al enfrentar a un delincuente que pretendió rapiñar el negocio familiar en el Barrio Ceibal, así como de la madre de otro joven que fue ultimado a puñaladas en la madrugada del 1° de abril.

"Están aquí, con fuerzas y sin rencores, y eso tenemos que valorarlo", enfatizó Campos a quienes se sentaron en la calle para escuchar el mensaje del movimiento, que contó con las adhesiones del Centro Comercial e Industrial local y de Un Solo Uruguay.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º