ESPACIOS COSTEROS

Puerto y rambla, pueden mejorar

Experto mexicano sugiere hacer foco en la zona portuaria y no descartar inversión privada.

Experto dice que hay "esfuerzos modestos" de integración. Foto: Marcelo Bonjour
Experto dice que hay "esfuerzos modestos" de integración. Foto: Marcelo Bonjour

Durante dos días de la semana pasada se hicieron en Montevideo talleres con panelistas locales e internacionales que expusieron sobre los principales espacios costeros de la capital uruguaya, haciendo foco en zonas neurálgicas de la ciudad como la rambla y su puerto.

Con respecto a este último punto, el urbanista mejicano Juan Carlos Zentella Gómez consideró que hay "algunos esfuerzos modestos" de integración entre el puerto y la ciudad de Montevideo.

"Lo que yo percibo es que se requiere quitar una serie de barreras físicas y sobre todo institucionales. Originalmente un puerto nace fusionado con la ciudad, son lo mismo. Cuando se van incrementado las cargas y el comercio internacional, hay una necesidad de que crezca. Y a partir de ahí ya le empieza a dar la espalda a la ciudad. Esto es una evolución, un ciclo. Y llega un punto en que los usos entre el puerto y la ciudad ya pasan a ser incompatibles", explicó Zentella en entrevista con El País.

Según el experto, es necesario ver "otro tipo de vocaciones que comienzan a emerger", básicamente en los sectores de servicios y comercio.

"Hay una nueva articulación y nuevas oportunidades en comercio, servicios y también en zonas habitacionales y residenciales. Hay que invertir de manera integral, mejorar el espacio público, la seguridad, el alumbrado, la conectividad; asegurar un acceso para viviendas de todo tipo, de distintos estratos socioeconómicos. Eso hay que fomentarlo a través de la coordinación de los distintos organismos que inciden en el territorio y con inversión privada", destacó.

Zentella Gómez ya ha estado anteriormente en el país como consultor del Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, y del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (Pnud).

Hace tres años, dio una charla sobre "México y Uruguay: miradas cruzadas y lecciones recíprocas para adaptarse al cambio climático".

Con respecto a la rambla, elogió todo el paseo y recomendó mantener los espacios que existen entre las construcciones y el río, algo que no se ha hecho en otras ciudades, afectando las áreas costeras para siempre.

Uno de los objetivos específicos de los talleres fue proponer iniciativas —estudios, planes, programas y acciones—que promuevan la actuación coordinada en el territorio, desde la planificación hasta la implementación.

Desde la IMM.

La directora de la Unidad Ejecutiva de Resiliencia, que depende de la Unidad de Planificación de la Intendencia de Montevideo, Gabriella Feola, dijo a El País que los talleres sirvieron como insumo para "políticas públicas en una visión a largo plazo".

Montevideo integra la Red de 100 Ciudades Resilientes, impulsada por la Fundación Rockefeller, una plataforma que promueve el desarrollo urbano sustentable con enfoque en el aspecto humano.

Nuevo plan de la IMM. Foto: N. Pereyra
Foto: Nicolás Pereyra

Aplicado a las ciudades, el concepto de resiliencia refiere a la capacidad de las personas, comunidades, instituciones y sistemas de sobrevivir, adaptarse y crecer.

"Todo parte desde una articulación desde la Intendencia con el gobierno nacional, el Ministerio de Transporte y Obras Públicas, la Administración Nacional de Puertos y el sector privado. Entendemos que ya se han empezado a hacer algunas acciones, pero todavía hay muchas oportunidades para trabajar. En el caso de la bahía trabajamos la zona de acceso de los cruceristas como un lugar para la integración, hacer un paseo público con áreas verdes y fortalecer incluso la integración de los turistas con la gente local. Que haya oportunidades para negocio, empleo", indicó

En poco tiempo, un par de años tal vez, Buquebus va a liberar un área muy importante en el puerto, que desde la Intendencia de Montevideo se ve como potencialmente aprovechable para implementar estas políticas.

"Hay que concertarlo con el Ministerio de Turismo y la ANP, hay que sentarse en una mesa y planificar. Nosotros queremos espacios públicos, accesibilidad, áreas verdes y algo mucho mejor. Es un espacio importante que se puede aprovechar, aunque no tenemos nada definido en estos momentos. Estamos sembrando la discusión. Y a partir de eso vamos avanzando", señaló Feola.

Según los organizadores de los talleres que se realizaron la semana pasada en Montevideo, el objetivo de los mismos fue "diseñar e implementar un plan general de gestión del espacio costero que asegure mediante criterios de manejo costero integrado y considerando todas sus dimensiones". Esto, tomando en cuenta que se trata del principal espacio público de la ciudad, el más democrático, eje de conectividad y atractivo turístico.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados