PLAZA DE DEPORTES N° 1

En un mes comienzan obras para recuperar plaza de Ciudad Vieja

Tendrá tres canchas multiuso. IMM adjudicó reforma a empresa por US$ 1 millón.

Cancha: una será para fútbol y tendrá césped. Foto: Ariel Colmegna
Cancha: una será para fútbol y tendrá césped. Foto: Ariel Colmegna

En junio, se iniciará la obra de recuperación de la Plaza de Deportes N° 1 de la Ciudad Vieja (Juan Lindolfo Cuestas y Washington), que esta semana fue adjudicada por la Intendencia de Montevideo a la empresa Pilarsyl S.A. por un millón de dólares.

"Es una reforma global del espacio, obviamente manteniendo la faceta de un lugar público asociado al deporte. Lamentablemente, la plaza no es un espacio que esté lindo, que nos agrade, más allá de que tenga un uso intensivo. Y es parte de una demanda de los vecinos de hace mucho tiempo", declaró a El País el alcalde del Municipio B, Carlos Varela.

El anteproyecto que realizó la Intendencia para remodelar la plaza recibió el año pasado varias objeciones de los vecinos, que se manifestaron en una encuesta organizada por una comisión especialmente creada. Camilo Zino, miembro de esa comisión, expresó entonces a El País su satisfacción por el hecho de que autoridades y técnicos de la IMM tomaran en cuenta el trabajo de los vecinos.

La empresa contratada para la obra ya ha hecho otros trabajos para la Intendencia de Montevideo, como el reacondicionamiento del Parque Capurro y del Centro Cívico Salvador Allende en Carrasco, o la plazoleta Juan de Nava, ubicada entre las calles Patriotas, Carapé y Bayona, dentro de los límites del Municipio C. También se ha presentado a otros llamados a licitación en el Interior, por ejemplo en Río Negro.

Los cambios.

La reforma de la Plaza de Deportes N° 1, que se estima demandará un año, incluye la recuperación de las tres canchas que existen en ese sitio y que son muy utilizadas. Una de ellas será para fútbol y tendrá césped, las otras dos serán multifuncionales, con piso de hormigón. A su vez, se prevé la creación de un nuevo salón multiuso, un sector de juegos infantiles, también con aparatos inclusivos, una zona para skate y un sector de arbolado con bancos. Se instalará una iluminación moderna y en lugar del cerco perimetral, hacia la rambla, existirá un talud de césped.

"Se mejoran las canchas, la iluminación, el espacio público y los juegos para los niños. También cambia el diseño, hay unos desniveles que permiten que las canchas se transformen en un anfiteatro. El proyecto le cambia claramente la cara de lo que hoy tenemos, que es lo que podríamos llamar un campo árido", comentó Varela.

"Ahí se encuentra el barrio, la gran cantidad de inmigrantes que andan en la vuelta, es un espacio que se usa mucho, por las canchas de fútbol, los juegos infantiles… Tenemos una comisión administradora del espacio que se generó cuando la plaza fue entregada por la Dirección Nacional de Deportes a la Intendencia. En esa comisión está representada la Intendencia, el Municipio, el Concejo Vecinal y los vecinos", añadió.

Tres secciones.

Según el proyecto de la Intendencia, la nueva plaza se desarrollará en tres fajas principales.

Contra la calle Lindolfo Cuestas, habrá un sector de "acceso" y área de juegos de niños, aprovechando la sombra de los árboles allí existentes y que se mantendrán, proyectándose a su vez un "muro banco" corrido que contenga a los niños hacia el tráfico de la calle. Se suma en esa zona una construcción techada que funcionará como salón de usos múltiples.

En el centro de la plaza estará la faja deportiva, con las tres canchas. Y contra la rambla Monteverde, otro espacio de césped, que fue pensado como separador del tráfico y el ruido de la calle. Al mismo tiempo, se prevé la potencial ocupación de ese sector por futuros estacionamientos. De darse esa ocupación, se proyecta que la cubierta sea de tipo verde, no perdiendo área de plaza y ganando eventualmente las vistas hacia la rambla por estar elevado respecto al nivel de suelo.

Contra el sector más próximo al edificio del ex Hotel de Inmigrantes (Monumento Histórico Nacional), se proyecta la plantación en línea de una especie vegetal llamada liquidámbar, para lograr una mejora en la regulación del asoleamiento, tanto en verano como en invierno.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados