SIN CASA Y SIN TRABAJO

Madre y bebé sobreviven al frío en calles de Dolores

El niño tiene macrocefalia y requiere más exámenes.

Stephanie y su pareja solicitan un trabajo para poder dejar la calle y tratar a su hijo. Foto. D. Rojas
Stephanie y su pareja piden trabajo para poder dejar la calle y tratar a su hijo. Foto. D. Rojas

Después de conocido el caso de la madre que vive en el hospital de Nueva Palmira con su hijo dependiente de un respirador artificial, se conoció una historia semejante, de otra mujer y su hijo, con macrocefalia. Ambos viven en situación de calle en la ciudad de Dolores, departamento de Soriano.

En medio de las bajas temperaturas que han comenzado a sentirse sobre todo en las noches, Stephanie Farah no tuvo más remedio que instalar una precaria carpa en la península Timoteo Ramuspé, a orillas del Río San Salvador.

La joven se quedó sin empleo y librada "a la mano de Dios". Sigue amamantando a su bebé de 8 meses y pasa muchas horas sin alimentarse, en riesgo de desnutrición.

En diálogo con El País, aclaró que no pretende que le regalen nada, solo pide un empleo para rehacer su vida. Su pareja recién ayer pudo conseguir una changa y adquirir un poco de leña.

"No tenemos donde vivir. Hemos pedido ayuda a servicios sociales, al municipio de Dolores y al Mides, pero no tienen una solución para nosotros. Nos mandaron a hablar con el Ministerio de Vivienda, pero no hay opción de una solución habitacional, porque no tenemos un terreno, si lo tuviéramos nos podrían ayudar con una canasta de materiales", expresó la mujer.

La opción que le dieron fue trasladarla junto a su hijo a un refugio en Paysandú y derivar el hombre a Montevideo. "Eso sería separar a la familia y nosotros queremos, ahora que caímos en desgracia, lucharla juntos" aclaró.

"Somos dos personas que necesitamos que nos escuchen y nos den una mano, no económica, sino un trabajo que puede ser como caseros en algún establecimiento. Conocemos las tareas que hay que cumplir". dijo Stephanie.

"Mi hijo de 8 meses tiene macrocefalia, aunque todavía no podemos precisar en qué grado. Ahora dependemos de hacerle una tomografía en Mercedes, pero no tenemos para solventar los gastos médicos" sostuvo la mujer mientras exhibía la orden para el estudio médico y el libro de evolución de crecimiento del bebé.

La gráfica del médico muestra claramente cómo el cráneo del menor está muy por encima de los parámetros normales. Considerando que el INAU comenzó a tomar cartas en el asunto, la madre ahora siente miedo de que intenten quitarle a su pequeño por no tener un techo digno.

"Hacemos fuego y nos tapamos con todo lo que esté a nuestro alcance. Es una situación muy difícil que nunca en mi vida me tocó vivir", afirmó Stephanie.

Gastos médicos imprescindibles

El pequeño se llama Alan y en brazos de su madre juega con una pelota desinflada mientras ella relata su drama. El aumento del perímetro craneal del bebé se da en general a gran velocidad a su edad, pero de todos modos deben hacerle más estudios para definir si esa macrocefalia es benigna o puede asociarse con alguna patología.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º