El negocio del cabello en pleno auge

Los hombres y futbolistas son cada vez más coquetos

Las barberías tienen clientes semanales y los tricolores su propio estilista.

El público masculino llega a las barberías en búsqueda de un estilo en particular. Foto: Fernando Ponzetto
El público masculino llega a las barberías en búsqueda de un estilo en particular. Foto: Fernando Ponzetto

Nicolás se vio venir el "boom" de las barberías tres años atrás y decidió viajar a Perú para perfeccionarse en cortes y tendencias urbanas. Retornó y abrió Barbería GS en un local de la Galería del Virrey.

Un corte común lo cobra 250 pesos y suele hacer 50 por día. Lo más bizarro que le tocó diseñar fue una iguana en la cabeza de un hombre. Nicolás asegura que se puso de moda delinearse las cejas.

En su cartera de clientes figuran El Gucci, el Tonga Reyno, la selección de Ecuador y todo el plantel de Nacional. Llegó a la concentración del club de sus amores por intermedio de un amigo el 31 de marzo de 2017.

Hizo esa entrada con el pie izquierdo: cortó el pelo a los jugadores tricolores el día antes de que cayeran 3 a 1 ante Boston River.

Aquella tarde Nacional perdió su invicto en el Torneo Apertura, y fiel al estilo cabulero que reina en el fútbol, Nicolás dejó de ser convocado.

El estilista de los famosos recibió buenas noticias en febrero de 2018: volvió a ser tenido en cuenta como coiffeur de la concentración bolsilluda.

Formen está pensada como un club de caballeros. Foto: Marcelo Bonjour
Formen está pensada como un club de caballeros. Foto: Marcelo Bonjour

Y al día siguiente, Nacional venció a Rampla Juniors por tres goles contra cero. Y mantuvo esa racha ganadora por cuatro partidos más.

Las victorias ayudaron a que se convirtiera en el barbero oficial del plantel dirigido por el "Cacique" Medina.

"Tengo el honor personal y profesional de cortar el pelo a los futbolistas antes de cada partido. Uruguay es un país súper futbolero y sé que estoy jugando con una imagen que es lo más visto cada fin de semana. Siento una presión inmensa al saber que está todo el país mirándolos".

Nicolás viajó como parte de la delegación oficial a Argentina, y aunque Nacional quedó afuera de la Copa Libertadores (cayó 3 a 1 ante Estudiantes, igual lo siguieron convocando.

Así que la cábala quedó atrás y es apenas una anécdota de un mal comienzo: ganen o pierdan él mantiene su rol. Se irá a Río de Janeiro donde Nacional buscará su pase a octavos en la Copa Sudamericana ante Fluminense este 24 de octubre.

El público masculino llega a las barberías en búsqueda de un estilo en particular. Foto: Marcelo Bonjour
Foto: Marcelo Bonjour

La única vez que le tocó cumplir una promesa fue después de ganar el Torneo Intermedio. "Dos jugadores pactaron hacerse una rayita en la cabeza si llegaban a la final, y al día siguiente salimos campeones".

Prefiere no revelar los nombres de esos futbolistas porque a ellos no les gusta que se sepan detalles de su intimidad. Y él ganó la confianza del equipo a base de respeto.

"Conozco al jugador en la interna, fuera del personaje. De puertas para adentro de la concentración son personas", asegura.

Y agrega que "las últimas cinco veces que le corté el pelo a (Gonzalo) Bergessio metió un gol. Contra San Lorenzo, en Argentina, perdimos, pero él igual mojó".

Felices.

Los clientes de Barbería Formen no acuden con el mero fin de cortarse el pelo, afeitarse, hacerse mechitas o un progresivo. Los casi 50 hombres que pasan a diario por el centro de estética ubicado en la Peatonal Sarandí saben que se les brindará una experiencia.

el diseño más recordado de Crismartin. Foto: Nicolás (barbero)
El diseño más recordado de Crismartin. Foto: Nicolás (barbero)

El lugar está ambientado como un salón de caballeros: hay máquina de café, sillones y una barra para beber whisky y variedad de licores. Cada tanto contratan un barman que hace tragos con o sin alcohol.

Los días donde se juegan partidos importantes se prende el televisor, y sino hay música de fondo para aclimatar.

"Queremos que la persona salga renovada y descansada. Si el cliente está feliz sabemos que volverá", comenta Crismartin. Así se conoce en las redes sociales al dueño de Formen.

Y la táctica parece ser eficaz: la mitad de los hombres que van a la barbería sacan turno una vez por semana. Tal asiduidad también se explica porque los cortes son "milimétricos" y requieren mantenimiento.

Crismartin empezó a estudiar peluquería hace 23 años, y en aquel entonces el hombre se cortaba cada cinco meses. "Hoy se preocupan más por la estética. Muchos llegan para afeitarse, marcarse los contornos, limpiarse la pelusa, hacerse un progresivo e incluso la tinta".

Nicolás, el barbero oficial de Nacional, junto a Viudez y Rafa García. Foto: Nicolás (barbero)
Nicolás, el barbero oficial de Nacional, junto a Viudez y Rafa García. Foto: Nicolás (barbero)

Aunque hoy se trabaja menos con el color porque el cabello gris es tendencia, y los canosos se dejan el pelo natural.

Formen está ubicada a pocas cuadras del Registro Civil y es una ventaja para los novios e invitados. El lavado, corte, peinado y barba cuesta alrededor de $500. Algunos aprovechan y hasta se cambian en el área de vestuario ubicada al fondo de la barbería.

"El hombre todavía no tiene esa costumbre como las novias, pero cada tanto cae alguno", comenta Crismartin.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)