LA MOVILIDAD SOSTENIBLE QUIERE GANAR TERRENO EN LA CAPITAL

Ciclistas parados en los pedales

La Masa Crítica se volvió a movilizar en noche de luna llena para reclamar más derechos.

Ciclo vías: Masa Crítica pretende que la Intendencia de Montevideo cumpla con las obras. Foto: Facebook Masa Crítica
Movilizaciones: son auto convocadas y el recorrido se elige en el momento. Foto: Facebook Masa Crítica
Movilizaciones: Foto: Facebook Masa Crítica
Voluntarios: que sábado por medio trabajan en el taller Libera tu bici. Foto: Facebook Masa Crítica.

Ni un colectivo, ni una ONG, ni un grupo formalizado. La mejor forma de definir a la Masa Crítica es hablar de dos pedaleadas mensuales (en noche de luna llena y el segundo domingo del mes) con el fin de reivindicar el uso de la bicicleta, reclamar mejoras y necesidades en infraestructura, condiciones de seguridad, y que el gobierno municipal invierta en campañas sobre movilidad urbana orientada a ciclistas.

El sábado 31 de marzo hubo noche de luna llena y la Masa Crítica volvió a reunirse en el Obelisco, su clásico punto de encuentro, para hacer sus reclamos. En el evento de Facebook prometían asistir 60 personas, pero duplicaron la apuesta y dijeron presente 120 ciclistas que recorrieron 27 kilómetros en tres horas.

Sobre ruedas.

En la Masa Crítica no hay lugar para jerarquías ni liderazgos, aunque existen referentes que transmiten la cultura a través del boca a boca. Tampoco se mueven por intereses comerciales o políticos: "Bienvenidos todos los que quieran colaborar, pero no nos vamos a poner del lado de un partido o de otro porque la causa es social", apunta Juan Alvez, activista y participante de la Masa Crítica.

Se trata de movidas auto convocadas: las iniciativas se realizan de forma individual, no importa de quién parten y no están organizadas. Por eso nunca se sabe cuántos asistirán. La mayor difusión se realiza vía redes sociales -se crean eventos en el grupo de Facebook integrado por casi 13 mil usuarios-, pero hay quienes recurren a la vieja usanza y reparten folletos o pegan carteles en centros educativos.

La movilización dura tres horas, se recorren entre 25 y 30 kilómetros a 15 Km/h, y el circuito se define en el momento. No usan la instancia de la manifestación para hacer reivindicaciones porque pretenden que sea "una fiesta. No buscamos el tono de asamblea. La idea es que pedaleando nos visibilizamos, y al hacerlo mandamos un mensaje. Luego, quienes tienen interés en participar se contactan con algún colectivo".

El movimiento se originó en California en 1991, pero las redes sociales facilitaron que se diseminara rápido. La Masa Crítica se volvió mundial. En el Acuerdo de París redactado en 2015 y promulgado por la ONU, que reunió a más de 195 naciones, la movilidad sostenible fue una de las acciones más importantes contra el cambio climático. El objetivo es que los ciudadanos se vuelquen a la bicicleta como medio de transporte porque no contamina.

En Uruguay, la Masa Crítica existe desde el 2008, aunque cobró más visibilidad en 2012 ya que se pretendía que las propuestas programáticas de los partidos políticos incluyeran la creación de ciclo vías y proyectos de movilidad sostenible. El punto de auge sucedió en 2016 gracias a un cuplé de la murga La Gran Muñeca que recreó la esencia de la Masa Crítica. Los números lo avalan: en una de las convocatorias participaron 700 ciclistas, cuando lo frecuente es que concurran entre 60 y 120. "Mirábamos para atrás y eran cinco cuadras densas de bicicletas", recuerda Alvez.

Se formaron diversos colectivos que fomentan actitudes respecto al bi rodado. Al Trabajo en Bici busca que la gente abandone el auto o el ómnibus para desplazarse hacia su empleo; Una Bici Más "es un agitador de las redes sociales y planta información de lo que sucede en el mundo"; Libera tu bici otorga bicicletas a quienes no pueden comprarlas; Unibici funciona desde hace cinco años dentro de la cátedra de la Facultad de Ingeniería y ofrece charlas para fomentar el rol académico. Hace cuatro meses se creó Pedaleando Libre, un colectivo feminista contra el acoso: "Algunos automovilistas han puesto en peligro la vida de las ciclistas porque se les acercan demasiado para decirles un piropo", según Alvez.

En repecho.

Las reuniones con las autoridades de la Intendencia de Montevideo y la Unasev han sido "una pérdida de tiempo", según Carlos Bruno, creador del colectivo Libera tu bici. Denuncia que todavía "hay deudas del Presupuesto Participativo de 2013" donde los vecinos del Municipio B y CH votaron para construir cuatro ciclo vías: entre Facultad de Derecho y Facultades de Medicina y Química, desde Terminal Tres Cruces a Facultades Medicina y Química, de Facultad de Arquitectura a Facultad de Odontología, y de Facultad de Arquitectura a Facultad de Veterinaria. Dice que los avances han sido muy pequeños y que las ciclo vías existentes están "mal mantenidas y mal señalizadas".

Juan Alvez considera que la reglamentación está hecha por "gente que no sabe nada de ciclismo". Dice que tuvieron dos reuniones con el intendente Daniel Martínez donde se les "tomó el pelo. En la reunión mensual con las autoridades de Movilidad nos planteaban siempre los mismos temas". El cronograma de obras 2017 incluía una ciclo vía en Av. Italia desde Gallinal hasta el Hospital de Clínicas, otra en Fernández Crespo, "y no hemos visto ni una sola máquina. Martínez no ha hecho nada por el ciclismo uruguayo y la movilidad sostenible. Las bici sendas fueron puestas por Ana Olivera".

Alvez se queja de que los ciclistas deben andar con "ojos en la nuca". Y asegura que están "en pie de guerra" con las autoridades de la comuna capitalina: "Te reunís para concretar proyectos y te entusiasmás porque el gobernador municipal llegó pedaleando a dar el discurso inaugural, pero lo único que ves son millones de dólares para ensanchar Avenida Italia".

Más que pedalear. 

Sábados de liberación en el Velódromo.

Libera tu bici existe desde 2013 y es un proyecto de recuperación de birodados en desuso que se ponen a disposición de usuarios que no tienen dinero para comprar uno propio. Carlos Bruno y cinco amigos "monjes de la bicicleta" coordinan este taller que se realiza sábado por medio de 14:00 a 18:00 en el Velódromo Municipal.

El fin es dejarlas "funcionales", es decir, "que rueden y frenen". Más de 40 voluntarios trabajan para ponerlas a punto. Llevan liberadas 650 y el 95% son donaciones de particulares. "El Shopping Tres Cruces nos ha dado algunas que dejan tiradas en su estacionamiento", cuenta Carlos Bruno. Los sábados de 12:30 a 13:30 dan clases para que adultos aprendan a andar en bici. Colocan un bollón y cada alumno deja dinero a voluntad: así sustentan la liberación de bicis.

"Cuando empezamos con el proyecto la idea era que la persona se ahorrara el dinero del transporte colectivo, se comprara la bicicleta que quería y devolviera esa que se le dio para poder ayudar a otro. Al inicio se cumplió, pero hoy vuelve menos del 10% porque la gente que va no tiene capacidad de ahorro y esa bicicleta le facilita la vida como medio de transporte, o incluso para buscar trabajo", comenta Carlos Bruno.

Experiencia completa para los ciclistas

Gustavo Izus trabaja para "empoderar al ciclista" y cuando se enteró que el llamado a licitación para la explotación comercial de las lanchitas del Parque Rodó se había caído decidió presentar un proyecto cultural y sustentable que llamó Mundo Pedal. La propuesta incluye talleres sin costo de yoga, meditación, taichi y danza; alquiler de botes y bicis, y una cafetería con vasos descartables ubicada en el parador del lago donde están las lanchitas.

Hace un mes abrió Tandem en Constituyente y Blanes con un triple concepto: venta de bicicletas y accesorios, taller y cafetería. La idea es que mientras el cliente mira bicicletas o esperar por el arreglo pueda hacerlo con un café, un jugo o un bocado dulce de por medio. También hay inflador gratuito para quien guste ajustar sus ruedas. El jueves 5 de abril se dará un taller gratuito sobre mecánica básica y chequeo a fin de "facilitar herramientas para que la gente ande más en bicicleta", dice Leonardo Angulo, dueño de Tandem.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º