EXCAVACIONES

La arcilla dificulta la búsqueda de restos en batallón

Debajo del piso de hormigón, en ese sitio de cinco por tres metros, hay “demasiada arcilla”, lo que hace más tediosa la tarea manual.

Arqueólogos trabajan en el campo del Batallón N° 13 donde encontraron restos de una persona. Foto: AFP
Arqueólogos trabajan en el campo del Batallón N° 13 donde encontraron los restos de Bleier. Foto: AFP

Mientras los cuatro hijos de Eduardo Bleier definen a dónde y cuándo enterrarán los restos de su padre, hecho que será íntimo, la búsqueda de cuerpos de desaparecidos continúa en dos batallones: el 13 y 14.

La información “verosímil” de un anónimo hizo que el fiscal especializado en Crímenes de Lesa Humanidad, Ricardo Perciballe, solicitara una pesquisa debajo de un galpón del batallón 14. Previo al comienzo de las excavaciones, el análisis del georradar constató “alteraciones” en la tierra. Eso avaló el inicio de la búsqueda.

Los arqueólogos de Presidencia preveían que la pesquisa terminara al cabo de una semana. Pero las lluvias y, sobre todo, la dificultad del terreno demoraron la búsqueda. Sucede que debajo del piso de hormigón, en ese sitio de cinco por tres metros, hay “demasiada arcilla”, lo que hace más tediosa la tarea manual.

A diferencia de la búsqueda en el batallón 13, en que se usan dos retroexcavadoras, en el 14, al ser un galpón y de poca magnitud, la tarea es manual (salvo al inicio que fue con martillo eléctrico).

Dos de los cuerpos de desaparecidos durante la dictadura fueron encontrados en el 14. El de Julio Castro, maestro y escritor, detenido en agosto de 1977. Sus restos fueron hallados en octubre de 2011 en los predios del batallón 14. Tenía 67 años. Y el de Ricardo Blanco, sindicalista de UTE en Soriano. Lo secuestraron en enero de 1978. Sus restos fueron hallados en marzo de 2012 en el Batallón 14. Tenía 40 años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)