Reclamo salarial

Sindicato desafía a la DGI y vuelve con las protestas a Punta del Este

Funcionarios del organismo manifestarán por partidas salariales en Gorlero.

Concentración de funcionarios de DGI en Maldonado. Foto: Ricardo Figueredo
Concentración de funcionarios de DGI en Maldonado. Foto: Ricardo Figueredo

La Asociación de Funcionarios de Impositiva (AFI) volverá a desafiar a la DGI cuando esta tarde regrese a Punta del Este para concentrar y manifestar en rechazo a una resolución presidencial que dispone una rebaja salarial, según entiende el sindicato.

La AFI informó ayer a El País que tiene previsto desarrollar una concentración y movilización a las 19 horas en la Avenida Gorlero, una de las calles más transitadas en temporada de verano por los turistas en el principal balneario del país. Por otro lado, el sindicato realizará un paro de actividades en Maldonado, San Carlos, Piriápolis y Colonia.

Según denuncia el sindicato, la DGI y el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) introdujeron "cambios en las metas institucionales otorgando aumento en el salario anual de $ 175.000 a los directores y una rebaja salarial para la casi totalidad de los funcionarios, no respetando condiciones salariales ya acordadas".

Los funcionarios de la DGI percibían una partida salarial —que asciende al 15% de lo que cobra cada trabajador— que está asociada a metas. Ahora, la administración quiere que ese porcentaje se ate al cumplimiento de objetivos institucionales, como el de recaudación que cada año marca el Ministerio de Economía a la DGI. La AFI que reclama una mesa de negociación en el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS) para avanzar en sus reivindicaciones, señaló que "la dirección de la DGI manifiesta públicamente su voluntad de negociar pero avanza en la política de la imposición sin respetar acuerdos existentes y sin cumplir con la Ley 18.508 de Negociación Colectiva en el Sector Público".

El sindicato que llegó incluso a ocupar en diciembre del año pasado la sede central de la DGI y el tercer piso del MEF, profundiza ahora cada vez más las medidas. Entre ellas, resolvió solicitar la "intervención" del presidente Tabaré Vázquez para que se convoque a un ámbito de negociación "donde la postura de los trabajadores también esté sobre la mesa: que no exista pérdida salarial y se respeten los acuerdos".

Desde el sindicato indicaron a El País que "está previsto que salgan varios ómnibus de Montevideo y que a ellos se sumen los compañeros de las oficinas que realizan paro". El salario de los trabajadores de la DGI tiene un componente fijo y otro variable, vinculado a metas grupales e institucionales. El pago fijo es de $67.000 nominales mensuales para los trabajadores administrativos y de $124.000 para los profesionales. El sindicato entiende que la DGI no está cumpliendo y asegura que no pretende una "autogestión". El gremio también denuncia un aumento en las remuneraciones de los directores de división y que todos los cambios previstos deberían disponerse por la vía de un decreto y no a través de una resolución del Poder Ejecutivo que será recurrida vía judicial por el gremio.

Fiscalizaciones.

Hasta que no terminen las protestas y manifestaciones de la AFI, la dirección de la DGI no retomará las inspecciones en el este del país. El martes pasado, la DGI informó de la suspensión de la gira de verano por "no poder desarrollar las actividades de acuerdo a lo planificado y para no afectar la actividad turística del país". El organismo indicó en su sitio web que "en DGI hay buenos salarios, no hay rebaja ni incremento salarial para nadie", explicaron.

Buscan evitar que los reclamos lleguen al este

El director de la DGI, Joaquín Serra, rechazó la manifestación que realizaron el martes pasado los funcionarios del organismo en la rambla frente al Hotel Conrad en Punta del Este. "Estamos pagando hoteles y viáticos a funcionarios para que vayan a concentrar a Punta del Este", señaló Serra a El País en referencia a los inspectores. Su intención es "procurar que los conflictos sociales y sindicales que no son originariamente de Punta del Este, y que son montevideanos , no se trasladen al balneario más emblemático del país". La situación molesta en el organismo. Serra que habló la semana pasada con El País, explicó que no hubo ningún tipo de presión desde el Ministerio de Economía por las protestas de sindicatos en el este, pero que sin embargo, la situación es preocupante.

COFE intermedia en un duro conflicto

En un comunicado, la Confederación de Organizaciones de Funcionarios del Estado (COFE) "reivindica en todos sus términos lo planteado por la AFI" y apoya todas las medidas dispuestas por el gremio. Las autoridades rechazaron una propuesta alcanzada por su secretario José Lorenzo López para realizar un convenio colectivo a dos años, que asegure la no pérdida salarial. En un comunicado, la semana pasada, el sindicato de trabajadores de la DGI señaló que es "desmedido" que "no se respeten los acuerdos de 2005 y 2011 y que se realicen cambios en la definición de las metas en forma unilateral cuando nuestro sindicato siempre negoció de buena fe". Por otro lado, puntualizó que también es "desmedido que los cambios en las metas generen una redistribución interna de la partida aumentando el salario de los directores y rebajando el salario de los funcionarios. Las metas de gestión no se cumplen, pero se reduce la incidencia de las mismas para los directores que gestionan la DGI y se incorporan a los funcionarios de nivel operativo rebajando el salario".

A su vez, rechazaron que "el salario de ingreso sea de $ 40.232 y con estos cambios los directores reciban aumentos de $ 175.000, es decir, el equivalente a más de 4 salarios de ingreso". Desde la dirección se indicó que no es así dado que existen diversos escalafones.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)